Pandillas, Guerra y Paz II

El Zarco asesina a
la familia de El Negro

Castro y su pandilla escapan de sus celdas para ubicar a Dedos

Desesperados por obtener noticias de Dedos (Hernán Álvarez), Ricardo (Juan Sebastián Calero) y su pandilla idean un plan para averiguar el lugar en donde lo tienen. Luego de que Ratón (Brian Moreno) abra cada una de las celdas, Castro neutraliza a uno de los guardias y se mueve por los ductos de la cárcel hasta llegar al salón en donde está Jefe Malo (Manuel Cabral) y otros guardias. Entre tanto, Farfán (Pedro Mogollón) y el Coronel Rufino (Bernardo Castro) dan la orden para que realicen un allanamiento al prostíbulo donde les tomaron las fotos para chantajearlos. Allí las prostitutas son acusadas de venta de drogas ilícitas y explotación infantil. Además, Tetris (Rafael Uribe) le dice a Raquel (Marisol Castaño) que después de que Diana fue violada por el Escorpión, a él ya no le interesa tener nada con ella, por eso le enviará un último regalo.

Ricardo aprovecha que tiene el poder de la situación y golpea y amenaza de muerte al Jefe Malo
Ricardo (Juan Sebastián Calero) y sus hombres logran llegar al salón de juegos de los guardias en donde está el Jefe Malo (Manuel Cabral). Allí los reclusos cambian de uniformes con los guardias. Con golpes, insultos y amenazas de muerte al jefe de los guardias de ‘La Cayena’ Ricardo y su pandilla intenta averiguar el paradero de Dedos (Hernán Álvarez). Mientras tanto, Lina y Margarita convencen al Zarco para que las acompañe al bar de las Majas y poderlo marcar como violador. De otro lado, Petete (Ariel Hernández) y ‘El Negro’ (Jorge Monterrosa) aprovechan la ausencia del Zarco para ubicar las caletas y robarle la mercancía. Y Mónica (Yesenia Valencia) trata de consolar a Diana (María Camila Vélez) después de la violación de la que fue víctima por parte del Escorpión.

Las Iguanas logran vengarse del Zarco, y Farfán piensa en eliminar a Misael
Luego de haber planeado durante un buen tiempo la venganza en contra del Zarco (Anderson Ballesteros), Lina y Margarita por fin logran su cometido, pues se lo llevan al bar ‘Las Majas’ y marcan su cuerpo con hierro caliente. Entre tanto, Castro (Juan Sebastián Calero) designa a Caco (Alexis Calvo) para que en un descuido de los guardias, entre al salón de juegos y les robe algunas de sus armas. Una vez adentro, Ricardo y sus hombres les cuentan como llegaron hasta ahí sin ser descubiertos y los amenazan de muerte para que se den cuenta que están hablando en serio. Además, Farfán (Pedro Mogollón) lee el artículo que escribió Misael sobre las irregularidades de La Cayena, de inmediato piensa en un plan para callar al periodista de una vez por todas.

El Zarco descubre que fue engañado y sale al aire las injusticias de la Cayena
El Zarco (Anderson Ballesteros) se despierta y se da cuenta de que Lina y Margarita lo marcaron como acosador, se enfurece, pero al llegar al billar se encuentra con otra desagradable sorpresa. Entre tanto, el jefe de enfermeros de ‘La Cayena’ cansado de tantas injusticias, renuncia y de inmediato denuncia a la prensa todos los maltratos que hay por parte de los guardias hacia los reclusos, Farfán (Pedro Mogollón) se entera y lo manda a callar. Además, Ricardo Castro (Juan Sebastián Calero) y sus hombres son atacados por un escuadrón especial que llega al penal para evitar más disturbios y liberar a los guardias que tienen como rehenes. Y Leonardo (Mauricio Bastidas) sigue a Diana (María Camila Vélez) y a Mónica (Yesenia Valencia) para saber en qué lugar es que se la pasan.

Jefe Malo será víctima de sus propios inventos, y Farfán inventa una historia sobre Dedos
El Jefe Malo (Manuel Cabral) se da cuenta que ya no puede confiar en Farfán (Pedro Mogollón) y en Walter (Harold Córdoba), pues luego de que estos lo desautorizaran frente a Castro (Juan Sebastián Calero) y sus hombres, él perdió autoridad entre los reclusos. Entre tanto Farfán intenta tranquilizar a la pandilla de Ricardo diciéndoles que Dedos (Hernán Álvarez) está con vida y que Ratón (Bryan Moreno) puede ir a verlo, sin embargo la desconfianza prima entre ellos. Además, Leonardo (Mauricio Bastidas) le cuenta a Mateo (Jhon Alexander Ortiz) y a Blanca (Desney Bernuis) que Mónica (Yesenia Valencia) está induciendo a Diana (María Camila Vélez) en el camino de la prostitución. Y Margarita junto con Lina abandonan el barrio para evitar que el Zarco (Anderson Ballesteros) tome represalias contra ellas.

Farfán le propone a Ratón engañar a Castro, y el Zarco asesina a la familia del Negro
Walter (Harold Córdoba) y Farfán (Pedro Mogollón) le proponen al Ratón (Bryan Moreno) que les diga a Ricardo Castro (Juan Sebastián Calero) y a su pandilla que él vio a Dedos (Hernán Álvarez) y a cambio recibirá un trato privilegiado en la cárcel. Mientras esto sucede, el Zarco (Anderson Ballesteros) busca desesperadamente al Negro (Jorge Monterrosa) y a Petete (Ariel Hernández) con sus nuevos hombres y al no encontrar rastro de ellos, decide ir a la casa de la familia del Negro y mata a la mamá y a la hermana. Además, Jefe Malo (Manuel Cabral) le revela a Tetris (Rafael Uribe) que Farfán y todos los políticos a los que él ayudó, lo traicionaron y ahora lo van a extraditar. Y Raquel (Marisol Castaño) le da la orden a Mónica (Yesenia Valencia) para que siga buscando más niñas en el barrio que sean ambiciosas para meterlas en el negocio.

Tetris busca venganza, y Farfán miente una vez más ante los medios de comunicación
En una inesperada rueda de prensa, Walter (Harold Córdoba) y Farfán (Pedro Mogollón) son cuestionados por la violación de los derechos humanos de los presos de la cárcel ‘La Cayena’, sin embrago estos astutos hombres, no responden nada y aprovechan el momento para invitar a los periodistas al primer festival que se realizará en el penal. Mientras esto sucede, en el interior de la cárcel, Tetris (Rafael Uribe) le ordena al Zarco (Anderson Ballesteros) asesinar a tres personas lo antes posible y le advierte que no puede dejar evidencias que lo comprometan. Además, el Jefe Malo (Manuel Cabral) se roba de los expedientes la foto de la hermana de Ricardo Castro (Juan Sebastián Calero) y anota la dirección de la casa para cobrar venganza por lo que le hicieron. Y Guillermo (Eduardo Harman) recibe una llamada de un doctor que parece tener a Pacho (Francisco Bolívar).

El Zarco asesina a los políticos, y el Negro jura vengar la muerte de su familia
El Zarco (Anderson Ballesteros) empieza a cumplir las órdenes de Tetris (Rafael Uribe) y asesina a cada uno de los políticos que traicionaron a su jefe. La noticia de la muerte de estos personajes se da a conocer rápidamente y Farfán (Pedro Mogollón) se preocupa, pues teme que él sea el próximo. Entre tanto, el Negro (Jorge Monterrosa) se entera de la muerte de su mamá y de su hermana, y jura vengarse del Zarco. Además, Mónica (Yesenia Valencia) le confiesa al Padre Miguel (Roberto Cano) que está perdidamente enamorada de él y que daría lo que fuera por estar con él. De otra parte, Ratón (Bryan Moreno) empieza a disfrutar de los beneficios que le prometieron Walter (Harold Córdoba) y Farfán a cambio de mentir con relación a la verdadera situación de Dedos (Hernán Álvarez). Y los muchachos del barrio se unen para recoger dinero y poder viajar al pueblo en donde supuestamente está Pacho (Francisco Bolívar).

Farfán teme por su vida, y Pacho revela la verdad de lo que le sucedió
Farfán (Pedro Mogollón) se reúne con Tetris (Rafael Uribe) para pedirle una segunda oportunidad, sin embargo éste lo calla y le dice que la traición se paga con la vida, por lo que Farfán no tiene más remedio que pedirle protección al Alfil (Anderson Balsero). De otro lado, en medio de lágrimas, Pacho (Francisco Bolívar) y Andrés (Carlos Bolívar) le cuentan a sus amigos y familiares lo que les pasó y confiesan que el Negro (Jorge Monterrosa) y Petete (Ariel Hernández), fueron los culpables. Mateo (John Alex Ortiz) de inmediato jura vengarse de ellos. Además, el Jefe Malo (Manuel Cabral) empieza su plan de venganza en contra de Ricardo Castro (Juan Sebastián Calero) y acosa a su hermana vía telefónica. Y Mónica (Yesenia Valencia) intenta convencer a Diana (María Camila Vélez) para que no se retire de la agencia de modelaje y que acepte los otros contratos extras que salen.

Farfán sufre un atentado, y el Zarco queda en manos del escorpión
Mientras Farfán (Pedro Mogollón) va en su carro con sus escoltas, dos hombres motorizados enviados por el Zarco (Anderson ballesteros), se acercan al vehículo sin saber que la moto en que se movilizan está cargada de nitrógeno y en cuestión de segundos, ocurre una explosión. De otro lado, Petete (Ariel Hernández) y el Negro (Jorge Monterrosa) se alían con el Escorpión para vengarse del Zarco, pues no quieren dejar impune la muerte de la familia del Negro y las humillaciones que les hizo. Además, Walter (Harold Córdoba) intenta sobornar a un grupo de periodistas para que asistan al festival que están organizando y dejen en alto el nombre de la institución. Y Pacho (Francisco Bolívar), sigue contando su trágica historia a los muchachos del barrio, Misael le insiste en que hay que denunciar y publicar la historia.


Del 23 de noviembre al 4 de diciembre de 2009