Regreso a La Guaca

Cataño vuelve a traicionar
a la compañía Destroyer

Lopera, Lloreda y Suárez son secuestrados

El cabo Cataño (Carlos Vergara) asesina al Pingüino (Alfonso Ortiz) y secuestra a Lopera (Andrea Montenegro), Lloreda (Diego Cadavid) y Suarez (Luis Carlos Fuquen) y los lleva hasta los llanos orientales, para encerrarlos en una fortaleza paramilitar llamada “La Grecia”. En compañía de sus cómplices, el cabo regresa al búnker y bajo las dudas del teniente Solórzano (Marlon Moreno), logra incorporarse nuevamente a la misión. Por otro lado, aunque Sor Viviana, la tía de Dayana (Carolina Guerra), ha logrado reunir el dinero para pagar su fianza y sacarla de la cárcel, la joven no resiste más el encierro y cometerá una locura. Finalmente, Amador (Toto Vega) escucha en la radio que el Pingüino murió y que Lopera es la principal sospechosa. Muy sorprendido con la noticia, recibe una llamada de ésta, quien le cuenta que está secuestrada. De inmediato Amador empieza a buscar la manera de rastrear la llamada para ir en su ayuda.
Dayana decide volverse monja, y Loaiza le jugará sucio a Solórzano
Después de un intento de suicidio, Dayana (Carolina Guerra) intenta nuevamente comunicarse con Perlaza (Iván López) para explicarle todo lo sucedido, pero al no lograrlo, decide con la ayuda de su tía Sor Viviana, convertirse en monja. Mientras esto ocurre, el teniente Solórzano (Marlon Moreno) y sus solados, se internan en la espesa selva para comenzar su misión en busca de la segunda guaca y al enterarse de la muerte del pingüino (Alfonso Ortiz), Solórzano tiene más motivos para sospechar del cabo Cataño (Carlos Vergara), por lo cual pone en alerta a su grupo para que lo vigilen a él y al Mayor Loaiza (Salvador del Solar), sin sospechar que hay otro traidor entre ellos. Por otro lado, Loaiza planea una jugada sucia contra Solórzano y la Destroyer. Finalmente, Venegas (Juan Sebastián Aragón) se ha desviado del camino en búsqueda de su hermano y cae en manos de un grupo guerrillero.

Amador logra dar con el paradero de Lopera
El teniente Solórzano (Marlon Moreno) y sus solados, se internan en la espesa selva para comenzar su misión en busca de la segunda guaca y al enterarse de la muerte del pingüino (Alfonso Ortiz), Solórzano tiene más motivos para sospechar del cabo Cataño (Carlos Vergara), por lo cual pone en alerta a su grupo para que lo vigilen a él y al Mayor Loaiza (Salvador del Solar), sin sospechar que hay otro traidor entre ellos. Por otro lado, Loaiza planea una jugada sucia contra Solórzano y la Destroyer. Finalmente, Venegas (Juan Sebastián Aragón) se ha desviado del camino en búsqueda de su hermano. Mientras tanto, Amador logra descubrir dónde se encuentra Lopera e irá en su rescate. Finalmente, Yorley (Vicky Rueda) y Viruña (Elkin Córdova) se alían y van a buscar a Dayana (Carolina Guerra) al convento para que se una a ellos y hacerle pagar a Tomás (Carlos Fernández) todo lo que les hizo.

Entre los soldados de la Destroyer hay un traidor
El Teniente Solórzano (Marlon Moreno) junto con el soldado Porras (Manuel José Chaves) confrontarán al cabo Cataño (Carlos Vergara) para que confiese si fue él quien asesinó a Pucheros. Pero en ese momento, son sorprendidos por el Capitán Camacho (Ramsés Ramos). Al darse cuenta que Cataño no fue quien lo mató, descubrirán que hay otro traidor entre ellos. Por otro lado, Amador (Toto Vega), logra llegar hasta el lugar donde se encuentran secuestrados Lopera (Andrea Montenegro), Suárez (Luis Carlos Fuquen) y Lloreda (Diego Cadavid) y los ayuda a escapar, pero desafortunadamente, el detective saldrá muy mal librado. Mientras esto ocurre, Dayana (Carolina Guerra), se escapa del convento con Viruña (Elkin Cordova) y Yorley (Vicky Rueda) para llevar a cabo su plan de venganza contra Tomás (Carlos Fernández). Al caer en manos de un grupo guerrillero, Venegas (Juan Sebastián Aragón), verá a su hermano Aldemar (David Triana). Y el Comandante Alvino (Oscar Borda), recibe información de que la Destroyer ya está en la zona buscando las canecas y esto lo llena de satisfacción y ansiedad.

Venegas cae en manos del comandante Albino
Por ir en busca de su hermano, en medio de la espesa selva, el soldado Nelson Venegas (Juan Sebastián Aragón) es atrapado por la guerrilla liderada por el Comandante Albino (Oscar Borda), un peligroso guerrillero quien además tiene otras personas secuestradas, entre ellos Aldemar (David Triana), el hermano de Venegas. Mientras tanto, el Teniente Solórzano (Marlon Moreno) junto con el soldado Porras (Manuel José Chaves) confrontarán al cabo Cataño (Carlos Vergara) para que confiese si fue él quien asesinó a Pucheros. Pero en ese momento, son sorprendidos por el Capitán Camacho (Ramsés Ramos). Al darse cuenta que Cataño no fue quien lo mató, descubrirán que hay otro traidor entre ellos. Por otro lado, Dayana (Carolina Guerra), Viruña (Elkin Cordova) y Yorley (Vicky Rueda) llegarán a casa de Lina la mamá de Tomás (Carlos Fernandez), con el fin de hacerse su amiga y de esta manera seguir chantajeando al empresario para hacerle pagar por todo el daño que les hizo.

La fudra embosca a los guerrilleros de Albino y la Destroyer va en busca de la segunda Guaca
Los guerrilleros de Albino (Oscar Borda) tendrán un duro enfrentamiento contra la Fudra, liderada pop el Capitán Camacho (Ramsés Ramos), donde darán de baja a varios de los subversivos, Mientras tanto, el teniente Solórzano (Marlon Moreno) y los soldados de la Destroyer, avanzan hacia su objetivo, buscando el árbol con la codiciada marca, que los llevará a las canecas repletas de dinero. Todos están muy ansiosos, excepto Cataño (Carlos Vergara), quien está muy ansioso porque sabe que le llegó la hora para cumplir con las órdenes de Loaiza (Salvador del Solar): matar a los de la Destroyer y llevarle las canecas con el dinero. Entre tanto, la abogada Adriana (Jimena Durán), Herlinda (Valentina Acosta) y el juez Samudio (Juan Messier) ponen al tanto al General Cabal (Gerardo Calero) sobre lo que está sucediendo con la Destroyer. Aunque él se niega a creer, se convence cuando llega a su oficina Gilma (Michelle Manter ola) con la carta que Solórzano le envió en la que le cuenta que está enfermo de Leucemia y fue a buscar la segunda guaca que contiene mucho dinero. El general, muy sorprendido, reconoce que Loaiza está tramando algo malo y de inmediato le ordena al Capitán Camacho capturarlo.

Por segunda vez, Cataño traiciona a la compañía Destroyer
La Destroyer encuentra la segunda Guaca, las canecas que dejó el teniente Solórzano (Marlon Moreno) en la selva están llenas de dinero. Todos celebran, gritan, lloran y se abrazan. Por fin los sueños de todos se cumplirán. Pero inesperadamente, el cabo Cataño (Carlos Vergara) siguiendo las órdenes del Mayor Loaiza (Salvador del Solar), junto con sus cómplices los encañonan, los amarran y se llevan todo el dinero. Por otra parte, cuando el General Cabal (Gerardo Calero) se entera de todas las barbaridades que está haciendo Loaiza, se comunica con él y le advierte que lo que eso le va a salir muy caro. Mientras tanto, Lopera (Andrea Montenegro), Lloreda (Diego Cadavid) y Suárez (Luis Carlos Fuquen), logran escapar con ayuda de Lidia. Tras la muerte de Viruña (Elkin Córdoba) a causa del forcejeo con un arma que se produjo entre él y Tomás (Carlos Fernández), éste último será detenido.


Del 6 al 17 de abril de 2009