A corazón abierto

Enrique sufre un infarto
al discutir con su hija
María Alejandra

Una batalla campal se desatará en la casa de María Alejandra, y Alicia quedará vestida y alborotada
A pesar de que algunos están sin pareja, los médicos del Hospital Santa María no dejarán pasar en vano la celebración del día de amor y amistad y luego de una dura jornada laboral, se reunirán en la casa de María Alejandra (Verónica Orozco) para disfrutar de una excelente noche. Sin embargo, algunos comentarios y visitas inesperadas, harán que la velada termine en una catástrofe. Por su parte, Alicia (Carolina Gómez) preparará una sorpresa para que ella y su esposo pasen un día inolvidable, pero esto no será posible, pues Andrés (Rafael Novoa) preferirá irse a beber solo en un bar hasta perder el control, que llegar a su casa. Guerra le confiesa al psicólogo que los está ayudando a él y a su esposa a recuperar su matrimonio, que aún no ha podido olvidar a la Doctora Rivas. De igual manera, Alicia revela que se siente débil cada vez que está cerca a Mauricio (Jorge Enrique Abello) y que anhela estar todo el tiempo con él.

Isabel descubre a Maza con otra mujer, y Burgos se besa con Cristina
Isabel (Sandra Hernández) sufre una nueva decepción amorosa luego de encontrar a Maza (Juan Pablo Espinosa) con una enfermera en uno de los cuartos del hospital, en una situación muy comprometedora. Además, luego de una fuerte discusión con su esposa, Burgos (Rolando Tarajano) le confiesa a Cristina (Natalia Durán) que sus hijos son adoptados, hablan tranquilamente sobre el tema y terminan besándose. Entre tanto, Alicia (Carolina Gómez) sigue los consejos de Adela (Ana María Kamper), la esposa de Cepeda (Jorge Cao), y empieza a hacerle la vida imposible a María Alejandra (Verónica Orozco) para que la saquen del Santa María. Y un caso de quintillizos pondrá en apuros al Doctor De La Pava (Santiago Moure).

Burgos y Cristina vuelven a estar juntos, y Alicia le hace la vida imposible a María Alejandra
Siguiendo el consejo de Adela (Ana María Kamper), Alicia (Carolina Gómez) empieza a hacerle la vida imposible a María Alejandra (Verónica Orozco), la culpa de la muerte de uno de los quintillizos que nacieron en el hospital y habla con Cepeda (Jorge Cao) para que tome cartas en el asunto. Entre tanto, después de una larga jornada laboral, Burgos (Rolando Tarajano) llega a su casa y la empleada le entrega una carta de su esposa, en donde ésta le explica que se fue de la casa con los niños y las razones por las cuales lo hizo. Sin embargo, Cristina (Natalia Durán) le ayudará a aliviar este dolor al galeno y tendrán un apasionado encuentro. Además, el Doctor Guerra (Rafael Novoa) le advierte a Hernández (Jorge Enrique Abello) que no le haga daño a María Alejandra, pero éste le dice que no la piensa dejar escapar porque es una excelente mujer.

Burgos y Cristina viven una inolvidable noche de pasión, y Alicia teme que su secreto sea revelado
Decepcionado por el abandono de su esposa, Burgos (Rolando Tarajano) llega al hospital a trabajar. Sin embargo, un hombre que se identifica como el abogado de su señora, le entrega los papeles para iniciar los trámites del divorcio. Entre tanto, Alicia (Carolina Gómez) recibe una visita inesperada que la pone a sufrir, pues se trata de una amiga suya que sabe todo lo que pasó entre ella y Mauricio (Jorge Enrique Abello) y teme que inocentemente le cuente a Guerra (Rafael Novoa) toda la verdad. De otra parte, María Alejandra (Verónica Orozco), Cristina (Natalia Durán), Viana (Juan Manuel Mendoza) e incluso Isabel (Sandra Hernández), le ayudan a Augusto (Juan Pablo Espinosa) a estudiar para su examen, pues ninguno quiere que éste pierda su residencia. Además, Cristina va a casa de Burgos, le pide posada, éste acepta y sin proponérselo, terminan la noche en pasional encuentro.

María Alejandra le causa un ataque al corazón a su padre, y Guerra se entera de un gran secreto
El Doctor Cepeda (Jorge Cao) le propone a Guerra (Rafael Novoa) que lo ayude en la investigación de nuevos tratamientos para el alzheimer, le dice que su paciente experimental será Helena (Alejandra Borrero), la mamá de María Alejandra (Verónica Orozco). Sin embargo, para llevar a cabo dicho procedimiento necesitan la firma de su esposo, Enrique (Pedro Mogollón), quien va hasta el Santa María para hablar con su hija al respecto, pero los planes cambian, pues Enrique sufre un ataque al corazón luego de discutir fuertemente con María Alejandra. Además, preocupado por su bienestar en el hospital, Augusto (Juan Pablo Espinosa) decide no presentar el examen para salvar su residencia, pues teme fracasar en el intento. Y Guerra se entera de que el Doctor Cepeda era el amante de la mamá de Rivas.

Operan al padre de María Alejandra, y Guerra quiere saber si su amada sufre de alzheimer
Luego del infarto que sufrió Enrique (Pedro Mogollón), el padre de María Alejandra (Verónica Orozco), los médicos del Santa María lo operan y logran salvarle la vida. Como era de esperarse, su nueva familia va hasta el hospital a verlo y se encuentran con María Alejandra. De otra parte, el Doctor Guerra (Rafael Novoa) le pide a Rivas que se practique una muestra de sangre para descartar la posibilidad de tener el gen del alzheimer como su mamá. Además, Augusto (Juan Pablo Espinosa) recibe los resultados de su examen en donde le dicen si puede o no continuar con su residencia. Y mientras Burgos (Rolando Tarajano) está feliz de que su relación con Cristina (Natalia Durán) está pasando por el mejor momento, Cristina sigue confundida, pues no quiere tener nada serio con el doctor.

María Alejandra y Andrés pasan la noche juntos, mientras Alicia tiene un encuentro pasional con Mauricio
Cansada de que su esposo no le corresponda en la intimidad, Alicia (Carolina Gómez) decide aceptar la propuesta de Mauricio (Jorge Enrique Abello) de ser su amante, se besan apasionadamente y terminan en un encuentro bastante íntimo. Mientras esto sucede, los doctores Guerra (Rafael Novoa) y Rivas (Verónica Orozco) deben ser encerrados durante toda la noche en un cuarto, pues existe la posibilidad de que estén contagiados del virus AH1N1, ya que ambos atendieron a un paciente con esta enfermedad. De otro lado, Viana (Juan Manuel Mendoza) e Isabel (Sandra Hernández) intentarán salvarle la vida a un ladrón que llega mal herido, pero De la Pava (Santiago Moure) se niega a que lo atiendan. Por órdenes del Director administrativo del Santa María se verán obligados a llamar a la policía, pero el ladrón aprovecha un descuido y escapa. Y Cristina (Natalia Durán) le devuelve las llaves de su casa a Burgos (Rolando Tarajano), pues no quiere ninguna clase de compromiso.

Isabel y Viana son asaltados, y Guerra recibe pruebas de la infidelidad de Alicia
Con el único objetivo de distraerse un poco luego de un día difícil en el hospital, Isabel (Sandra Hernández) y Viana (Juan Manuel Mendoza) deciden ir a tomarse algo. Sin embargo de regreso a su casa, son sorprendidos por Milton, el ladrón que escapó del Santa María cuando se enteró de que ellos habían llamado a la policía. Mientras esto sucede, Alicia (Carolina Gómez) recibe una de las peores noticias del día, pues luego de un momento de placer con el doctor Mauricio (Jorge Enrique Abello), se entera de que su esposo y María Alejandra (Verónica Orozco) tendrán que pasar la noche juntos, y teme por lo que pueda pasar entre los dos. Enclaustrados en el cuarto, Rivas y Guerra (Rafael Novoa) hablan sobre la relación que tuvieron y él le recuerda que la ama. Instantes más tarde, Andrés recibe los extractos bancarios en donde comprueba que Mauricio estuvo viviendo en su casa de Miami una vez él se devolvió a Colombia. De inmediato, habla con su abogado, pero éste le dice que no son pruebas suficientes para afirmar que el amante de su mujer si estuvo viviendo con ella en el exterior.



Del 8 al 18 de junio de 2010

por el Canal RCN