Pablo Espinosa, encantado de su paso por Colombia


Pablo Espinosa ha dado vida a Alejo Sabarían en la serie de RCN: ‘La Pola’, una superproducción de época en la que ha participado junto a la colombiana Ana María Estupiñan y el español Joel Busquet.

Participó en el 2009 en ‘Física o química’. Y en el 2010 viajó a Colombia para protagonizar ‘La Pola’. Y ha participado en el cine, en ‘Mi moto y yo’ (de José Carbajo). A parte de estudiar artes escénicas, el joven actor español ha estudiado música y sabe tocar la guitarra y el piano. De niño empezó tocando la bandurria y es de los que prefiere quedarse en su casa tocando la guitarra, que salir de fiesta.

No existe mucha información en los libros de la historia sobre su personaje de Alejo, y teniendo que transportarse a otro tiempo, llegó a Colombia, donde estuvo tres meses instalado, grabando su personaje. Su reciente visita (la semana pasada) fue para hacer promoción y causó una gran sensación entre las jóvenes colombianas. Espinosa tiene 18 años y hace cinco empezó a estudiar actuación, en Villajoyosa (Alicante). Luego se trasladó a Madrid, a probar suerte.

-Pablo, ¿cómo llegó este proyecto a tus manos?
Estábamos cada uno con nuestra vida normal, se nos presentó la oportunidad de hacer casting y fue una sorpresa viajar a Colombia, estoy muy contento de haber interpretado a Alejo Sabaraín.

-¿Cómo te describieron por primera vez a tu personaje para que aceptaras el reto?
Me dijeron que era una persona inocente, devota, respetuosa de sus padres y de las enseñanzas que le habían dado desde chiquito, y que al conocer a La Pola empezó a cuestionarse, a ver que una persona no es noble por su sangre y sus apellidos, sino por lo que es.

-¿Qué retos has afrontado con tu personaje de ‘La Pola’?
Más que retos he experimentado muchas alegrías, siempre soñaba con interpretar un personaje que montara a caballo, es algo muy bonito. También estuve practicando esgrima porque pensé que me serviría algún día y en efecto me ha servido para esta producción. Otra cosa que me gustó mucho fue poder hacer una historia de época en televisión. Tal vez el carácter de mi personaje sí ha sido un reto porque no nos parecemos en nada, Alejo es muy calculado, medido, es una persona que no se atreve a hacer nada que sea incorrecto, y yo soy totalmente al revés, soy más activo que Alejo.

-¿Y qué recomendaciones te ha dado Sergio Cabrera, el director de ‘La Pola’?
Cuando llegué estaba un poco desorientado, pero el hecho de haber llegado un tiempo antes, me ayudó a familiarizarme un poco con mi personaje y con la gente que iba a trabajar. Le agradezco mucho a la gente que me apoyó. Sergio me corregía algunas cosas, pero lo que lo hace a uno sentir seguro es la posición de él como director, es muy meticuloso y eso da mucha seguridad a la hora de interpretar, hemos estado muy cómodos por eso.

-Háblanos sobre tu trayectoria actoral...
Yo empecé en Alicante en la Escuela Municipal de Teatro, ahí comencé a actuar, a hacer improvisaciones, me gustó la actuación. Luego viajé a Madrid donde hice una temporada de teatro con una obra llamada ‘Las Brujas de Salem’. Presenté muchos castings, hasta que empezaron a salir proyectos en televisión y paralelo seguía con la música. Luego se me dio la oportunidad de venir a Colombia a grabar esta serie y ahora en cuanto regrese a España voy a grabar una película española. Ésta es una carrera de mucho esfuerzo y de aguante, pienso que siempre hay que tener los pies bien puestos sobre la tierra y mantener el equilibrio.

-¿Has encontrado diferencias entre la televisión española y la colombiana?
Sí, en ésta producción estamos trabajando con Sergio a un ritmo diferente cuidando cada detalle. En España no había hecho ensayos antes de grabar un proyecto, pero es diferente la forma de grabar allí que aquí, yo me he sentido más cómodo.

-¿Qué te ha gustado más de Colombia?
Siempre que me preguntan sobre lo mejor de Colombia, respondo que sus paisajes, pero ante todo su gente. Me impresiona mucho todo el cariño y muestras de afecto que he recibido. Es algo nuevo para mí y sorprendente que en tan sólo unas pocas semanas, ya hasta tenga club de fans que lo conforman personas que no se cómo, pero saben bastantes cosas de mi vida, como por ejemplo que me gusta la música de Paolo Nutini o que uno de mis ídolos es Carles Puyol, el jugador del Barcelona. Seguro que le cuento a mi madre o mis amigos en España y no me lo van a creer.

-¿Qué opinas de las mujeres colombianas?
Me han tratado bien, son muy bellas, me han tocado el corazón, tengo una parte de aquí y quiero volver, me he sentido como en casa, le doy las gracias por habernos tratado tan bien.

-¿Cómo te has sentido trabajando con el resto del elenco?
Marcela Agudelo además de ser excelente actriz en muy graciosa, Julián Arango es un humorista y un actor tremendo, Ana María también me parece una actriz de pies a cabeza. En general todo el elenco es muy bueno.

-¿Y cómo es tu relación con Joel Busquet, tu hermano en la ficción?
Ya habíamos trabajado en una misma serie en España, pero realmente nos hicimos amigos en esta producción, somos un equipo, estoy muy contento también de trabajar con Joel.

-¿Qué dijo tu familia de que viajaras a Colombia?
Cuando a mi me dijeron que había quedado para el personaje de Alejo, tuve que viajar a los tres días, me dio mucha alegría. Mis padres también se alegraron, pero estaban un poco preocupados porque llegaba a un país desconocido, pero nos hemos sentido muy bien, nos han tratado como si estuviéramos en casa.

-¿Cómo es tu vida cotidiana en España?
Soy de Alicante, pero también vivo en Madrid. Tengo dos hermanos, quiero mucho a mis padres. Mi padre siempre me ha dicho que el que aguanta es el que gana y que suceden cosas tanto buenas como malas. Tengo un proyecto musical que he venido desarrollando durante tres años y que también espero poder sacar adelante. Cuando llegue a España, pretendo grabar algunos temas. Me encantan todos los deportes y muero por la música.

-¿Cómo describirías en pocas palabras a la ciudad que te vio nacer, Villajoyosa?
Absolutamente maravillosa.

-¿Estudiaste en tu colegio a Policarpa Salavarrieta?
No. Inicialmente, uno aprende más la historia europea. Lo relacionado con el descubrimiento de América nos lo enseñan cuando ya estamos más grandes: que Colón fue a conquistar América, que llegaron muchos españoles que eran muy poco recomendables, que se cometieron muchas atrocidades y crímenes, pero de La Pola, nada.

-¿Y dónde tienes ahora tu residencia?
En Madrid. Llegué a vivir a la casa de mis abuelos, porque no tenía dinero para pagarme un piso (apartamento). Ahora, cuando he tenido más trabajo, comparto uno con unos amigos.