Cómplices

Gonzalo sigue enamorado
de Soledad
Fidel y Mario se encuentran bajo las cobijas
Mario se lleva tremenda sorpresa cuando en su intento por reconquistar a Alejandra descubre a un hombre bajo las cobijas de la cama de su esposa, y la reacción de Fidel no es menor cuando siente la mano tibia de un hombre sobre él. Pero las sorpresas no terminan para Fidel. Mientras comparte una entretenida tarde a ritmo de sabajón y parqués con Harvey, el gringo decide presentarle a su cuñada y a su hermanito menor que es nada menos y nada más que el mismo Mario, quien no sabe que decir. Ante la sorpresa, Mario decide confesarle toda la verdad a Fidel para evitar malos entendidos.

Francisca besa a Mario
Francisca en cambio, muy ilusionada con su falso esposo, aprovecha el alto grado de estrés que tiene Mario y con la excusa de ofrecerle un masaje relajante le da un apasionado beso y le confiesa que se muere por él. Otra que se muere por un hombre es Emilia, quien insiste en conquistar a Harvey a como de lugar, pero Soledad no le dejará el camino libre y le pide a Cristóbal que invite a salir a Emilia y la aleje del gringo y de su dinero. Cristóbal que le fascina hacer notar sus aires de Don Juan, la invita a cenar pero terminará saliendo con Patricia, la amiga de Emilia y su compañera de apartamento.

Sebastián golpea a Cristóbal
Patricia ha aceptado salir con Cristóbal para olvidarse de Sebastián, pero el remedio resulta peor que la enfermedad cuando debe soportarle sus malos chistes y comportamientos. Sebastián acude en su ayuda y terminará agarrando a los golpes a Cristóbal por referirse despectivamente a un mesero gay del restaurante donde están. La reacción de Sebastián sorprende a Patricia y por supuesto a Cristóbal.

Javier le dice a Andrea que está enamorado de ella
Entre tanto, Andrea que tampoco soporta la indiferencia de Javier, decide alejarse del negocio familiar. Lo que nunca se imaginó es que él va a buscarla y le confiesa su amor, cuando está a punto de besarlo, despierta de su sueño y en efecto, ve a Javier, quien ha llegado para regresarla a la casa de los Espinoza Trujillo, sin darle ninguna prueba de su amor.

Gonzalo le confiesa su amor a Soledad
Soledad recibe tremenda confesión de Gonzalo, su ex novio y el padre de su hija, quien le declara su amor y le grita que no ha podido olvidarla. Ella le sigue el juego, sólo con un objetivo: conseguir su anhelada venganza.


Del 11 al 15 de febrero de 2008