Camila Zárate


La actriz Camila Zárate vivió un accidente similar al que grabó para la novela ‘El penúltimo beso’, la nueva producción del Canal RCN, para comenzar un nuevo reto en su vida profesional.

Para esta joven promesa de la actuación, desarrollar algunas escenas de la telenovela fue todo un desafío, pues tuvo que vencer muchos miedos en su vida para grabarlas. “Al comienzo tuve escenas muy difíciles como por ejemplo la del accidente del primer capítulo donde Noelia muere en brazos de Manolo, pues en la vida real hace varios años tuve un accidente muy similar. A los quince años en compañía de un grupo de amigos viví una amarga experiencia de que tengo algunas cicatrices en mi cuerpo. Para mí, fue muy difícil desarrollar estas escenas pues me sentía como reviviendo ese momento”, comenta la bella colombiana, quien se mostró muy contenta con los resultados de su trabajo.

A sus 21 años de edad, Camila Zárate vive uno de los retos más importantes de su vida, ser la protagonista de una de las producciones más esperadas del 2009, ‘El penúltimo beso’, al lado del galán juvenil, Sebastián Martínez. Todo comenzó cuando un día caminando por los pasillos del Canal RCN, Herney Luna, el director de la novela, quien quedó impresionado con su belleza y carisma, decidió acercarse para invitarla a hacer casting para su novela. De inmediato, el talento de Camila salió a flote y convenció a todos con su propuesta, lo cual dejó en el camino a su competencia, para después de varias pruebas firmar contrato.

Además, entre sus pasiones está la pintura, a la que le gustaría dedicarse de tiempo completo. Destaca los consejos que le ha dado la actriz María Elena Doering, en esta nueva etapa de su vida, como actriz. Y a su corta edad, Camila Zarate cuenta con una pequeña pero importante carrera como presentadora de ‘City TV’, que le ha llevado a gozar del reconocimiento y cariño del público, el mismo que en la pasada entrega de ‘Los Premios TV y Novelas’ la hizo merecedora a una nominación en la categoría de ‘Mejor Presentadora de Variedades’. Ahora esta joven promesa de la actuación debuta con pasos firmes en el competido mundo actoral. Pocos pueden contar la historia de la bogotana Camila Zárate: su debut como actriz fue también su estreno como protagonista.

En sus planes nunca estuvo la actuación, pero sí la música. Hizo parte de los espectáculos de ‘Misi’ y ahora tiene la oportunidad de cantar en la telenovela. Al Canal RCN llegó para presentar un casting para la conducción de ‘Bichos’, en reemplazo de Valentina Lizcano, pero se quedó con el rol principal de ‘El penúltimo beso’.

Noelia es el nombre de su personaje, una joven cuyas características podrían enamorar hasta al más frío de los hombres, pues su ternura, carisma, belleza y voz angelical, son sus principales armas para robarse el corazón de Manolo Izquierdo, un rebelde joven de barrio que le dará más de un dolor de cabeza a sus padres, personaje que es interpretado por el joven y versátil actor, Sebastián Martínez.

-¿Cómo empezó tu carrera en televisión?
Hace 5 años empecé haciendo comerciales de diferentes marcas y productos, reconozco que me divertí muchísimo. Después empecé a presentar y alternaba radio y televisión hasta que llegó la propuesta de hacer ‘El penúltimo beso’, de la mano de Herney Luna, quien ha sido una bendición enorme en mi vida. Parece fácil pero no, por eso he sido muy juiciosa con cada cosa que hago.

-¿Y cómo surgió la propuesta de protagonizar ‘El penúltimo beso’?
Yo fui a RCN a presentar un casting para ‘Bichos’ y alguien vio mi prueba y me invitó a que fuera a los ensayos de ‘El penúltimo beso’. Yo no tenía idea de cómo actuar y tampoco lo había pensado o anhelado. Presenté como siete pruebas y finalmente me escogieron. No lo podía creer, me asusté mucho, pero ahora me estoy gozando de lleno el personaje.

-¿Cómo es Noelia, tu personaje en el melodrama?
Mi personaje se llama Noelia, como la de Nino Bravo. Es importante aclararlo. Ella es una niña que ha vivido toda la vida en Miami y hace parte de una clase social alta. Llega a Bogotá en compañía de sus papás para enfrentar diferentes situaciones en la capital, como por ejemplo: enamorarse de un hombre que no representa, para nada, el anhelo de sus padres. Noelia tiene bonita voz y, por cosas de la vida, terminará cantando.

-¿Qué es lo más difícil a la hora de interpretar a tu personaje?
Al comienzo tuve escenas muy difíciles como por ejemplo la del accidente del primer capítulo donde Noelia muere en brazos de Manolo y en la vida real hace varios años tuve un accidente muy similar. A los quince años en compañía de un grupo de amigos viví una amarga experiencia de que tengo algunas cicatrices en mi cuerpo. Para mí, fue muy difícil desarrollar estas escenas pues me sentía como reviviendo ese momento, pero valió mucho la pena, la escena quedó impresionante. Y cuando mis papás la vieron, se taparon los ojos, fue muy curioso.

-¿Y cómo has asimilado tu rol protagónico en la telenovela?
Emocionadísima con todo el furor que ha despertado la telenovela, por la aceptación de la gente y por la estructura misma de la historia, que se sale del formato tradicional de la telenovela.

-¿Qué te han dicho en tu casa sobre el personaje?
Mi familia está feliz, mis amigos igual, no paran de llamarme a decirme que les gustó mucho la propuesta, y eso que llevamos pocas semanas al aire.

-¿Te veremos cantando frecuentemente en la telenovela?
Sí claro, lo hago desde niña en diferentes espectáculos, como ‘El Show de Missi’. La música siempre estuvo en mis proyectos de vida y afortunadamente ahora lo puedo hacer en un proyecto tan divertido como ‘El penúltimo beso’.

-Has trabajado principalmente como presentadora, ¿cuál ha sido tu recorrido por los medios de comunicación?
Me inicié en la radio, en Caracol, en Los 40 principales y de allí pasé por Canal 13, City TV y ‘El Mañanero’, de La Mega.

-¿Y cómo has percibido tu cambio de presentadora a actriz?
Bueno, pues la experiencia ha sido muy enriquecedora, algo totalmente diferente a presentar que me permitió conocer y explorar nuevas cosas que no pensé que tenía. Me ha ido muy bien hasta ahora y tengo muchas expectativas con este proyecto, estoy feliz.

-¿Cómo se ha sentido con esta su primera producción en el Canal RCN?
Esta es mi primera vez en RCN Televisión y estoy feliz, es una experiencia completamente nueva, me siento rara, pero muy bien. Antes no conocía a nadie y es la primera vez que trabajo con cada uno de mis compañeros de set, pero estoy feliz. Herney Luna es un director excelente, un ser humano increíble y con un humor impresionante. Siento que fue un cambio muy positivo y diferente en mi vida.

-¿Cómo asumes que tu debut en la actuación haya sido con un protagónico?
Me alegra, aunque por momentos me asusta, pero estoy confiada en lo que estoy haciendo y afortunadamente tengo todo un grupo humano a mi alrededor que me ha ayudado mucho a asimilar mi debut como actriz y como protagonista de una novela tan importante.

-¿Has sentido algún rechazo de parte de actores de trayectoria que la perciben como una joven empírica a la cabeza de este proyecto?
De ninguna manera, el equipo de trabajo es increíble y, por el respeto que le tengo al equipo de actores, estoy estudiando para ser mejor cada día. Sin lugar a dudas la mejor escuela es trabajar con un elenco tan maravilloso, de trayectoria y reconocido como el de ‘El penúltimo beso’.

-Después de las grabaciones de la novela, ¿qué actividades te distraen y te apasionan?
Yo pinto mucho, ahora lamentablemente no tengo el tiempo que necesito, pero me gustaría dedicarme de lleno a la pintura. Eso es lo que más me apasiona en la vida.

-¿Y cómo la va con la música de los 60 y 70, sobre la que gira la historia?
Bien, aunque reconozco que muchos de los temas de la novela no los había escuchado y apenas ahora me los estoy aprendiendo. Eso sí, me paso todo el día tarareando esas canciones que marcaron toda una época y que aún permanecen en la memoria de las personas. A diferencia de muchas canciones de hoy, este tipo de música no es tan efímera.