Natasha Klauss y su verdadero apellido

Natasha Klauss
y su verdadero apellido
Con el próximo estreno de ‘Novia para dos’ también se estrenará en el Canal RCN la actriz Natasha Klauss, a la que hemos podido ver en telenovelas de éxito como ‘Pasión de Gavilanes’, ‘La mujer en el espejo’, ‘La Tormenta’ y su más reciente trabajo como novicia en ‘El Zorro: La Espada y La Rosa’; ahora interpretará a Tania, la novia guerrera de Toño (Lincoln Palomeque).

“Estoy muy feliz de llegar al Canal RCN. Todos me han atendido muy bien y me siento muy rodeada. Mi mayor reto en este proyecto era el tema del humor que maneja mi personaje: Tania, por ser tan dicharachera. Hacer reír es un tema muy serio, pero mi director, Mario Ribero, me dio mucha seguridad para poder soltarme y llegar a lo que quería”, dice la actriz.

Lo que muy pocos saben es que Natasha es de ascendencia lituana y su verdadero apellido no es muy fácil de pronunciar: Rastapkevicius. Esta bella y carismática actriz nació en Cali y desde los dos años se radicó en Barranquilla.

Hay más noticias de Natasha: su segundo esposo, el uruguayo Marcelo Greco, es su permanente compañero por ser su manager. La otra adoración de Natasha es su hija Isabel, y hace tres meses adoptó un gato al que llamó Ángel, que le hace compañía al perrito del hogar llamado Bruno.

En ‘Novia para dos’, Natasha Klauss da vida a Tania, la única del barrio que ha salido del país para viajar. Los últimos cinco años ha ido religiosamente a “Niuyor” a trabajar como mesera, procurando aprovechar la visa de turista que “mi Dios” le dio para hacerse a unos verdes y terminar de construir su ranchito en Colombia, donde piensa vivir con su ser amado: Toño Ríos. Enamorada regresa para casarlo y se encuentra con tres noticias. La primera es que Toño dejó perder el ranchito, la segunda que hay una tal Margarita, de profesión arquitonta, que pretende volarle al Toño, y la tercera que al Toño le apareció un hermano, esto si le da moral, pues el pariente resultó millonario y Tania enfila toda su artillería para ver cómo aprovecha la situación y logra sacar a los suyos de pobres.