El Fantasma del Gran Hotel

Marco muere, aplastado
por una lámpara

Otilia se entrega a la policía, y Julieta es llevada a medicina legal a reconocer el cuerpo de su tío

Luego de dejar a Benjamín (Mateo Rueda) en casa de Esperanza (María del Pilar Álvarez) y Roque (Luis Eduardo Arango), Otilia (Gloria Gómez) decide ir a la policía y entregarse. En la estación de policía, ella le dice a Salomón (Gustavo Angarita) y a Tirso (Julio Pachón) que es inocente y que los verdaderos culpables son Marco (Carlos Serrato) y Julieta (Andrea López). Instantes más tarde, Julieta es llevada a Medicina Legal para que reconozca el cuerpo de Américo; al verlo estalla en llanto despertando la solidaridad de Tirso, quien la deja sola para que se pueda despedir de su tío.

Irene le dice a su madre que se irá a vivir con Miguel
Marco (Carlos Serrato) le pide a Jorge (Jorge Marín) que vayan a un centro médico porque realmente se siente muy mal. Cuando ingresan, son recibidos por Abel, a quien no le agrada mucho que estén allí, pues gracias a ellos la Fiscalía los ha estado investigando. Luego del entierro de Américo, Irene (Ana Lucía Domínguez) se va a hacer sus maletas para irse a vivir con Miguel (Michel Brown). De otra parte, Miguel le cuenta a Susana (Judy Enríquez) que ya no piensa trabajar más para Julieta (Andrea López) y que va buscar empleo; pero ella lo interrumpe y le cuenta que sabe de una vacante muy particular.

La felicidad de Miguel e Irene llegará a su fin
Miguel (Michell Brown) se encarga de organizar y poner muy bonito su ‘nido de amor’ para sorprender a Irene (Ana Lucía Domínguez) cuando llegue del trabajo, pero quién se llevará una amarga sorpresa será él. ¿Qué pasará?. Entre tanto, Rafael (Alejandro Martínez) visita a Salma (Mónica Gómez) en el ‘Gran Hotel’ luego de haberla visto con Fabio (Gustavo Ángel) en el curso prematrimonial. No obstante, en medio de la conversación Salma recibe una llamada que la deja sin palabras y le hace recordar su maldición. Por temor a represalias del ‘más allá’, Jorge (Jorge Marín) y Adolfo (Luis Velazco) aseguran que no continuarán con la búsqueda del tesoro.

Miguel no se resigna a perder a Irene
Miguel (Michel Brown) hará todo lo que este a su alcance por recuperar el amor de Irene (Ana Lucía Domínguez), por ello decide enviarle un obsequio al hotel, aunque este que pierde importancia cuando ella recibe una visita inesperada. Adolfo (Luis Velazco) le cuenta a Jorge (Jorge Marín) que ha decidido rescatar su matrimonio y alejarse de Julieta (Andrea López) y con todo lo relacionado con el tesoro; en ese momento Jorge lo interrumpe y observan algo que los deja muy preocupados y asustados. Finalmente, Salma (Mónica Gómez) se reúne con Rafael (Alejandro Martínez) en busca de tranquilidad, luego de enterarse del secreto que escondía Fabio (Gustavo Ángel).

Irene será portadora de malas noticias
Persuadida por el espíritu de Milton, Irene (Ana Lucía Domínguez) llega a la obra donde está Miguel (Michel Brown) y Quinchanegua (Ramsès Ramos). Miguel se emociona al verla, pero es ella misma se encarga de hacerle saber que si está ahí no es precisamente por él, sino porque le tiene noticias a Raiderson de Milton, su hermano muerto. Luego de ver el supuesto cadáver de Enrique (Edgardo Román), Jorge (Jorge Marín) intenta conducir, pero está tan nervioso que termina estrellándose. Cuando Tulio (José Luis Paniagua) accede a tomarse unos tragos con Roque (Luis Eduardo Arango), decide sincerarse con él y le cuenta que se siente mal porque su hombre de confianza y su mujer lo han traicionado.

Salma y Rafael harán de cupidos, y Julieta planea otra maldad
Triste por la situación que está viviendo Irene (Ana Lucía Domínguez) con Miguel (Michel Brown), Salma (Mónica Gómez) recurre a Rafael (Alejandro Martínez) para que entre los dos ideen un plan para que estos dos jovencitos se reconcilien. De otra parte, Julieta (Andrea López) decide realizar la fiesta de disfraces en honor a su tío, pero con una doble intención. Lo que no se imagina la perversa mujer, es que Irene, Otilia, Miguel y Salomón, también tienen planes para esta reunión.

Personajes del más allá serán los invitados centrales a la fiesta de disfraces que ofrece Julieta
Mientras se celebra la fiesta de disfraces en el hotel, Jorge (Jorge Marín) preocupado por la conversación que escuchó entre Marco (Carlos Serrato) y Abel (Víctor Cifuentes), el médico que le sacó los dientes de Américo que tenía en su estómago, busca desesperadamente a Julieta (Andrea López) para contarle los planes que tiene Marco y su supuesta fidelidad con ellos. Querubín, el encargado de los servicio generales del hotel, se acerca a Irene y le dice que está nervioso porque las fotos que ha tomado en la fiesta han salido malas; Irene lo tranquiliza mientras las observa, pero se sorprende al ver en las imágenes a ciertos invitados del más allá. Justo cuando Rafael (Alejandro Martínez) se dispone a descansar, recibe la inesperada visita de Fabio (Gustavo Ángel) y Salma (Mónica Gómez), quienes le hacen una petición que ni él ni nadie podría rechazar.

Marco le dará un mensaje a Julieta que la dejará al borde de un colapso nervioso
Aunque Miguel (Michel Brown) intenta quitarle de encima a Marco (Carlos Serrato) la lámpara del lobby que lo está aplastando, pero es imposible moverla. Marco, con sus últimos alientos, le da un mensaje a Julieta (Andrea López) que la deja impactada. Salomón (Gustavo Angarita) y Tirso (Julio Pachón) comienzan a investigar y descubren que la lámpara no cayó accidentalmente y que alguien debió haber soltado la cuerda que la sujetaba. Sin embargo, Irene (Ana Lucía Domínguez) tiene otra versión de los hechos que involucra fuerzas del más allá. Instantes más tarde, Miguel habla con Irene y le dice que tiene que contarle algo que le había ocultado. Irene por su parte, aún impactada por lo acontecido en el hotel, decide escuchar a Miguel sin saber que la confesión que está por escuchar se convertirá en el arma más poderosa para enfrentar el más allá.

Irene descubrirá un arma poderosa para enfrentar el más allá
Salomón (Gustavo Ángel) y Tirso (Julio Pachón) comienzan a investigar lo ocurrido en el hotel y gracias a la información suministrada por Querubín, el encargado de los servicios generales del inmueble, se percatan que la lámpara no cayó accidentalmente y que alguien debió haber soltado la cuerda que la sujetaba. Sin embargo, Irene (Ana Lucía Domínguez) tiene otra versión de los hechos que involucra fuerzas del más allá. Instantes más tarde, Miguel (Michel Brown) habla con Irene y le dice que tiene que contarle algo que le había ocultado. Aún impactada por lo acontecido en el hotel, la joven decide escuchar a Miguel, sin imaginarse que la confesión que está por escuchar se convertirá en el arma más poderosa para enfrentar el más allá.

La vida de Irene, Miguel y Salomón está en peligro
Para descubrir al culpable de las extrañas muertes en el hotel, Salomón (Gustavo Angarita) y Miguel (Michel Brown) realizan todo un montaje de seguimiento y vigilancia, sin imaginarse que siempre habrá alguien que esté un paso adelante de ellos. Entre tanto, Irene (Ana Lucía Domínguez) visita en la cárcel a su tía Otilia (Gloria Gómez) y le cuenta los planes que tiene con Salomón y Miguel, situación que no le gusta a la mujer, porque meterse con los muertos no es cosa fácil y pone en peligro la vida de los tres. Adriana (Margarita Ortega) ha empezado a sentir cosas por Quinchanegua (Ramsés Ramos), situación que la preocupa porque ella es una mujer casada, por tal motivo tomará la decisión más arriesgada de su vida.

Julieta podrá estar muy cerca del tesoro
Julieta (Andrea López) y Braulio (Edgardo Román), el hermano gemelo de Enrique, irán en busca de la lámpara que aplastó a Marco (Carlos Serrato), pues están seguros que allí está el tesoro que con tanto sigilo Américo escondió. De otra parte, ya que su amor es imposible, Quinchanegua (Ramsés Ramos) y Adriana (Margarita Ortega) deciden alejarse para evitar la tentación, pero cuando Adriana llega inesperadamente a Intoro, encontrará al caballero en una situación bastante comprometedora con una bella jovencita. Al percatarse de la situación, la ejecutiva quedará con el corazón destrozado.

La mala suerte ronda a Salma y a Fabio
En la casa de Irene (Ana Lucía Domínguez) está todo preparado para la celebración del matrimonio entre Salma (Mónica Gómez) y Fabio (Gustavo Ángel). No obstante, la fiesta se arruinará cuando Fabio se enferme y deba ser remitido de urgencia a la clínica. En el Gran Hotel, Miguel (Michel Brown), Salomón e Irene intentan comunicarse con el espíritu de Don Américo para que éste los ayude a encontrar a los verdaderos culpables de su muerte. Sin embargo, está labor resultará bastante complicada, pues otros espíritus que habitan el hotel, impedirán que esto suceda.

Rafael consuela a Salma por el fallecimiento de su esposo
Luego de su inesperado encuentro con Marco (Carlos Serrato), Irene (Ana Lucía Domínguez) le pide a Miguel (Michel Brown) que deje en paz a los muertos porque alguien puede salir lastimado. Sin embargo, él sabe que no puede bajar la guardia y debe encontrar la forma para seguir investigando. Entre tanto, Rafael (Alejandro Martínez) consuela a Salma (Mónica Gómez) por el fallecimiento de Fabio (Gustavo Ángel), sin percatarse de la presencia de Roque (Luis Eduardo Arango), quien escucha atento sus palabras. Roque se retira sin que se den cuenta, toma su “ornitorrinco de la suerte” y le pide un extraño deseo. Julieta (Andrea López) se molesta al enterarse que Miguel se está hospedando en el hotel, pues cree que él está buscando el tesoro del difunto.

Salma no acepta la muerte de su esposo, y Julieta echa del hotel a Irene
Salma (Mónica Gómez) sigue sufriendo por la muerte de su esposo y aunque ella lo único que hizo fue amarlo con todas las fuerzas de sus ser, Gustavo, el hermano del difunto, la acusará de oportunista, pues Fabio (Gustavo Ángel) le dejó a la jovencita varias propiedades y una fuerte cantidad de dinero. De otra parte, Julieta (Andrea López) se entera que Irene (Ana Lucía Domínguez) junto a Miguel (Michel Brown) estaban intentando comunicarse con el espíritu de Don Américo y antes de que ella pueda explicarle el por qué de sus acciones, la malvada mujer la echa del hotel y le pide que no vuelva nunca más al lugar.


Del 20 de julio al 14 de agosto de 2009