Doña Bárbara

Marisela consigue
“La Barquereña”

Bárbara sufre por Santos

Cuando Santos le lleva serenata a Marisela; a ésta la hace mucha ilusión, aunque intenta ocultarlo y le tira las flores a la cabeza a Santos; además, Bárbara abofetea a Santos por coquetear con su hija y llevarla serenata cuando él nunca lo hizo con ella. Por otra parte, Bárbara sigue recibiendo anónimos y, esta vez, la dicen que Marisela y Santos se unieron para destruirla. Y por la noche, Bárbara recuerda con nostalgia a su amado Santos, al que extraña y al que teme perder para siempre, mientras que Melquíades (“su perro fiel”) sufre al verla tan entristecida. Al descubrir que Santos y sus peones están levantando un muro para delimitar las haciendas “Altamira” y “El Miedo”; Bárbara se pone furiosa y está dispuesta a enfrentarse a su amado.

Comienza el juicio por “El Miedo”
Aunque Bárbara consigue derribar una parte de la vaya que construyeron; Santos consigue detener el tractor que conducía Bárbara y, poco después, Bárbara le advierte a Santos que ella derrotará a Marisela. Y poco después, los Mondragón y Melquíades, mandados por Bárbara, intentan retener al aliado de El Sapo para sonsacarle información, pero él no les dice nada y, al final, Bárbara le deja huir. Mientras que, Santos va a aconsejarla a su amada Marisela que tenga cuidado con su madre, además, Santos la confiesa a Marisela que la ama. Cuando llega el día del juicio para recuperar la hacienda “La Barquereña” (que ahora se llama “El Miedo”); Andrés acaba ejerciendo como el abogado de Marisela, realizando su primer caso, por petición de Santos para que Marisela pueda recuperar la finca de su difunto padre.

Bárbara le cuenta a Santos que Marisela mató a Meléndez
A pesar de que su vida correría peligro si tuviese un hijo porque sólo tiene un riñón trasplantado de su padre (Don Encarnación); Lucía está decidida a quedar embarazada de Antonio, aunque él la diga que no quiere que la pase nada malo si ella trajera al mundo a un hijo suyo. Y pasados unos días, el Doctor del pueblo le comunica a Lucía que está embarazada y, por eso, Don Encarnación se pone furioso con Antonio, culpándole de la posible muerte de su hija cuando ella dé a luz. En el juicio por “La Barquereña”; el abogado de Bárbara intenta hacerle creer al juez que Santos enamoró a la madre y también a la hija, con el propósito de apoderarse de esa hacienda. Por otra parte, Genoveva y Pajarote vuelven a tomar algún trago de más y vuelven a besarse apasionadamente y, a pesar de que a Pajarote sólo le han interesado las mujeres para acostarse con ellas; él siente algo más por Genoveva y, cuando la pregunta si está preparada para hacer el amor con él, Genoveva se enfada, al igual que Pajarote, que se siente despechado y acaba yendo a “La Casa de las Muñecas”, de Josefa, donde se acuesta con Federica. Mientras tanto, Mujiquita le aconseja al Coronel Pernalete que siga haciéndose pasar por enfermo (pues él está mejor, aunque aún no puede ni caminar, ni hablar) porque, de lo contrario, él le avisaría al gobernador que él es un corrupto que abusa de su poder, además, para seguir ocultando las fechorías de Pernalete; Federica recompensa a Mujiquita, acostándose con él. Mientras que en el juicio, Andrés (como abogado de Marisela) descubre a Bárbara ante todos, diciendo que ella le compró la hacienda al difunto Lorenzo Barquero con el dinero que le prestó a Apolinar Prieto, al que sedujo y al que después asesinó, mostrando como testigo el diario de Mr. Danger. Pasadas tres semanas de pleito entre madre e hija y sin haber acabado aún con el juicio; Doña Bárbara acaba confesándole a Santos que Marisela mató a Meléndez, arrojándole contra un tridente.

Marisela consigue “La Barquereña”
Cuando Bárbara le confiesa a Santos que Marisela mató a Meléndez; Marisela le explica a Santos que ella no lo hizo a propósito y que sólo le empujó para salvarla a ella. Y siguiendo un plan de Santos; él y Marisela van a ver al juez para decirle que ella renunció a “La Barquereña” porque Bárbara la extorsionó con denunciarla por haber matado en defensa propia a Nicolás Meléndez. Y el juez dictó sentencia (que está bajo el mandato de El Sapo, que quiere destruir a Bárbara, a la que violó), que decidió que Marisela se quedara con “La Barquereña”, a pesar de que Tulio Meneses (el abogado de Bárbara) le ofreció mucho dinero para que ganase el caso su protegida (Bárbara). Cuando Cecilia le felicita a Antonio por el embarazo de Lucía; Cecilia se emociona, además, Antonio estuvo a punto de decirle que le hubiese gustado haber tenido a ese niño con ella, pero Cecilia no le dejo acabar que dijera la frase. Por su parte, María Nieves sigue celoso, al ver a su amada Altagracia coqueteando con Bartolo (el mequetrefe y engreído sobrino de Mujiquita), aunque ella sólo lo hace para dar celos a María Nieves, pero Carmelito se entera y, cuando se lo cuenta a su amigo María Nieves; él, para sorpresa de Altagracia, felicita a Bartolo por su noviazgo con Altagracia, además Bartolo pidió la mano de la muchacha al viejo Melesio y, aunque él no está de acuerdo, acaba aceptando la voluntad de su nieta.

Bárbara dispara a Santos
Cuando el juez dicta sentencia y Marisela recupera “La Barquereña”; Bárbara se pone furiosa y, además de darle una bofetada a su abogado, ella insulta al juez y es arrestada, aunque su propio abogado la saca de la cárcel, pagando una fianza, ya que Melquíades le amenazó con matarle sin no sacaba a su Doña de la cárcel. Aunque Marisela no está contenta porque dejó a su madre sin hogar y, poco después, Santos le cuenta a Marisela que cree que en “La Chusmita” hay yacimientos de petróleo, pero a él no le gustaría explotar eso, aunque consiguieran mucho dinero, porque no le gustaría perder sus haciendas, ya que ellos nacieron en esas tierras, pidiéndola que acepte “La Barquereña” para que Bárbara no explote esas tierras. Y a pesar de estar peleando en un juzgado por “La Barquereña”; Marisela no quiere quedarse con la hacienda porque siente lástima por su madre. Más tarde, Santos va a hablar con Santos y, bajo la mirada de Marisela; Bárbara dispara a su amado por traicionarla.

Marisela le ofrece su hacienda a La Doña por la vida de Santos
Favorablemente, Santos sólo fue herido de bala en el brazo, aunque Bárbara les advierte que ellos tienen los días contados. Además, Bárbara estuvo a punto de disparar también a Marisela, aunque Juan Primito se interpuso y logró que La Doña no disparase. Por otra parte, Pajarote va de nuevo a acostarse con Federica y ella se enfada, cuando éste la confunde y la llama “Genoveva”. Por la noche; Marisela decide ir hasta “El Miedo” y, allí, Marisela le quita el arma a La doña y dispara al aire para asustarla mientras está durmiendo. Y Marisela hace un trato con La Doña de dejarla con su hacienda a cambio de que no haga daño a Santos, pero Bárbara no acepta. Poco después, los guardias van hasta la hacienda de “El Miedo” para desalojar a Bárbara, con un papel firmado por Santos, aunque eso lo firmó El Sapo, que falsificó la firma de Luzardo.


Del 16 al 20 de febrero de 2009