Amor en custodia

Santiago descubre quién
es el amante Alejandro

Bárbara decide pasar su despedida de soltera con Camacho, mientras Paz empieza a sospechar de la misteriosa muerte de Renata

Priscila (Sonia Cubides) y otras amigas de Bárbara (Ana Wills) le preparan una gran despedida de soltera, pero la joven prefiere pedirle a Camacho (Iván López) que la lleve a otro lugar y que la ayude a que esa noche sea inolvidable. No obstante, el escolta le propone un plan totalmente diferente al que tenía su protegida en mente. Entre tanto, después de escuchar la noticia de que Renata (Alejandra Azcárate) ha muerto, Gino (Ricardo Leguizamón) tiene se sume en una profunda tristeza. Al ver lo que le pasa al chef de su mansión, Paz (Alejandra Borrero) se pregunta el porqué él tenía una relación tan cercana con la diseñadora, pero lo que más la inquieta es saber que la mujer murió justo antes de que ellas dos se reunieran. Por otro lado, Alejandro (Marcelo Dos Santos) ordena robar el apartamento donde vive Aguirre (Ernesto Calzadilla), y aunque no encuentra lo que buscaba, si da con una carta en donde se confirma que Gabriela (Patricia Tamayo) era hija de Santiago (Humberto Dorado).

A cambio de su silencio, Alejandro le exige a Santiago que despida a Aguirre y lo ayude a recuperar a Paz
Paz (Alejandra Borrero) le confiesa a Aguirre (Ernesto Calzadilla) que su regreso es lo mejor que le ha pasado en los últimos días, pues su lugar es en la mansión con ella. No obstante, puede ser que esta situación cambie pronto, pues Alejandro (Marcelo Dos Santos) utilizará la información que sabe de Santiago (Humberto Dorado) y su parentesco con Gabriela (Patricia Tamayo), para chantajear a su suegro y exigirle que a cambio de no develar su secreto, no sólo lo ayude a reconciliarse con su esposa, sino que además despida a Aguirre. Por su parte, Juan Manuel le insiste a Tango (Mario Duarte) que le diga a la policía sobre Renata (Alejandra Azcárate) y su posible lazo con Carolina (Jenny Osorio).

Camacho se juega sus últimas fichas para impedir que Bárbara se case con Robert
Paz (Alejandra Borrero) entrevista a varias candidatas para el cargo que dejó vacante Nora (Carmenza González) y selecciona a Liliana Cañón, que dice haber tenido que sufrir mucho en la vida y que además es madre soltera, excusas que son falsas, pues esta mujer esconde un pasado oscuro y su objetivo en la mansión no es propiamente el de desempeñarse como ama de llaves. Entre tanto, Laura (Ana María Medina) le cuenta a Tango (Mario Duarte) que está embarazada y cree que el padre del niño que viene en camino es Cristóbal (Cristian Villamil). Por su parte, Alejandro (Marcelo Dos Santos) le advierte a Aguirre (Ernesto Calzadilla) que no será tarea fácil quitarle a Paz, ante lo cual el escolta le responde que él es un descarado pues hasta se atrevió a entrar a su amante en embarazo a su propia casa. Por otro lado, Camacho (Iván López) le ruega una vez más a Bárbara (Ana Wills) que no se case con Robert (Sebastián Sánchez), pero la joven vuelve a responderle que la relación entre los dos no puede existir. Pese a la respuesta de su amada, el guardaespaldas no se da por vencido y en la recepción de la boda, frente a toda la familia y los invitados, sale con una sorpresa que pondrá a pensar a la Bárbara sobre lo que debe hacer.

En la marcha nupcial Bárbara le dice a Robert que no lo ama
Alejandro (Marcelo Dos Santos) amenaza a Santiago (Humberto Dorado) con revelar su secreto sino lo nombra director de la empresa. Por su lado, al ver que Tatiana (Estefanía Godoy) llora desesperadamente luego de descubrir que Robert (Sebastián Sánchez) jugó con ella, Aguirre (Ernesto Calzadilla) le advierte al joven que si vuelve acercarse a su hija se arrepentirá. Entre tanto, ni los mariachis, ni los cientos de ruegos de Camacho (Iván López), ni los consejos de Paz (Alejandra Borrero) y Victoria (Johanna Morales) lograrán que Bárbara (Ana Wills) desista de casarse con Robert (Sebastián Sánchez). Finalmente el gran día ha llegado y todo está listo en la hacienda para que celebrar el matrimonio de la heredera de la fortuna Delucci. Sin embargo, en plena marcha nupcial, Bárbara le dice al oído a su novio que no lo ama, a lo que él le responde que tampoco la quiere pero que ya es muy tarde y deben casarse.

Santiago se entera de quién es la amante de Alejandro
Mientras Bárbara (Ana Wills) y Robert (Sebastián Sánchez) se casan sin entusiasmo, Camacho (Iván López) recuerda los momentos que pasó junto a la hija de Paz (Alejandra Borrero), el novio por su parte no deja de pensar en Tatiana (Estefanía Godoy). De otra parte, Carolina (Jenny Osorio) continúa arruinándole la vida a Paz Delucci, pues desde el celular de Liliana le envía una nota anónima que dice que su esposo será papá. Además, Santiago (Humberto Dorado) le pide a Tango (Mario Duarte) que calle a Tamayo con dinero para que Victoria (Johanna Morales) no alimente esperanzas sin sentido. Y Tango le confirma a Santiago sus sospechas, le revela que la amante de Alejandro (Marcelo Dos Santos) es Carolina y que está embarazada.

Santiago se entera que Carolina es amante de Alejandro, y Robert descubre a Bárbara siéndole infiel con Camacho
Las cosas empiezan a salírsele de control a Alejandro (Marcelo Dos Santos) luego que Santiago (Humberto Dorado) se entere por boca de Tango (Mario Duarte) que la amante del marido de Paz (Alejandra Borrero) es Carolina (Jenny Osorio). Pero ahí no paran sus problemas, ya que el ejecutivo también tendrá que lidiar con su esposa, quien por medio de un misterioso mensaje de texto descubre que Alejandro tendrá un hijo de su amante. Para intentar salir de sus problemas, el señor Sanín intentará dar con la persona que lo ha traicionado. Por otro lado, aunque Bárbara y Robert, ya son ante la ley de Dios marido y mujer, el joven descubrirá que en la noche de bodas su esposa no está con él sino con Camacho (Iván López), su guardaespaldas.

Pese a que ama a Camacho, Bárbara decide seguir con Robert, y Aguirre piensa en contarle a Paz quien es la amante de Alejandro
Luego de pasar una velada de ensueño, Bárbara (Ana Wills) le da a Camacho (Iván López) una cadena para que no lo olvide, pues a pesar de que lo ama, según ella, su futuro es con su esposo. Cuando la pareja se besa para despedirse, Robert (Sebastián Sánchez) los sorprende y le pide a Bárbara que de inmediato se vaya con él para la alcoba. Por otro lado, Paz (Alejandra Borrero) le dice a Aguirre (Ernesto Calzadilla) que como siempre ella fue la última en enterarse de la infidelidad de su marido, situación por la cual el escolta se sentirá mal, pues él sabe quién es la amante de Alejandro (Marcelo Dos Santos). Entre tanto, Tango (Mario Duarte) le cuenta a su jefe que desde el celular de Liliana, la nueva empleada de la Mansión Delucci, se enviaron los mensajes que develaron sus andanzas frente a Paz, pero que quien realmente los mandó fue Carolina (Jenny Osorio).

Paz se entera que Carolina es la amante de Alejandro, y Camacho renuncia a ser el escolta de Bárbara
Aguirre (Ernesto Calzadilla) le reclama a Alejandro (Marcelo Dos Santos) por acusarlo cínicamente de ser el padre del bebé que espera Carolina (Jenny Osorio). Pero justo en ese momento llega Paz (Alejandra Borrero) y alcanza a escuchar la verdad de los hechos: su esposo es el papá de la criatura que viene en camino y por lo tanto, ella ha estado hospedando en su hogar a la amante de su marido. La irá de la diseñadora no será solamente con Alejandro y Carolina, sino también con Aguirre, quien según ella, se prestó a guardar el secreto. Pero este no es el único problema que tiene la diseñadora, pues ahora tendrá que buscar un nuevo escolta para su hija, ya que Camacho (Iván López) triste y decepcionado porque Bárbara (Ana Wills) se fue con Robert (Sebastián Sánchez) de luna de miel, le afirma que no resiste ver a la mujer de su vida con otra persona que no sea él y por eso no puede seguir trabajando para los Delucci. Entre tanto, Cristóbal (Cristián Villamil) llama a Laura (Ana María Medina), su ex esposa, y la amenaza de nuevo con matar a Anderson (Nicolás Pachón), su hijo, si no vuelve con él. De inmediato, Laura se comunica con Tango (Mario Duarte) y le echa la culpa de lo que pasa con el niño, por lo que le pide que no se meta más en ese asunto.

Paz le pide a Aguirre que deje de trabajar para ella, mientras que Bárbara sufre un fuerte accidente
Después de enterarse de que Carolina (Jenny Osorio) es la amante de su esposo, Paz (Alejandro Borrero) echa a la modelo de su mansión y le dice que ni por la puerta del servicio debería salir, sino por el agujero de las ratas, pues eso es lo que es. Así mismo, la diseñadora le ofrece una licencia remunerada a Aguirre (Ernesto Calzadilla) para que ya no trabaje para ella, pues ya no confía en él. Por su parte, Bárbara (Ana Wills) llama a Nicolás (Iván López) para contarle que no hace más que pensar en él y que su vida no es nada sin su compañía. Luego de esto, la joven se levanta de la tina en la que estaba y se cae golpeándose la cabeza con tal fuerza que queda inconsciente. Minutos después, Robert (Sebastián Sánchez) llega a la habitación y encuentra a su esposa tirada en el piso. Aunque el tenista pide ayuda en seguida, Bárbara ha perdido mucha sangre.


Del 15 al 26 de febrero de 2010