Camila Zárate asume un nuevo reto



Pese a su corta experiencia en la actuación, Camila Zárate, quien actualmente interpreta a Herlinda en la novela ‘Chepe Fortuna’, de RCN, ha demostrado que tiene madera y con este papel se consolida en esta profesión. “Herlinda Fortuna es una mujer rebelde y ambiciosa que quiere conseguir dinero fácil sin importar lo que tenga que hacer para salir del barrio El Tiburón y darse una vida llena de lujos”, menciona Zárate, para quien no ha sido nada fácil darle vida a una joven costeña, pues ella es bogotana.

Sin embargo, aunque para la actriz ha sido muy divertido representar este personaje, hay algo que le preocupa mucho y es el hecho de que muchas niñas en la calle se le acercan y le dicen que no quieren estudiar, sino ser como Herlinda. “Para mí esto es un poco preocupante, porque independientemente de lo chévere que pueda llegar a ser el personaje, realmente no se trata de una apología a las niñas que quieren conseguir las cosas de una manera fácil y que para ellas el fin justifica los medios. Es todo lo contrario, esto debe servir para educar y no justificar el hecho de que Herlinda actúe de esta manera. Este tipo de comportamiento no debe ser aceptado por la sociedad. En ese sentido cuando las niñas se me acercan a decirme estas cosas, he tenido un choque con el personaje. Por lo demás, creo que la gente se está gozando a Herlinda y el recibimiento ha sido increíble. Ha sido bastante positivo el balance del personaje”, comenta la actriz, quien ratifica que este tipo de comportamiento de Herlinda no está bien y que nadie debe seguir su ejemplo, pues por sus malas acciones, tendrá que asumir las consecuencias.

-Camila, ¿cómo surgió la propuesta de interpretar a Herlinda?
Me llamaron del departamento de casting y me dijeron que querían que hiciera casting para el personaje de Taliana Vargas y Herlinda, presenté la audición y les gustó más Herlinda porque veían que se acomodaba más a mí.

-¿Qué ha sido lo más complicado de interpretar este personaje?
Interpretar cosas que no están dentro de mis principios, he tenido que cambiar mi postura, pararme de una manera sexy, asumir una corporalidad muy diferente a la mía, tener el sabor característico de las mujeres costeñas sobre todo porque yo que soy rola y nosotras somos un poco tiesas. Pero, creo que se ha logrado el objetivo que nos trazamos y Mario Ribero ha sido fundamental en este proceso, es un genio.

-¿Qué comentarios has recibido en la calle sobre el personaje?
A mí realmente me asustaba mucho el público costeño, porque ellos son bastante exigentes con el hablado de los actores de la novela y muchas veces se da ese fenómeno de que la gente piensa que el costeño es uno solo y como nosotros grabamos en Santa Marta se tiene que hablar como los samarios y la Costa Caribe es muy grande. No hay una persona que hable igual costeño a otra, así sean de la misma región. Afortunadamente, me ha ido bien, la gente me ha creído, incluso hay mucha gente que piensa que yo soy costeña.

-¿Cómo le ha ido grabando en Santa Marta?
Es durísimo, el calor es muy húmedo, el pelo se pone húmedo, a las maquilladoras les ha tocado trabajar el triple porque los peinados se caen, el maquillaje se corre, y mi personaje tiene que estar bien maquillada y arreglada todo el tiempo, es bastante complicado el calor. Además me dieron parásitos, casi me muero. Sin embargo, siento que ha sido muy rico grabar en tierra caliente, tener el mar al lado, eso me recarga de energía. Herlinda es un personaje al que le agradezco muchísimas cosas porque me ha dado los días más felices este año, creo que han sido más las cosas buenas que las cosas malas.