El Encantador

Comienza la historia
de Rolando

Rolando Castaño es un hombre seductor que con su habilidad para expresarse y su indiscutible atractivo, logra conquistar a todo el que lo rodea. Rolando es amado y odiado, unos lo describen como el hombre perfecto, carismático, simpático, sexy, entrador, trabajador; pero otros, lo perciben como ese tipo de personas de mala calaña en las que no se puede confiar. En cambio, Luisa es una mujer trabajadora y perseverante que interpreta una niña adinerada y sofisticada que termina haciendo tambalear la tranquilidad de este pícaro e inescrupuloso galán.

Los Solarte están a punto de la quiebra
Gregorio se entera que su importante empresa de abogados está al borde de la quiebra por culpa de su hijo Juan Ignacio que dejó un déficit de 10 millones de dólares en los libros contables.

Rolando se gasta la plata de la “Radiotón”
Rolando se inventa una “Radiotón” para recolectar, a través de la emisora de la iglesia, el dinero con el que supuestamente construirá la casita de Jacinto. Las personas del barrio, al ver que el joven comerciante tiene el apoyo del Padre Jesús, aportan más de 5 millones de pesos.

Marco se convierte en socio de Luisa
Al ver que Nacho tiene en venta el 25% de sus acciones en Solarte y Asociados, Marco le propone que se las compra para convertirse en socio de su novia.

Magnolia debe ser despedida de la emisora
Los oyentes de La voz de los almendros, se quejan por las intervenciones radiales de Magnolia, porque al parecer la joven ha convertido a la emisora comunitaria en un medio no muy santo para los feligreses.

Nacho sabotea un importante negocio de su hermana
Nacho se entera que su hermana está preparando un documento para ganar una importante licitación y decide dañarle el archivo que contiene todo el trabajo.


Del 4 al 12 de febrero de 2010