Arturo Peniche

ARTURO PENICHE
El guionista de la novela de ‘El Zorro’ pensó en él desde el primer momento y dio la talla con creces.

Cada acto de Fernando Sánchez de Moncada en ‘El Zorro’, cada paso que da, tiene como objetivo aumentar su poder y para ello no posee limites. Es cínico, racista, déspota..., pero no tiene nada que ver con Arturo Peniche, el actor que le da vida a Fernando y a Enrique, personaje que interpreta actualmente en ‘Victoria’. Con más de 30 años de carrera artística a sus espaldas, este mexicano es un tipo campechano y sin pelos en la lengua.

-Un personaje duro el tuyo, en ‘El Zorro’...
Sí, porque es un hombre que tiene mucho dolor en el alma, pero me siento afortunado de poder interpretarlo. Es un personaje muy interesante y con el paso del tiempo el espectador se dará cuenta de por qué Fernando actúa así.

-¿Y crees que el público llegará a perdonar y justificar lo que hace?
No. Hay razones que le llevan a actuar de esa manera, pero no es válida la forma en que lo hace.

-¿Hay algo de bondad en el corazoncito de Fernando?
Él no es un hombre malo, lo que pasa es que ha vivido rodeado de guerra. Vio con sus propios ojos cómo mataban a sus padres y ha crecido con ese odio, con mucho miedo y muy confundido.

-¿Evolucionará de algún modo?
No, cada día que pasa se va a volver más fiera, más irracional e insolente, y retará más a la muerte.

-Será difícil encontrar algún punto en común con él.
Pues sí, pero la verdad es que como actor me divierto mucho dándole vida, desdoblándome en ese carácter. De repente lo pongo muy explosivo, luego tranquilo e incluso lo llevo a ser una persona taciturna que se encierra en sí misma.

-¿Has conocido alguna vez a alguna persona así?
Sí. Yo nací en un barrio de México muy complicado, donde la gente se tenía que abrir paso a base de cuchillos y machetes. Eran hombres muy duros, infames, que ahora ya están bajo tierra. Así que, sí que he conocido gente enferma como Fernando, personas que confunden el poder con el amor y lo que es ser gobernante con la sumisión. De hecho, en mi país hemos tenido presidentes así.

-¿Qué le dirías a esa gente?
Que Dios los perdone y los juzgue. Por ahí hay un presidente que fue desastroso para México, que vive y es millonario, a él le preguntaría si su conciencia le deja descansar por las noches sabiendo la hambruna que ha dejado en mi país.

-¿Esta es la primera vez que trabajas en Colombia?
Sí, pero me siento muy a gusto, como en mi casa. Éste es un país hermoso y la productora, la mejor. Cuando me llamaron para participar en ‘El Zorro’ yo acababa de terminar de grabar ‘Alborada’ y estaba descansando en la finca que tengo en México. Me mostraron el material, negociamos, cogí mis cosas y me vine para acá.

-¿Te ofrecieron ser el Gobernador desde el primer el momento?
Sí. De hecho, tengo la gran suerte de que escriban este personaje para mí. El guionista de la telenovela, Kiko Olivieri, me comentó que lo creó pensando en mí y basándose en mi trayectoria profesional.

-¿Hay algo que no te guste de él?
Bueno, al principio no me convencía eso de tener una hija de 29 años, porque yo todavía soy muy joven. Sin embargo, cuando vi a Marlene Favela (Esmeralda) me di cuenta de que no había tanta diferencia. Aún así, decidimos poner barba y canas a Fernando para darle más madurez.

-¿Gabriela, tu mujer, y Khiabet y Brandon, tus hijos, están contigo?
No, y es la primera vez que estoy solo. Mis hijos tienen que estudiar y mi mujer se ha quedado con ellos, pero suele venir a verme.

Confesiones íntimas:
• Fecha y lugar de nacimiento: “El 17 mayo de 1962, en México D.F.”
• Una manía: “Decir groserías”.
• Vicios confesables: “Fumo, el tequila y las mujeres. No soy promiscuo, pero me encantan”.
• Tu película preferida: “En Busca de la Felicidad’, de Will Smith”.
• Libro favorito: “El Caballero de la Armadura Oxidada’, de Robert Fisher”.
• Una comida: “La paella”.
• Un perfume: “Armani Mania’, de Giorgio Armani”.
• ¿Si te pudieras reencarnar, en qué lo harías?: “En un tigre de bengala”.
• ¿Qué es lo que más te gusta de tu cuerpo?: “Mi sexo”.