Amor en custodia

Alejandro busca
consuelo con Carolina

Juan Manuel y Paz cada vez más cerca, y Alejandro intentará evitar que Carolina renuncie a la empresa

Cuando Paz (Alejandra Borrero) busca a Juan Manuel (Ernesto Calzadilla) en medio del bosque, se da cuenta que a su escolta le ha caído un árbol encima y está atrapado. Mientras ella trata de liberarlo, Aguirre se desmaya y la mujer sin pensarlo dos veces, decide darle respiración boca a boca. Entre tanto, luego de ver los problemas alimenticios de Bárbara (Ana Wills), Nicolás (Iván López) le dice a su protegida que la única forma para que él no le diga nada a Paz, es que ella busque ayuda profesional. Por su parte, Gabriela (Patricia Tamayo) se muere de celos al saber que Juan Manuel y Paz estuvieron solos en la cabaña. Su ira aumentará al ver que a la mansión Delucci, Aguirre llega cargando en sus brazos a Paz. De otro lado, Alejandro (Marcelo Dos Santos) visita a Carolina (Jenny Osorio) en su apartamento para tratar de persuadirla de no renunciar a la empresa, porque según él, trabajar con Renata (Alejandra Azcárate) sería una pésima elección. Lo que no sabe el caballero, es que todo hace parte del plan que tiene Tango (Mario Duarte) para manipularlo.

Bárbara y Tatiana tendrán un nuevo enfrentamiento, mientras que Paz sospechará sobre la relación de su esposo con Carolina
Después de que los encontrarán en una situación comprometedora, Juan Manuel (Ernesto Calzadilla) y Paz (Alejandra Borrero) le explican a sus respectivas parejas que lo que vieron es una broma donde el escolta quería demostrarle a su protegida que no estaba enfermo. Horas más tarde, los papeles se invierten, ya que Nora (Carmenza González) por accidente deje a la vista la camisa desgarrada de Alejandro (Marcelo Dos Santos) y Paz reconoce que el perfume que lleva esa prenda es el mismo de Carolina (Jenny Osorio) usa. La diseñadora le pedirá una explicación a su esposo. Entre tanto, cuando Tatiana (Estefanía) entra al club, Bárbara (Ana Wills) intenta humillarla. La hija de Aguirre no soporta este acto y se desquita dándole un golpe en el ojo a la caprichosa jovencita. Por esta situación, Bárbara intimida a Tatiana diciéndole que hará que la despidan a ella y a su padre.

La familia de Juan Manuel sigue celándolo por su relación con Paz, mientras que Nicolás se desinhibirá en un fiesta a la que iba con la misión de cuidar a Bárbara
Juan Manuel (Ernesto Calzadilla) le enseña a nadar a Paz (Alejandra Borrero) en la piscina de la mansión Delucci. Esta inocente clase traerá nuevos problemas para el guardaespaldas y su protegida, puesto que Tango (Mario Duarte) y Tatiana (Estefanía Godoy), quienes los estaban espiando, no ven con buenos ojos esta confianza entre jefe y empleado. Entre tanto, cumpliendo con su trabajo, Nicolás (Iván López) va a una discoteca para cuidar a Bárbara (Ana Wills), pasados unos minutos, como consecuencia de la pastilla que le pusieron en la bebida, el escolta se siente mal y luego comienza a comportarse de forma extraña y desinhibida. Un Camacho totalmente distinto al normal, será el que literalmente disfrutará de la fiesta. Entre tanto, Laura (Ana María Medina) le confiesa a Gabriela (Patricia Tamayo) que su mamá vive, pero que los abandonó hace doce años y por eso Nicolás dice que está muerta. Luego de percibir que Tatiana está disgustada con Juan Manuel, Gabriela le exige una explicación a su esposo. Aguirre le revela que la joven está de mal humor con él porque lo encontró enseñándole a nadar a Paz. Esta muestra de sinceridad no hará más que provocar el enojo de su esposa que nuevamente le hará una escena de celos.

Alejandro peleará fuertemente con Paz y buscará consuelo con Carolina, mientras que una amiga de Bárbara se enterará del pasado de Nicolás
Alejandro (Marcelo Dos Santos) encuentra el retrato que Paz (Alejandra Borrero) pintó de Juan Manuel (Ernesto Calzadilla) y enojado por esto, le reclama de forma vehemente a su esposa por haberlo hecho. En seguida, la diseñadora le da una cachetada por el comentario irrespetuoso. Sin embargo, la reacción de Alejandro será peor que el golpe que recibió. Entre tanto, Priscila, una de las amigas de Bárbara (Ana Wills), sin que nadie se de cuenta, ingresa a la habitación de Nicolás (Iván López) y encuentra un documento que revelará parte del pasado que el escolta ha intentado mantener en secreto. Posteriormente, Alejandro visita a Carolina (Jenny Osorio) en su apartamento antes de irse a una reunión con Paz, sin saber que la modelo tiene algo planeado para que él no cumpla esa cita.

Distintas situaciones harán que Paz con Juan Manuel, y Bárbara con Nicolás tengan encuentros muy cercanos
Bárbara (Ana Wills) y Nicolás (Iván López) discuten en el baño sin darse cuenta que Priscila los deja encerrados. El estar enclaustrados genera en los dos jóvenes una serie de emociones que desencadena una situación que sólo Rubi (Bibiana Corrales) y Nora (Carmenza González) podrán evitar. Entre tanto, Paz (Alejandra Borrero) le pide a Juan Manuel (Ernesto Calzadilla) que la acompañe a una reunión, ya que Alejandro (Marcelo Dos Santos) no aparece. Cuando van en camino, sufren un nuevo percance que no que sólo dejará al desnudo sus sentimientos, sino también otras cosas. Por su parte, Santiago (Humberto Dorado) ve llegar a su hija Paz a la Mansión. El patriarca Delucci se pone muy nervioso porque Inés (Nórida Rodríguez) está con él, lo que podría significar un encuentro entre las dos mujeres, quienes no se conocen. Es así como Santiago hará hasta lo imposible para que ellas no se vean, pues su secreto puede quedar al descubierto.

Nicolás enfrenta a su madre y hermana, mientras que Paz y Juan Manuel se encuentran en una cita a ciegas
El secreto de Tango (Mario Duarte) queda en peligro puesto que el teniente de policía visita la mansión Delucci porque al parecer les tiene noticias sobre los responsables del secuestro de Bárbara (Ana Wills). Nicolás (Iván López) se cita con Laura (Ana María Medina), pero cuando llega a recogerla se da cuenta que su hermana está en compañía de Inés (Nórida Rodríguez), su mamá. Encolerizado, Camacho reaccionará de una forma que ni él mismo se reconoce. Entre tanto, Paz (Alejandra Borrero) y Juan Manuel (Ernesto Calzadilla) tendrán una cita a ciegas, aparentemente con personas diferentes, pero se sorprenderán cuando se vean frente a frente de una forma en la cuál nunca pensaron estar. Por otro lado, Alejandro (Marcelo Dos Santos) entra en su cuarto y es sorprendido por Carolina (Jenny Osorio) quien se lanza sobre él y lo besa apasionadamente. Su idilio de amor estará en peligro de ser descubierto ya que Paz en ese momento se dirige hacia la habitación.

Paz descubre que su hija le guarda un secreto, mientras que Carolina y Tango planean una venganza en contra de la diseñadora y su escolta
Paz (Alejandra Borrero) llega a su mansión y se da cuenta de que Bárbara (Ana Wills) está vomitando. Preocupada por la situación, la diseñadora le pregunta a Priscila (Sonia Cubides), una de las amigas de Bárbara, sobre lo que le está pasando a su hija. La joven aprovecha la oportunidad para hacerle creer a Paz que Bárbara está embarazada de Miguel y que Nicolás (Iván López), su guardaespaldas, está al tanto del hecho y lo ha mantenido en secreto. Nicolás quedará de una sola pieza cuando Paz le reclame por la situación de su hija. Por su parte, Carolina (Jenny Osorio) y Tango (Mario Duarte) se reúnen en su apartamento para ver el video que grabaron de Paz y Juan Manuel (Ernesto Calzadilla) en el hotel, en la dichosa cita a ciegas. Al observar que este material puede prestarse para malentendidos, la pareja planea un macabro plan. Es así como la tranquilidad de Aguirre (Ernesto Calzadilla), quien se encontraba practicando aikido junto a su hija Tatiana (Estefanía Godoy), acabará cuando Gabriela (Patricia Tamayo) lo interrumpa para preguntarle sobre sus andanzas del día anterior, ya que ella recibió un mensaje anónimo que decía “¿pregúntele a su esposo dónde estuvo la noche anterior?”.

Paz accede al chantaje para que no muestre el video de ella con Juan Manuel, y Bárbara le hace una confesión a Tatiana

Después de que Paz (Alejandra Borrero) y Juan Manuel (Ernesto Calzadilla) cayeran en la trampa de Carolina (Jenny Osorio) y Tango (Mario Duarte), la siguiente parte de este macabro plan se pone en marcha: la diseñadora recibe una llamada en donde le piden 50 millones de pesos para no revelar el video donde ella parece desnuda con su escolta. Atemorizada, pues esa grabación no sólo puede acabar con su matrimonio sino también con su carrera profesional, Paz accede al chantaje y se dirige a una bodega abandonada a entregar el dinero. Juan Manuel, sin que su jefa se de cuenta, sale detrás de ella con la intención de protegerla, aunque lo que no sabe Aguirre es que el realmente quien necesita protección es él. Por su parte, Tatiana (Estefanía Godoy) le reclama a Bárbara (Ana Wills) por no participar en una prueba de natación que se realizará en el club. La hija de los Sanín Delucci aprovecha esta oportunidad para irritar a Tatiana (Estefanía Godoy) diciéndole que la razón por la cual no estará en la prueba es que está embarazada y al parecer, el padre es Nicolás (Iván López). Entre tanto, Santiago (Humberto Dorado) llega al apartamento de Inés (Nórida Rodríguez) a recoger sus cosas y cuando se están dando un beso de despedida son descubiertos por Gabriela (Patricia Tamayo) y su esposo.

Juan Manuel se debate entre la vida y la muerte, y Bárbara encuentra a su padre en el apartamento de Carolina
Juan Manuel (Ernesto Calzadilla) está inconsciente y malherido luego del golpe que recibió por parte de Carolina (Jenny Osorio). Mientras Paz (Alejandra Borrero) llama desesperada a Nora (Carmenza González) para que le mande una ambulancia, Tango (Mario Duarte) y Carolina salen de la bodega con el botín. Durante la huída, Tango le pide a su cómplice que para no despertar sospechas, ella se baje del carro y se reencuentren más tarde. Lo que está lejos de imaginarse la modelo, es que el jefe de seguridad de los Sanín Delucci tiene planeado algo con el dinero que consiguieron. Horas después, Bárbara (Ana Wills) llega de sorpresa al apartamento de Carolina y descubre que allí se encuentra Alejandro (Marcelo Dos Santos), su padre, quién deberá dar una excusa más que convincente para justificar su presencia en el lugar y así no tener problemas con Paz y su hija. De otra parte, Gabriela (Patricia Tamayo) halla en el sótano de la mansión Delucci una pintura que hizo la diseñadora de Juan Manuel.

Bárbara sufrirá una recaída, y Paz estará cerca de descubrir que su esposo le es infiel
Paz (Alejandra Borrero) le cuenta a Juan Manuel (Ernesto Calzadilla) toda la historia que gira alrededor de su hermana Victoria y su resentimiento con Santiago (Humberto Dorado). Por su parte, Gabriela (Patricia Tamayo) está furiosa luego de observar el retrato que la señora Delucci pintó de Juan Manuel, su esposo. Su ira disminuirá un poco cuando Nora (Carmenza) mienta y diga ella fue la autora del cuadro. Bárbara (Ana Wills), aburrida de estar en la finca sin hacer nada, decide salir a trotar. Nicolás (Iván López) quien la vigila muy de cerca, vivirá una situación tensionante al observar que su protegida corre peligro y lo único que puede hacer es confiar en sus instintos. Entre tanto, Alejandro (Marcelo Dos Santos) es sorprendido en su oficina por Carolina (Jenny Osorio), quien disfrazada con un atuendo muy sexy, lo convence de hacer el amor allí. Lo que no sabe el empresario, es que su esposa está muy cerca del lugar.


Del 23 de noviembre al 4 de diciembre de 2009