El Clon

Lucas conoce a Jade

Comienza la historia de los gemelos Lucas y Diego
Comienza la historia cuando el Científico Albieri presenta públicamente a unos animales clonados después de una gran investigación para la empresas de importación y exportación de alimentos de Leonardo Ferrer y, ahora, el Científico está intentando la clonación humana. Por otra parte, Jade (una joven musulmana) se lamenta porque su religión no la permite ser como las demás jóvenes de Miami (Florida), además, Jade tiene que viajar a su lugar de origen: Marruecos, después de que su madre muriese. Mientras que, unos gemelos Lucas y Diego, que son opuestos totalmente en la forma de ser, pero iguales físicamente; se preparan para suceder a su padre Leonardo Ferrer en su gran negocio. Y Lucas y Diego hacen un viaje con Albieri a El desierto del Sahara y Fez (Marruecos). Y Cristina Miranda (la prometida de Leonardo) viaja antes que él a Marruecos y, sin conocer a los hijos de éste, ella se encuentra por la noche con Diego (uno de los gemelos) y acaban haciendo el amor, y ambos no se dirigen ni una sola palabra en ese apasionado encuentro. Al día siguiente, Leonardo llega a Marruecos y, allí, él presenta a sus hijos a su prometida Cristina y, en ese momento, Diego se da cuenta que esa es la mujer con la que se acostó. Por su parte, Jade llega a Fez (Marruecos), donde se encuentra con su tío Alí, su tía Zoraida y su prima Latiffa, quien se va a casar con un hombre al que ni siquiera conoce, ya que él la eligió sólo por una descripción que le hizo la familia. Y Alí le deja muy claro a su sobrina Jade que ella deberá de esconderse la cabeza para que su belleza sólo la disfrute su futuro marido, ya que él es cree en Alá y sigue todas las pautas del Corán y la advierte que tendrá que rezar cinco veces al día y que seguirá estudiando y después la buscará un marido.

Lucas ve a Jade bailando
Cuando Albieri va a hablar con su amigo Alí; Lucas se atreve a entrar en las habitaciones y ve a Jade bailando (quedándose ambos hipnotizados mirándose) y, por esto, Alí le da una bofetada a Jade, ya que bailar para un hombre que no es su marido, es una gran ofensa en el Corán y, amenazándola con encerrarla en su cuarto hasta que muera, Jade es obligada por su tío a aprenderse de memoria unas hojas del Corán. Y como cree que no podrá acostumbrarse a la forma de vida de Marruecos; Jade quiere regresar a Estados Unidos, pero su tío Alí se opone. En el hotel donde se hospedan; Diego es incapaz de contarle a su padre que él se acostó con su prometida, y Leonardo se pone furioso con su hijo por hacerle el desplante a él y Cristina, ya que no acudió a una cena que Leonardo organizó con sus hijos para que conocieran mejor a su prometida. Pero, Diego le exige a Cristina que se largue de allí y que deje en paz a su padre o, de lo contrario, él le dirá que ella se acostó con él. Más tarde, Alí recibe a la familia de Said, ya que él se quiere casar con Latiffa, pero Alí le pide mucho dinero a cambio de que él se casa con ella. Y Said llega con sus hermanos Mohamed y Nazira, quien quiere casarse con Alí, a pesar de que él esté casado con tres mujeres, ya que su religión así se lo permite a los hombres. Deslumbrado por la belleza de Jade; Lucas regresa a la casa de Jade, donde vuelve a encontrarse con ella...

Alí quiere casar a Jade con Said
Jade y Lucas favorablemente, esta vez, no son descubiertos por Alí. Y más tarde, Jade se extraña cuando ve a Latiffa jugando al fútbol con sus amigas totalmente cubiertas por velos, pero Zoraida le explica a Jade que ellas deben de hacerlo porque hay hombres mirándolas y no pueden destaparse ante ellos, a no ser que sean sus esposos. Mientras tanto, en Miami; Dora se pone muy celosa al ver a su prometido Osvaldo coqueteando con otras mujeres en la playa, además, ella está decidida a tener un hijo con Osvaldo, pero ellos tienen problemas para que ella quede en estado, y ésta le consigue una cita en una clínica de fertilidad, donde ella ya se hizo las pruebas en las que se demuestra que ella sí podía concebir, además, éstos se conocieron bailando en un bar. En Marruecos, Lucas persigue a Jade hasta un lugar, donde se quedan a solas y se dan cuenta de que ambos vivían en Miami. Y Lucas estuvo a punto de besar a Jade, pero ella le deja muy claro que eso es pecado porque sólo podrá besarla su esposo. A pesar de que Cristina le promete a Diego que ella ama a su padre Leonardo; Diego cree que Cristina sólo está con Leonardo por su dinero, y ésta no le niega que ella es mantenida por Leonardo y a cambio ella le hace feliz. Y Cristina intenta acostarse con Diego nuevamente, pero él la rechaza. Y antes de que Diego le contara la verdad a Leonardo; Cristina le hace creer a Leonardo que Diego ha estado acosándola todo esté tiempo. Como a Said y a Latiffa los amamantó la misma mujer; ellos no pueden ser esposos, por eso, aconsejados por su hermana Nazira; Mohamed ahora se casará con Latiffa, mientras que Said se quiere casar con Jade; y Alí acepta la propuesta. Antes de que Lucas regrese a Estados Unidos; Jade decide ir a ver a Lucas al hotel, pero ella confunde a Lucas con su hermano gemelo Diego, quien no se imagina que ella es la conquista de su hermano.

Jade se opone a casarse con Said porque ama a Lucas
Cuando confunde a Diego con Lucas; Jade se siente defraudada porque cree que él se burló de ella, pero favorablemente Jade vuelve a encontrarse con Lucas, que la explica que tiene un hermano gemelo. Y Jade y Lucas, entre otras cosas, dicen creer en la reencarnación, y creen que en otra vida estuvieron juntos, pero ella no es capaz de besarle porque en su religión eso es pecado, y ambos prometen buscarse de nuevo. Mientras que, Diego le acaba contando a su padre Leonardo que él se acostó con su prometida Cristina, quien niega eso en todo momento y, por esto, Diego le da una bofetada a la cínica de Cristina, que desencadena en otra bofetada de Leonardo a su hijo Diego, ya que no le cree. Y como su padre no le cree, Diego decide regresar a Miami. Y Leonardo también envía a Cristina a Miami, ya que él no sabe realmente a quien creer. Y Albieri cree que Diego tiene razón, ya que así se lo afirmó su hermano Lucas. Al ver que ella está usando los velos para no ser descubierta por otros; Zoraida sospecha que Jade se está viendo con un hombre y le advierte a Jade que si incumple las normas del Corán; Alí podría matarla, ya que sus costumbres son muy estrictas. En la comida, Alí aprovecha para comunicarle a Lattifa que ya no podrá casarse con Said porque son considerados como hermanos por haber sido amamantados por la misma mujer, aunque no fuera su madre y, por esto, Alí la dice que ahora ella se casará con Mohamed (a quien Lattifa considera “el feo” de los dos hermanos), además, la dice a Jade que ahora ella se casará con Said y, aunque Jade se opone desde el principio, Alí la dice que ella debe de acatar sus órdenes, explicándola que ella tiene que aceptar al esposo con inteligencia y no con sentimientos. Y Jade, entre lloros, le confiesa a Zoraida que ella no puede casarse porque está enamorada de otro hombre. Al llegar a su casa de Miami; Diego le cuenta a su nana (Mamá Rosa) que él se irá a vivir a casa de Albieri, ya que discutió duramente con su padre Leonardo. Cuando vuelven a encontrarse a solas, Jade le pide a Lucas que la bese y la pareja de enamorados se funden en un apasionado beso.

Jade y Lucas planean escapar juntos
Después de besarse apasionadamente, Jade se despide para siempre de Lucas, contándole que su tío Alí la quiere casar con un musulmán. Y para evitarlo, Lucas le pide matrimonio a Jade y la propone que se escapen juntos; pero ella no acepta porque no quiere que, por su culpa, se rompa el matrimonio de su prima Lattifa. Al regresar a su casa, Jade es recibida por su tío Alí, a quien hace creer que se perdió cuando estaba paseando con Zoraida y Lattifa. Después de enterarse de que Diego se hospedará en la casa del Doctor Albieri; su secretaria Luisa va hasta su casa a hospedarse también para organizarla para el nuevo huésped, y ésta lo hace encantada porque siempre ha estado enamorada de su jefe Albieri. Entre tanto, Cristina se consuela con su amiga Vicky, a la que cuenta que perdió a al amor de su vida (Leonardo) por irse detrás de su hijo Diego, además, Cristina la asegura a su amiga que ella está enamorada de “su leoncito” (como llama cariñosamente a Leonardo). Y en Marruecos, Lucas le niega a Albieri que esté enamorado de una mujer árabe, ya que teme que él la separe de Jade, pero Albieri le advierte que tenga cuidado porque si ella es descubierta besando a un hombre que no es su esposo, podría ir a la cárcel o ser custodiada a la muerte. Al día siguiente, Jade se escapa de su casa y vuelve a encontrarse con Lucas, que se besan y planean escapar juntos, pero dos hombres siguen a Jade y descubre lo que está haciendo...

Diego muere en un terrible accidente aéreo
Diego se enfada nuevamente con su padre Leonardo al ver que él sigue con Cristina, quien le convenció de que le amaba sinceramente, haciéndole creer que se acostó con su hijo Diego porque ella estaba borracha; además, ella le dice muy claro a Leonardo que ella no estuvo con él por interés, ya que le ama y besándose, Cristina consigue reconciliarse con Leonardo después de darle celos con otros jovencitos. Después de descubrirla; el hombre lleva a Jade hasta su casa, acusándola de haber besado a un hombre, aunque favorablemente su tío Alí no estaba en ese momento. Aunque, poco después, los hombres se lo dicen a Alí, quien se pone furioso y abofetea a Jade y la encierra en su habitación hasta que se muera. Mientras que, Lucas consigue hacerse amigo de Alí, sin que él sepa que Lucas es el hombre que besó a su sobrina. Y Zoraida no está dispuesta a dejar morir a Jade en su cuarto, por eso, ella pretende ayudar a Jade a que huya con Lucas. Aunque aún no es piloto; Diego decide conducir él solo su helicóptero y, por el mal temporal, Diego se cae del helicóptero estrellándose con unos árboles y explotando el avión en ese instante. Mientras tanto, Lucas cree haber perdido para siempre a Jade, ya que ella no acude a su cita y, en el momento que su hermano tiene el accidente de helicóptero en Miami; Lucas se cae del caballo por el desierto del Sahara (en Marruecos).

Jade intenta romper su compromiso con Said
Tras el accidente aéreo; Diego muere calcinado cuando estalla el helicóptero. Y en Marruecos, Lucas comienza a recuperarse de la caída que sufrió del caballo. Mientras tanto, Albieri regresa a Miami y, por sorpresa, él descubre que su secretaria Luisa se ha instalado en su casa y cuarto, con la excusa de que cuidaría a Diego. Y a Albieri no le hace ninguna gracia que se quede allí su secretaria y que se tome esas confianzas, sin ni siquiera sospechar que ella lo hace con toda su mejor voluntad porque ella está enamorada de él. Aunque Jade (con ayuda de Zoraida) logra escapar de la casa de su tío Alí; ella no encuentra a Lucas en el lugar que se citaron. Después de hacer el amor apasionadamente con Cristina; Leonardo recibe la noticia de que su hijo Diego murió, mientras que Mamá Rosa, conmocionada por lo sucedido, va a reconocer el cadáver de Diego, al que siempre quiso como un hijo, al igual que a Lucas. Defraudada con su amado Lucas porque no apareció en su cita; Jade tiene que volver a la casa de su tío Alí, que favorablemente no descubrió que ella escapó porque estaba visitando a la familia de Nazira, Mohamed y Said. Más tarde, Alí las informa a Jade y a Latiffa que ellas tendrán que casarse con Said y Mohamed, respectivamente. Y furiosa, Jade llama por teléfono a Said para hacerle creer que ella es muy fea y que tiene su cuerpo lleno de manchas porque se le cayó un jarrón de agua hirviendo y, además, que ella no tiene dientes. Y por esto, Said y también Mohamed se ponen furiosos con su hermana Nazira por involucrarles con esas mujeres y, después, ellos le reclaman a Alí por haberles intentado timar vendiéndoles a Jade y Latiffa, ya que ellos le pagaron a Alí a cambio de casar con ellas. Pero, al verlas, Said se queda sorprendido con la belleza de Jade y, acto seguido, Jade y Latiffa tienen que desnudarse ante Nazira para que ella revise que las jóvenes están en perfecto estado.

Alí da hospedaje a Lucas en su casa
Cuando su amigo Albieri le informa a Leonardo de que su hijo Diego murió en un fatídico accidente aéreo; Leonardo se queda paralizado y se queda pensando todo lo que ocurrió con su hijo. Después de recibir la llamada telefónica de Albieri; Alí busca a Lucas para contarle que su hermano Diego murió en un accidente y, para que Lucas se recupere de la caída del caballo, Alí da hospedaje a Lucas en su casa, sin saber que él es el enamorado de Jade. Aunque Jade lo único que quiere es ser feliz al lado del hombre que ama; Latiffa le recrimina a Jade que intente estropear su matrimonio con Mohamed, ya que como Jade no quiere casarse con Said (hermano de Mohamed). Influenciados por su hermana Nazira; Said y Mohamed van a preguntarle a Alí si sus sobrinas Jade y Latiffa son vírgenes, y éste se los afirma, dolido por su desconfianza. Aunque a Nazira no le gusta la actitud de Jade y Latiffa; Said y Mohamed están entusiasmados con las bellezas de sus futuras esposas, y están decididos a casarse con ellas. Después de enterarse de que él la engañó pues él no tiene hijos; Dora se separa de Osvaldo, ya que un amigo de éste la dijo que él no puede tener hijos, el gran sueño de Dora. Y ahora, Dora quiere tener un hijo ella sola, por eso, va a la clínica de Albieri para que la inseminen artificialmente. Leyéndola el futuro en una taza con el café, Zoraida le dice a Jade que Lucas será su amor eterno, aunque la alegría envolverá su tristeza, y que se encontrará con el mismo hombre dos veces. Al enterarse de la muerte de Diego; Cristina comienza a llorar y cree que Diego tenía razón cuando decía que su padre Leonardo merecía una mujer mejor que ella, a pesar de que Cristina ama sinceramente a Leonardo. En el velatorio de su hijo Diego; Leonardo echa de allí a Cristina y, furioso, él la dice que jamás la prefirió a ella, en vez de a su hijo.

Lucas y Jade hacen el amor
Ante el ataúd donde está el cuerpo de su hijo Diego sin vida; Leonardo le promete que no volverá con Cristina. Como Alí le advierte que no podrá acercarse a las mujeres de su casa; Diego y Jade se citan lejos de allí, donde ambos siempre se encuentran y, allí, ellos se besan y acaban haciendo el amor. Después de que Osvaldo le pidiera disculpas diciéndola que él no quería decirle que él no le dijo que no podía tener hijos, por miedo a su rechazo; Dora se acaba reconciliando con Osvaldo. Cuando Marisa va al velatorio de Diego; Mamá Dolores le confiesa a Marisa (que estaba emocionada) que Diego iba a ir a su fiesta de cumpleaños para comprometerse con ella porque le gustaba mucho; algo que Marisa no creía porque, aunque ellos siempre coquetearon, Diego siempre tuvo detrás a muchas mujeres. Cuando Albieri le confiesa lo solo que se siente ahora sin Diego (al que consideraba como un hijo); su secretaria Luisa se atreve a decirle que le ama y acaba besándole, aunque él la rechaza y la dice que la quiere como a una amiga, algo que a Luisa la hace mucho daño porque cree que jamás podrá estar al lado del hombre del que está enamorada. Después de hacer el amor, Jade regresa a su casa y descubre que allí está “su novio” Said, que la regala un collar de oro.

Jade cree que podrá vivir libremente su amor con Lucas
Aunque se pone muy celoso al ver a Said, “el novio” de Jade; Lucas intenta controlarse para que Alí no descubra la relación que él tiene con su sobrina. Cuando le dice que ella quiere tener un hijo por inseminación artificial; Osvaldo se opone a que Dora tenga un hijo de otro hombre, a pesar de que ellos ni siquiera conocerán al donante; pero Osvaldo piensa que sería mejor adoptar, pero Dora quiere tener un niño y, por eso, Osvaldo decide separarse de Dora. Al llegar a su casa, Albieri se da cuenta de que Luisa se fue, tras el rechazó de éste. En la clínica, Albieri y Luisa se vuelven a ver las caras y, allí, Luisa le dice que ella decidió regresar a su país; pero, para impedirlo, Albieri le pide a Luisa que se case con él, y ésta acepta encantada, aunque él sigue muy frío con ella y no es capaz ni de besarla, además, él la deja muy claro que sólo siente cariño por ella y no está enamorado de ella. Mientras Leonardo escucha la conversación, Mamá Rosa le confiesa a Enrique (el mejor amigo de Leonardo) que ella trató de localizar a Leonardo antes de que Diego tuviera el accidente para que le impidiera que viajará solo en el avión, pero Leonardo no le cogió el teléfono porque estaba haciendo el amor con Cristina. En la clínica, el médico que es italiano se apiada de Jade y la da el certificado de virginidad, para que su esposo Said crea que ella sigue siendo virgen. En el lugar donde siempre se encuentran; Jade baila la danza del vientre para Lucas y, después, él la jura que la ama y que se enfrentará a quien sea con tal de luchar por su amor y, después, ellos acaban haciendo el amor. Y Jade siente mucha alegría cuando su tío Alí le dice que viajará con su prima Latiffa a Estados Unidos hasta que llegue el día de su matrimonio con Said, algo que alegra mucho a Jade porque podrá vivir su amor libremente con Lucas.


Del 15 al 26 de febrero de 2010