Sin Senos no hay Paraíso

La DEA atrapa a varios narcos

Martínez y Lorena reciben a Catalina en México

Doña Mariela le confiesa a Doña Hilda que Albeiro está secuestrado. Cuando llega Catalina a México, ella se da cuenta de que Martínez y Lorena están esperándola, por lo que Catalina comienza a sospechar que ella tiene cocaína en sus senos, ya que Yésica la contó los propósitos que tenía Martínez con unas jovencitas para transportar la droga. Y allí, Catalina le exige a Martínez que dejen en libertad a su novio Albeiro, ya que así se lo prometieron y, así, lo hacen, dejando tirado en la puerta de su casa a Albeiro, donde su mamá y Doña Hilda le reciben, desconsoladas al verle que está inconsciente y, por eso, ellas tienen que llevarle a una clínica. Mientras que, Yésica se lamenta por haber dejado sola a Catalina y no haber viajado con ella a México, además, ella tiene que soportar a uno de los amantes de su mamá (Doña Imelda), a los que Doña Imelda mantiene con el dinero que Yésica le da a su madre.

Catalina conoce a Fernando Rey
Martínez le confiesa a Catalina que la están utilizando para llevarla junto a Fernando Rey y conseguir capturarle, contratando a un número de matones mayor de los escoltas que tiene Fernando Rey y, así, poder salvar a Julieta, Lina y Natalia; y Catalina acepta el reto para poder salvar a sus amigas. Y después, ellos tumban rumbo a la finca de Fernando Rey y, aunque les llevan con los ojos vendados, Martínez va tirando por la ventana vestidos para que Lorena supiera como llegar hasta allí. Mientras tanto, Albeiro se recupera favorablemente en la clínica donde le llevó su madre y Doña Hilda. Antes de que Lina y Natalia fueran a reencontrarse con Martínez; Julieta les pide a sus amigas que intenten huir, aunque sea sin ella, pues Fernando Rey no quiere prostituir a Julieta porque aún tiene la duda de que ella sea su hija. Y Fernando Rey obliga a Lina y a Natalia a tomar alcohol y a acostarse con Martínez. A la llegada de Martínez y Catalina; Fernando Rey se deja deslumbrar por la belleza de Catalina. Mientras que, Bayron le pide la bendición a su madre porque él va a hacer un trabajo muy importante como sicario.

Fernando Rey se enamora de Catalina
Bayron, su jefe El Hombre Oscuro (Ramiro), Balín y el tartamudo Jota invitan a Ximena, Yésica, Paola y Vanesa a salir a bailar con ellos, y éstas aceptan, ya que se lo quieren pasar bien, a pesar de que ellos no las paguen. Y en la discoteca; El Hombre Oscuro y Yésica bailan toda la noche, confesándose entre ellos que a él le gustan los hombres y las mujeres, y ella le insinúa que a ella le gustan las mujeres. Mientras que, Balín coquetea y baila toda la noche con Paola. Y Vanesa y el tartamudo Jota bailan, mientras recuerdan su niñez. Y Bayron le pide a Ximena, mientras que bailan, que no siga prostituyéndose y que él en tres días la traerá mucho dinero. Cuando Catalina logra quedarse a solas con Natalia y Lina; ella le cuenta a sus amigas que Martínez y Lorena quieren acabar con Fernando Rey, además, ellos quieren rescatar a Julieta. Y Martínez logra telefonear a Lorena para avisarla de que ya pueden comenzar con su plan para acabar con Fernando Rey. Después de que Martínez le jurase a Fernando Rey que no le traicionaría nunca; Martínez se lleva a Lina y a Natalia a una habitación de la gran mansión de Fernando Rey, explicándoles que él no quiere acostarse con ellas y que llegó allí para rescatarlas a ella y a Julieta. Mientras tanto, Fernando Rey se enamora de Catalina, y ella le pide que la demuestre que él verdaderamente la ama y éste se lo demuestra besándola apasionadamente, mientras ella le echa una droga en su bebida, ya que así se lo mandó Martínez.

Lorena y Martínez planean la destrucción de Fernando Rey
Después de llamar a Lorena para decirla que ya puede llegar a la finca de Fernando Rey, Martínez les explica a Lina y a Natalia que él necesita poder y que por eso él le va a quitar 10 millones de dólares a Fernando Rey y después quiere conseguir 5 millones de dólares entregando a Fernando Rey a la policía. Más tarde; Lorena, escoltada por varios matones, llega a la finca de Fernando Rey, gracias a las pistas que Martínez le dejó, ya que éste fue tirando vestidos de Catalina por la ventana del coche cuando iban hasta la casa de Fernando Rey. Gracias a la droga que Catalina le mete en el vaso de alcohol a Fernando Rey; él se duerme y, en el cuarto de éste, ella encuentra una pistola y un maletín con mucho dinero, por lo que ella decide quitárselo, siguiendo las órdenes que Martínez la dio. Después de estar bailando en una discoteca; El Hombre Oscuro, Bayron, Balín y Jota se llevan a Yésica, Ximena, Paola y Vanesa hasta su guarida llena de lujos, donde juegan al juego de la botella, por lo que Yésica se tiene que quitar la blusa, y El Hombre Oscuro se siente atraído por ella y, entre otras muchas cosas, Jota y Vanesa se tienen que besar apasionadamente, además, por el juego, Yésica también tiene que besar a El Hombre Oscuro y ellos acaban haciendo el amor, mientras que Jota le dice a Vanesa que la quiere demostrar que él es otro tiempo de hombre y que aún no se va a acostar con ella y ellos duermen abrazados.

Lorena asesina a Fernando Rey
Cuando Catalina les dice a Lina y Natalia que ellas fueron operadas de sus senos, introduciéndolas cocaína en las prótesis, para traficar con la droga de Colombia a México; las tres, nerviosas por lo que las puedan hacer, deciden huir robando un coche; pero en mitad del camino el auto se queda sin gasolina. Mientras que, Martínez detiene a Fernando Rey a punta de pistola en su habitación, y después aparece Lorena, que logró entrar con sus matones y encontrar a su hija Julieta, y ésta decide matar a Fernando Rey. Después, Martínez descubre que los billetes con los que le quería pagar Fernando Rey son falsos y deciden huir por el balcón del cuarto de éste para no pagar a los matones que contrataron, mientras que esos hombres entran y encuentran el cadáver de Fernando Rey y todo ese dinero, y se lo llevan, además, quieren entregar a Fernando Rey a la policía, que lo llevaba buscando mucho tiempo. En Colombia, al amanecer, Liebre observa como El Hombre Oscuro se acostó con Yésica, mientras que Vanesa y Jota sólo durmieron juntos (que la hace sentir como una mujer valorada, que no está con ella para hacerla el amor), por otra parte, Balín y Paola e acostaron juntos, y Bayron hizo el amor con “su flaquita” (Ximena), que la pide matrimonio a Ximena, y ésta acepta muy feliz la proposición de Bayron.

Martínez y Lorena quieren entregar a Cárdenas y Fernando Rey
En mitad del desierto; Catalina, Natalia y Lina van caminando hasta la ciudad más cercana, ya que se quedaron sin coche y no quisieron seguir su camino con Martínez y Lorena y, por el camino, a Catalina la empiezan a dolor mucho sus senos. Y Julieta se vuelve a escapar del lado de su madre y se va a buscar a sus amigas por el desierto. Antes de que se fueran al trabajo que tienen con La Liebre y El Hombre Oscuro; Bayron y Ximena se dicen lo mucho que se aman, mientras Balín la pide a Paola que sea su novia, al igual que lo hace Jota con Vanesa. Poco después, Yésica les confiesa a sus amigas (Paola, Ximena y Vanesa) que ni Cardona, ni El Titi las quieren porque ellas están pasadas de moda. Mientras que, El Titi va a ver a El Hombre Oscuro (Ramiro), que le pide 200 hilos de cocaína, a cambio de mucho dinero y de unos hombres para El Hombre Oscuro. En México, Martínez y Lorena van a hablar con un agente de la DEA para entregar a Fernando Rey y a José Miguel Cárdenas, a cambio de una vida acomodada y llena de lujos y por cinco millones de dólares por cada uno.

José Miguel Cárdenas es arrestado
Martínez y Lorena delatan a Fernando Rey y a José Miguel Cárdenas ante la DEA, diciendo que mataron a Fernando Rey. Por el desierto, Julieta encuentra a Catalina, Lina y Natalia, que estaban muy cansadas y con mucha sed y, poco después, ellas se hospedan en un hotel. Y Catalina telefonea a su mamá (Doña Hilda), que la promete que ella no tuvo nada que ver en el secuestro de Albeiro, aunque es mentira, como cuando la hace creer que ella está en México modelando. Y más tarde, Pelambre (también conocido como El Negro, el escolta de confianza de Marcial) va hasta la casa de Doña Hilda, en busca de Catalina y, aunque Doña Hilda sospecha que su hija la está mintiendo, ella prefiere seguir creyendo que su hija es modelo y, después, Pelambre visita a Yésica, y ella le confiesa que Catalina está en México. Y acto seguido, Pelambre (Negro) le confiesa a Marcial que Catalina se fue de viaje a México. Poco después, Hernán (el Rector del colegio) y su esposa reciben una llamada telefónica de su hija Natalia, diciéndoles que regresará a Colombia y que está dispuesta a regresar a estudiar al colegio. Desde el momento en que delataron a los narcos más importantes de México; Lorena y Martínez entran en una protección de testigos (donde serán custodiados y protegidos por el gobierno de Estados Unidos), pero Julieta no quiere irse con su mamá, aunque la DEA le impide a Julieta que se escape. Y por eso, Julieta amenaza a su madre con delatarla ante la DEA, si ella no la deja irse junto a Lina, Natalia y Catalina, diciéndola que les diría que ella trajo a muchachitas de Colombia con implantes de heroína. Mientras, en un restaurante, Natalia y Lina intentan convencer a Catalina para que vuelva a la escuela, como ellas quieren; pero Catalina cree que ya es tarde y quiere seguir acostándose con narcos para conseguir más dinero, además, Natalia la dice que al lado de esos tipos sólo encontrará ruina y muerte. Mientras estaba hablando por teléfono con El Titi; la policía arresta a Cárdenas, dándose cuenta El Titi en ese momento que a Cárdenas le detuvieron.

Martínez y Lorena son detenidos por la DEA
El Titi y Cardona descubren por la prensa que Cárdenas y Morón fueron detenidos por la DEA en México, por lo que ellos están muy asustados por lo que pueda sucederles a ellos. Por otro lado; Yésica, Paola, Ximena y Vanesa van hasta la fábrica de Ramiro y de La Liebre, donde ellos las dan trabajo en ropa interior, ya que ellos no confían en las mujeres que trabajan allí porque una vez una mujer se llevó cocaína en sus bolsillos, pero Ramiro les deja muy claro que ellas allí no son sus amigas y están únicamente allí para trabajar empaquetando la heroína. Finalmente, Lorena y Martínez se van a vivir a una gran mansión en Estados Unidos, mientras dejan a Julieta que se vaya con sus amigas colombianas, cuando ella les amenaza con delatarles, diciendo que ella era una proxeneta y que traficó con heroína utilizando a jovencitas y que él era un narco, pero la policía se entera de esa conversación y arrestan también a Martínez y Lorena. En Colombia, a Albeiro le dan de alta en el hospital, que está totalmente recuperado de la paliza que le dieron los secuaces de Martínez. Por fin; Catalina, Lina, Natalia y también Julieta viajan hasta Colombia. Y el Rector y su esposa reciben con mucha alegría a su hija Natalia, además, permiten que Julieta se quede a vivir a su casa; mientras que el padre de Lina recibe con indiferencia a su hija. Después de ir a visitar a su madre, que la recibe con un abrazo; Catalina va a visitar a Albeiro, pero Doña Mariela (la madre de Albeiro) no la deja hablar con él, ya que la culpa del secuestro de su hijo.

Catalina se quiere inscribir en un concurso de belleza
Finalmente, Catalina consigue entrar en la casa de Doña Mariela para ver a Albeiro, donde él la pide que la diga toda la verdad sobre lo que está haciendo, pero ella le dice que hay cosas que no se pueden decir, por eso, Albeiro rompe definitivamente su relación con Catalina, aunque cuando ella le dice una y otra vez que ella le ama, Albeiro decide darle una nueva oportunidad a Catalina. Mientras que, Lina decide tomarse una gran cantidad de pastillas para morirse, ya que ella no se siente querida por su padre. Más tarde, Doña Hilda le pide a Yésica que deje en paz a su hija Catalina para que ella haga algo productivo en esta vida. Por otra parte, El Titi cancela el pedido de droga que le hizo a El Hombre Oscuro (Ramiro), ya que arrestaron a Cárdenas y Morón, los narcos que encargaron una gran cantidad de cocaína, por eso, Ramiro telefonea a Yésica para decirla que ya no necesitará que ella y las demás sigan trabajando con él. Al día siguiente, Catalina le hace creer a su mamá que se va a inscribir en un concurso de poesía, aunque ella se va a apuntar a un concurso de belleza. Poco después, Natalia les dice a su familia que quiere quitarse la silicona que se puso para demostrar a todos que sin senos sí hay paraíso. Y sin saber lo que le ha pasado a su amiga Lina; Natalia y Julieta compran un puesto de perros calientes, con los ahorros de Julieta, ya que ellas quieren montar ese negocio. Por otra parte, Catalina y Yésica viajan de nuevo a Bogotá en busca de Marcial, para que él represente económicamente a Catalina para inscribirse en el concurso de belleza y, cuando Yésica le llama, Marcial que está muy borracho la suplica a Yésica que le lleve a Catalina a su lado.

Del 1 al 12 de septiembre de 2008