La Dama de Troya

Los recuerdos y la sed de venganza podrían impedir que Patricia se case

Vuelven los enfrentamientos entre padre e hijo

Ya en libertad, Sebastián (Andrés Juan) no desaprovechará ni un sólo instante para estar junto a la mujer que ama, por eso seguirá adelante con sus planes de boda, así no cuente con el apoyo de sus padres. Mientras Sebastián discute fuertemente con Antonio (Rolando Tarajano), porque le impide llevarse el ganado que le pertenece y que en este momento necesita para empezar una nueva vida, Esther (Myriam De Lourdes) busca a Patricia (Cristina Umaña) e intenta acercarse a la joven que se convertirá en la esposa de su único hijo. Nena (Valentina Acosta) se entera de los planes de Sebastián y se muere de la irá al percatarse que el amor que siente por la campesina es más fuerte que el que un día le profesó a ella.

Sebastián intenta acoplarse a su nueva vida en el Potrillo mientras Fabián recurre a Simón para salvar a su hija
Sebastián (Andrés Juan) no desea convertirse en una carga para Patricia (Cristina Umaña) y aunque ella no se lo pide, hará todo lo que esté a su alcance para sentirse útil y ganarse el cariño y la confianza de todos. Sin embargo Martín (Roberto Cano) no desea ser su amigo, y siente que su estadía en la hacienda podría arruinar su planes de venganza en contra de su familia. Entre tanto, Fabián (Mauricio Figueroa), preocupado por la fuerte tristeza en que se ha sumido su hija, buscará a Simón (Rodolfo Valdez) y le pedirá que lo acompañé a su casa y lo ayude a recuperar la Nena (Valentina Acosta) que todos conocen. ¿Será que Susana (Marcela Agudelo) permitirá que el peón entre a su casa y se acerque nuevamente a su hija? Descúbralo esta noche.

Patricia tendrá que decidir entre Sebastián o Martín
Por un comentario de Martin (Roberto Cano) en el que afirma que Antonio (Rolando Tarajano) es un ladrón, Sebastián (Andrés Juan) se saldrá de casillas y la paz, tranquilidad y armonía que se respiraba en El potrillo se acabará, pues para evitar que estos recios personajes se vayan a los golpes, Patricia (Cristina Umaña) deberá tomar cartas en el asunto. Esta aguerrida mujer tendrá que elegir entre el amor de Sebastián o los planes de venganza que ha gestado con Martín. Entre tanto, Susana (Marcela Agudelo) quedará en shock al escuchar a Nena (Valentina Acosta) asegurar que no descansará hasta destruir a su ex y a la campesina, y hacerlos pagar por todo el daño que le han causado.

Martín debe abandonar el Potrillo, y Mariana se entera de que Fabián está en Bogotá
Para evitar mayores roces con Sebastián (Andrés Juan), Patricia (Cristina Umaña) debe sacar a Martín (Roberto Cano) de la hacienda y aunque toma esta determinación en contra de su voluntad, no tendrá otra salida. Sin embargo la aguerrida mujer no desamparará a Martín y le pedirá a Pierre (Claude Pimont) que lo emplee en su bar. Entre tanto, mientras Esther (Myriam de Lourdes) le entrega a su hijo el dije que todos los De La Torre han utilizado para casarse, Nena (Valentina Acosta) habla con Mariana (Lina Angarita) y le cuenta que sus papá tuvo que viajar a la Bogotá por negocios y que sería bueno que ella lo acompañará.

Patricia y Sebastián adelantan su boda
Patricia (Cristina Umaña) y Sebastián (Andrés Juan) deciden adelantar la fecha de su boda y la noticia tomará a todos por sorpresa, principalmente a Martín (Roberto Cano) quien no entenderá el por qué de la prisa de la pareja de enamorados y será víctima de una mezcla de confusos sentimientos. Mientras Sebastián le pide a su madre que lo acompañe el día de su boda, Nena (Valentina Acosta) y Susana (Marcela Agudelo) buscan la manera de arruinar los planes de la feliz pareja. Entre tanto, Antonio (Rolando Tarajano) entrará en cólera cuando vea que Fabián (Mauricio Figueroa) regresa del viaje sin haber solucionado los problemas del frigorífico.

Crisis matrimoniales
Desconociendo el pasado de Patricia (Cristina Umaña) y con la intención de jurarle amor eterno frente al altar, Sebastián (Andrés Juan) hablará con el párroco de la iglesia del pueblo para que los case. Lastimosamente sus esfuerzos serán inútiles, pues cuando le dé la noticia a su prometida, esta se rehusará a casarse por la iglesia. La incertidumbre y del desconcierto se apoderan de la vida de Sebastián, quien no entenderá el por qué de la actitud de Patricia. Entre tanto, mientras Esther (Myriam Lourdes) discute con Antonio (Rolando Tarajano) por haberse casado con ella estado enamorado de Susana (Marcela Agudelo) y de atacar a su hijo por su deseo de casarse con una mujer a la que él no aprueba, Susana le reclama a su esposo por su extraño y su sospechoso cambio de actitud hacia ella. Nena (Valentina Acosta) hará todo lo que esté a su alcance para impedir que Sebastián y la campesina sean felices.

¿Suenan campanas de boda?
Patricia (Cristina Umaña) y Sebastián (Andrés Juan) hablarán muy seriamente de su matrimonio, en el que importantes invitados asistirán a esta gran celebración. Después de oponerse al noviazgo de su hijo, Esther (Myriam de Lourdes) finalmente terminará admitiendo su relación aceptará la invitación a la boda. Por otra parte Sebastián, molesto por una fuerte discusión con Antonio (Rolando Tarajano), no querrá saber nada de su padre. Mientras tanto, Nena (Valentina Acosta) y Centella (Jairo Ordoñez) comentarán de manera sarcástica el matrimonio entre Sebastián y Patricia. Y Fabián (Mauricio Figueroa), le hará una confesión a Ramón (Gerardo de Francisco) el alcalde que lo dejará atónito.

Nena interrumpe la boda de Patricia y Sebastián
Sin ser invitada y enceguecida por la rabia y el dolor, Nena (Valentina Acosta) llegara al “Potrillo” y gritará a los cuatro vientos que no permitirá que la campesina y su ex sean felices. Todos los invitados quedarán en shock cuando se percaten de la presencia de la jovencita en el lugar, pero la más sorprendida será Esther (Myriam de Lourdes), quien intentará mediar ante la situación. En ese mismo instante, Susana (Marcela Agudelo) va a la hacienda de Antonio (Rolando Tarajano) e intenta seducirlo y Martín (Roberto Cano) ahoga sus penas de amor en el alcohol.

Los recuerdos y la sed de venganza podrían impedir que Patricia se case
Aunque (Myriam de Lourdes) impidió que Nena (Valentina Acosta) arruinara la boda de su hijo, el pasado atormentará a Patricia (Cristina Umaña) justo cuando el notario está por declararlos marido y mujer. El comportamiento de Patricia dejará sin palabras a Sebastián (Andrés Juan) y a todos los asistentes, pues en un abrir y cerrar de ojos la felicidad de la aguerrida mujer se convertirá en una amarga tristeza. De otra parte, Fabián (Mauricio Figueroa) cansado de los desplantes de Susana (Marcela Agudelo) y confundido por los sentimientos que despierta en él Mariana (Lina Angarita), tomará la decisión de divorciarse de su esposa.

Del 1 al 12 de septiembre de 2008