La quiero a morir

Claudio intenta suicidarse

Germán se compromete a pagar el matrimonio de Andrea

Manuela visita a Germán y le pide dinero prestado para los gastos de la boda de Andrea, pero él le dice que no hay necesidad de eso porque él va a pagar todo el matrimonio de su hija.

Claudio intenta suicidarse

Elisa le dice a Claudio que ya tienen la cita en la notaría para firmar el divorcio y aunque intenta hacerla desistir de su decisión, ella no cede. En la noche, él la espía y se da cuenta que sale con Álvaro, con quien se despide de beso. El hecho enfurece al hombre y decide tomar un arma que hay en el taller de Jorge porque está resuelto a quitarse la vida.

Lucrecia tiene un plan para entrometerse en la relación de Kathy
Lucrecia continúa con la idea de separar a Kathy de Sergio y tiene como plan arreglarle una cita a ciegas con Ana María, una de las ex novias del joven.

Lorenzo y Juliana se besan
Lorenzo invita a salir a Juliana y terminan besándose. Después de dejarla en su casa, recibe un golpe en la cabeza y cae al suelo inconsciente.

Manuela tiene un almuerzo con sus amigas de la alta sociedad
Manuela llega al club para almorzar con sus antiguas amigas de la alta sociedad, pero todos los comentarios burlones que hacen sobre Sansón, hacen que Manuela se vaya del lugar.

Sergio recibe una inesperada declaración de amor
Tras una trampa de Lucrecia, Ana María se encuentra con Sergio, su exnovio, para invitarlo a cenar y de paso declararle que sigue enamorada de él a pesar del tiempo que ha transcurrido sin verse.

Arrestan a Roosevelt por el atentado que sufrió Lorenzo
En el hospital, le avisan a Lorenzo que debido al fuerte golpe que recibió padece una parálisis en las piernas, mientras que las autoridades arrestan a Roosevelt a quien consideran sospechoso de haberle hecho daño al joven.

Yuri envenena a doña Eulalia en contra de Manuela
Yuri se encarga de hacerle creer a doña Eulalia que Manuela y su hija deben salir del barrio porque no han hecho sino crear problemas.

Stalin renuncia al taller de las tortillas
Doña Eulalia se deja envenenar por la víbora y además le exige a Stalin que renuncie a Tortillas Manuelita porque no puede estar trabajando con los enemigos de su hermano.

Manuela acepta la ayuda de Germán
Germán se sigue portando como un príncipe para recuperar a su ex esposa y además de conseguirle a Lorenzo el mejor neurólogo del país, le presta el carro a Manuela para que realice todas las diligencias del negocio de las tortillas.


Del 2 al 13 de febrero de 2009