..:GACETA, DULCE PARAÍSO 081:..

GACETA, DULCE PARAÍSO
(Número 081):


SUMARIO
(del 7 al 20 de junio de 2010):

NOTICIAS:
  • Lorena Rojas superó el cáncer con dificultades en el camino.
  • Telemundo expande su talento exclusivo.
  • Santiago Alarcón vuelve a dar vida a "El Macho Alfa".
  • Danna García se mete en la piel de una barbie.
  • Mario Cimarro despedido de telenovela.
  • Katherine Vélez será "La Madre".
  • Michel Brown conducirá 'El Desafío'.
  • Sandra Hernández se desmayó al entrar a su primera cirugía.
  • Virna Flores e Ismael La Rosa ya son padres.


ENTREVISTAS:

  • Ruddy Rodríguez.
  • Carlos Haydon.
  • Alejandra Sandoval.


TELENOVELAS:

  • Salvador de mujeres.
  • Llena de amor.


RESÚMENES:

  • El Clon.
  • ¿Dónde está Elisa?
  • Perro Amor.
  • Bella Calamidades.
  • Salvador de mujeres.
  • El Cartel 2.
  • La Bella Ceci y El Imprudente.
  • A corazón abierto.
  • Rosario Tijeras.
  • Amor sincero.
  • Pandillas, Guerra y Paz II.
  • Amor en custodia.



Encuesta: ¿Qué versión prefieres?

  1. Mi Gorda Bella (con el 76%).
  2. Llena de amor (con el 24%).

. . : NOTICIAS : . .

Lorena Rojas superó el cáncer con dificultades en el camino


Lorena Rojas confiesa que Telemundo le ofreció la mitad del sueldo “como si el cáncer me hiciera valer menos”, cuenta la hermosa actriz.

Hace dos años, Lorena Rojas nunca había soñado, ni en sus peores pesadillas, lo que le iba a tocar vivir. En pleno éxito de su carrera, protagonizando novelas que estaban dando vuelta al mundo como ‘El Cuerpo del Deseo’ y ‘Pecados Ajenos’, la actriz mexicana fue diagnosticada con cáncer en uno de sus senos.

El mundo pareció caérsele encima: sin seguro médico, con un contrato de exclusividad con Telemundo a punto de finalizar y viviendo en Miami, lejos de los suyos, Lorena pensó que no la iba a poder librar y eso que lo peor aún estaba por venir, porque en la primera cirugía para extraerle el tumor maligno, le encuentran uno más grande que hace que su cáncer sea diagnosticado como avanzado.

Sin embargo, Lorena tal como el título de la canción que se convirtió en su himno “no se dio por vencida” y luchó pese a que muchos le dieron la espalda, como el caso de Telemundo que la dejó sin contrato y que incluso no le dio el dinero que se recaudó de los auspiciantes de un evento que hicieron en su nombre, otros la sorprendieron con su ayuda, incluso hoy ella misma dice que no cambiaría nada de lo vivido en donde hasta se convirtió en la vocera hispana de la prestigiosa fundación ‘Livestrong’. Además, Lorena Rojas ha conseguido firmar un contrato con TV Azteca, y viajará próximamente a México para protagonizar una telenovela.

-Lorena, ya el cáncer está fuera de tu cuerpo, ¿qué sientes cuando miras hacia atrás?

Siento que pasó muy rápido, fue una experiencia que me hace la mujer que soy. No lo viví de una manera tan difícil porque afortunadamente me informé, hoy somos 28 de millones de personas padeciendo cáncer y debemos informarnos. El trayecto fue difícil, alarmante, me espanté y tomé cartas en el asunto, pero fue una enseñanza maravillosa, no cambio para nada los días que viví, lo que me hizo ahora la persona que soy. Fueron casi dos años desde que me diagnosticaron y ya estoy de salida.

-¿Por qué no cambias nada de lo que viviste?
Tengo una visión muy diferente de las cosas, siento que he crecido y no sólo físicamente sino emocionalmente, te crece el corazón, los sueños, las esperanzas y la fe. Crecer duele, pero me siento un ser mucho más aterrizado, no más evolucionado porque el haber estado enferma no me hace una persona más valiosa o inteligente que los demás, en absoluto. Tengo mis prioridades reorganizadas y me queda más claro la visión de mi camino: lo que he hecho, lo que queda atrás y lo que viene. No me cambio ni cambio cada uno de los días que viví, ni las alegrías, ni las tristezas, ni los dolores. El cáncer no es lo mejor que me ha pasado, no soy la mujer que un día soñé ser, pero soy la mujer que yo quiero, que puedo y que he decidido ser.

-Hubo personas claves que te mantuvieron positiva, ¿quiénes son y de qué modo lo hicieron?

Mi familia ha sido el estandarte y el pilar de mi vida, no sólo en este momento, sino siempre. Mi madre, por encima de todas las cosas, mis hermanos, mi papá que juega un rol muy importante en mi acercamiento por ‘Livestrong’. En realidad él es mi padrastro, pero no me gusta decirle así porque se encargó de nosotros desde muy niños y para mí es mi papá. Y personas que fueron fundamentales, Mari Urdaneta que es mi manager además de mi gran amiga, Sol Mari que es mi estilista, gente que en realidad estuvo viviendo día a día mi enfermedad. Hay una mujer muy importante que es Mayte Prida que fue un angelote que se cruzó en mi camino, yo no tenía seguro médico, todo se anunció en un programa de radio en Miami con Javier Ceriani, él fue un trampolín y una voz muy fuerte que me ayudó en mis primeros días de diagnóstico, gracias a ellos dos pude hacer mi tratamiento y que las cosas no fueran tan costosas.

-Dices que tu padre fue una persona clave, ¿por qué?
A él le gusta darle a las personas su espacio, cuando recibí este diagnóstico, él se mantuvo al margen pero asomándose de una manera muy provechosa, cada vez que hablaba con él era darme una energía de gran positivismo. Acababa de recibir el segundo diagnóstico, me llamó y me dijo: “yo nunca te he pedido nada, pero hoy quisiera que leas la biografía de este ciclista Lance Armstrong”. Sabía quién era y qué hacía como cuatro años que se habían puesto de moda las banditas amarillas de su fundación. Compré el libro y lo leí en dos días. Me aferré a él como si fuera mi Biblia, a su fuerza, a sus padecimientos y me identifiqué con todo lo que este hombre vivió. Me di cuenta que no era la única que tenía todas estas bajas y altas, a él le pasaba lo mismo, como también le pasó a Mayte Prida, a Soraya que en paz descanse. No era sólo yo la que tenía tanto coraje con la vida. Lance en ese momento perdió el apoyo de su patrocinios más importantes a la hora que manifestó que tenía cáncer. Yo perdí mi contrato con Telemundo, no me lo renovaron y sentí que todo era contra mí, pero me di cuenta que es un estigma social. La enfermedad de cáncer es un problema que debe ser una prioridad mundial, porque es muy difícil que ahorita logremos que la sociedad entienda que esta enfermedad es curable y que uno puede regresar a sus actividades físicas y mentales igual que antes.

-¿Escribirás tu propio libro para ayudar a otras personas?
Me lo han planteado, me han puesto a pensar un poco más en la idea de escribirlo, pero todavía no lo tengo muy claro. No quiero aparecer como una oportunista. Hay todavía muchas dudas que me quedan a lo largo de este camino, todavía me quedan un par de cirugías, estoy recuperándome de la quimioterapia, como y no me sabe la comida, no huelo las cosas, mis cambios de emoción son muy drásticos, estoy padeciendo todavía los estragos de la medicina que es muy fuerte, quiero sentir que estoy un poco más cerca del final de este ciclo, quiero tener un poco más de conocimiento acerca de lo que he vivido, en unas bases mucho más sólidas que tengan un fin, una orientación y no nada más una novelilla que yo pueda vender.

-En medio de tu cáncer se acabó tu contrato con Telemundo, ¿qué sentiste en el momento en que te quedaste sin trabajo?
Definitivamente no hubo propuesta. Hubo un tipo de acercamiento con Mari, mi manager, en el que se habló de un problema que tenía que ver más con lo económico, que ya no podían seguir cubriendo lo que yo valía en ese entonces y le ofrecían a Mari la mitad de lo que yo estaba cobrando, a lo mejor creyeron que como yo había tenido cáncer ahora valía la mitad. Pero no, ahora vengo renovada, mejorada, ahora valgo muchísimo más. Terminaron con mi contrato en el momento en que me estaba sintiendo peor física y emocionalmente y ahí fue cuando me di cuenta que más que nunca yo tenía que seguir en esta misión, que tenía que hacerlo, que no era yo la única, que el estigma social es muy fuerte, que hay mujeres que son rechazadas no sólo en sus trabajos, sino hasta por el mismo marido. Mujeres que prefieren quedarse calladas y dejarse morir antes de ser rechazadas por la sociedad y su familia. Yo creí que eso estaba muy lejos de la realidad, pero me ha tocado vivirlo en carne propia, como le tocó a Lance, vivirlo también cuando perdió sus patrocinios, y te das cuenta que tienes la responsabilidad de tu vida, tengo el poder de convocatoria de los medios y de tanta gente que se acerca y se identifica conmigo, se me hacía muy egoísta de mi parte de no seguir compartiéndolo y dar un día a día lo que estaba sucediendo, siempre he sido muy reservada con mi vida privada, no me ha gustado contar ni con quien ando, ni que coche tengo o donde vivo, pero creí que este era un momento de no ser egoísta y que la gente entendiera a través de mi historia, como podía una mujer que está atravesando lo mismo que yo, aferrarse a las cosas e informarse y salir adelante, se convirtió también como en un reto más personal.

-¿Crees que la actitud de Telemundo fue por ignorancia?
Pues no, me dio muchísima pena ver que esto podía suceder en una empresa así, me dio mucha tristeza. Yo no tuve duda alguna que iba a salir adelante, que iba a regresar a trabajar a otra empresa, porque si hay algo que tengo muy claro es que soy una mujer fuerte, luchadora, talentosa, no me cabe la menor duda que yo no soy un par de senos, que valgo muchísimo más que eso, independientemente que la cirugía reconstructiva ahora haga maravillas, yo estaba segura de lo que valía, mucho antes de la enfermedad lo sabía y después de la enfermedad puedo decir que soy un estuche de monerías, que me he hecho una mujer mucho más fuerte y que defiendo otros valores, y otra dinámica, nunca me quedó dudas que iba a salir adelante, con esa empresa o con la que fuera y por algo pasan las cosas, a pesar de que me las vi muy difíciles en ese momento porque yo no tenía seguro médico y me cortaban en el peor momento mi ingreso de dinero, sin embargo no dejé de trabajar un solo momento. A las dos semanas que me realizaron la mastectomía, ya estaba haciendo fotografías, dando entrevistas, en la quimioterapia no dejé de trabajar, hacia presentaciones, viajaba a México, seguía componiendo canciones. No dejé al lado mi vida, ni la creatividad ni la productividad de mi mente, siempre supe lo que valía, por algo pasan las cosas. En un par de semanas estaré yendo a México a firmar con mi nueva empresa y eso tenía que llegar, que suceder. Me siento muy querida, me están cuidando, consintiendo y 'apapachando'. Cada quien tiene las cosas que merece, y yo he trabajado muchísimo para no fallar y sé que vienen puras cosas buenas.

-Telemundo realizó un evento en tu honor, un programa especial con estrellas y cantantes, para recaudar fondos, ¿ese dinero se te entregó?
En un principio se había hablado que era para recaudar fondos, pero después yo no entendí qué fue lo que pasó. Se llegó nada más a la conclusión que sería un programa para crear conciencia y era en realidad lo que más me importaba, se reunió a una cantidad de artistas sin precedentes y recibí un sueldo como conductora.

-Sin embargo a la prensa se dijo que todo el dinero de la publicidad y de los auspiciantes se te iba a dar a ti para ayudarte en tu tratamiento...
A nosotros a la mera hora del final se nos dijo que no se había recaudado el suficiente dinero. Yo recuerdo que hubo muy buenos patrocinios, pero según ellos lo poco que se había recaudado se había tenido que utilizar para la producción del programa por lo que pues no, no se vio nada de eso, pero bueno, me quedo con lo que yo entregué que fue mi corazón, fui, participe de un programa en donde pude crear conciencia y se logró, se me pagó un sueldo por mi participación como conductora, vocera y producción y hasta ahí quedó. Ya después yo me fui a mi cirugía y la que se encargó de eso fue Mari porque yo no me quise involucrar emocionalmente porque estaba un poco afectada, pero ya pasó. Hay muchas preguntas al aire, sin embargo ya le di vuelta a la página, estoy en otra situación, en otra empresa, agradezco hasta donde me brindaron, me quedo con el hecho que hice tres producciones maravillosas y hasta ahí.

-¿Qué compañeros y colegas te acompañaron en esta etapa?
Muchos, incluso personas que no tenía ni idea que se iban a contactar conmigo, como dicen “los amigos se conocen en la cárcel” y es verdad porque me di cuenta que tenía amigos muy importantes, como también me di cuenta que tenía otros que decían llamarse mis amigos y que en realidad no lo eran. Es un camino muy raro porque se fortalecen las amistades y otras de plano se desaparecen como fantasmitas. Quienes te demuestran que son tus amigos o tus ángeles de la guarda se quedan para toda la vida.

-¿Te sorprendieron los amigos que desaparecieron?
Sí, pero no los juzgo porque hay gente que tiene mucho miedo de preguntar, que se les convierta en dolor propio, me he tratado de poner en los zapatos de mucha gente y me doy cuenta que los miedos de cada uno son muy diferentes y aunque yo sea una mujer valiente no significa que la otra persona, aunque me quiera mucho, se atreva a vivir la enfermedad junto conmigo y a la par, no puede, no lo sabe vivir, y no los puedo culpar, se quedaron allá, hace dos años cuando eran mis amigos.

-¿Y si ahora aparecieran?
Nada, no puedo cerrarle la puerta a nadie, ahorita menos, yo vivo cada segundo más intenso que antes, jamás voy a perder el tiempo en reproches, siempre hay que dar una segunda oportunidad y una tercera, porque lo que yo aprendí con esta enfermedad, es que la vida me dio una segunda, una tercera, una cuarta y hasta una décima oportunidad para seguir viva y sería muy injusto de mi parte no brindarle a los demás las oportunidades que sean necesarias.

-¿Tienes miedo de que vuelva a aparecer el cáncer?
Sí, por supuesto que sí porque uno no quisiera volver a pasar por lo mismo, es una experiencia con la que me quedo y de la cual he aprendido muchísimo, pero muy dolorosa, pero ese miedo se disipa y se debilita cuando estoy consciente que tengo que ir a mis exámenes cada tres meses, que tengo que ir revisándome y tocándome y eso me mantiene de una manera segura y activa de que sigo controlando la enfermedad y no la enfermedad a mi.

-Uno de tus sueños es ser madre, pero los tipos de tratamientos a los que te sometiste suelen poner en riesgo esa posibilidad, ¿te hiciste chequeos de fertilidad?

Lo traté, incluso fui con una especialista en fertilidad en Miami, una mujer que desde que entré por la puerta iba a cobrarme 300 dólares sólo para hacerme una serie de preguntas y me dijo: “si tienes cáncer olvídalo y después de los 35 años peor. Estás enferma y vieja”. Lo peor de todo es que le tuve que pagar para que me dijera “infértil enferma”, salí de ahí muy enojada y más triste que cuando me dieron la noticia del cáncer porque me sentía frustrada, carecía de la información necesaria como para decirle : “vieja usted y enferma también”. Me deprimí mucho, traté de buscar otras soluciones a ver si podía someterme a un tratamiento de hormonas para ver si podía congelar algunos huevos ya fertilizados, me estaba arriesgando que con un tratamiento de hormonas mi cáncer avanzara. Me resigné y me dije que lo peor que me podría pasar es no poder tener hijos después de la quimioterapia, pero hijos biológicos, tengo la opción de la adopción. Mi hermana dice que lo más hermoso de ser madre no es tanto la maternidad sino saber que tienes en tus brazos un ser por el cual te responsabilizas, por el cual te une el cordón umbilical del amor. Ella es madre adoptiva y me aconsejó que no me desgaste emocionalmente, que no me sienta menos mujer por eso, el milagro del hecho de la adopción es mágico. Ahora mi metabolismo y mi ciclo reproductivo creo que está regresando a su cauce, empiezo a sentir que mi cuerpo se recupera, sin embargo no me da ninguna garantía de que empiece a ovular, a lo mejor tengo un 5% de esperanzas que se dé, si pasa que bueno y sino me voy a entusiasmar muchísimo que en este mundo donde hay tantos niños y niñas indefensos que necesite un padre y una madre, puedan ser mi familia.

-¿Cuál es hoy el mensaje de la Lorena Rojas que le ganó la batalla a la muerte y a la enfermedad?
No me siento un gurú, ni creo que tenga voz de profeta ni que mi palabra tenga la verdad, sino que el poder está en la información, que la fuerza está en la unión y que la actitud lo es todo en la vida, y que la vida sólo se vive una vez, hay que gozarla cada minuto, que el segundo que se fue no regresa, que el tiempo prestado y regalado debe ser preciado porque vale mucho más que oro. Valoro cada minuto y cada segundo que se me ha dado de cariño, atención, todo lo que está sucediendo en mi vida lo valoro más porque es cuando más estoy valorando lo que soy, lo que tengo y la bendición de estar viva.

Telemundo expande su talento exclusivo


Ana Layevska, Fabián Ríos, Sonya Smith, Gabriel Porras y Jorge Luis Pila se unen al grupo de actores estelares de Telemundo, mientras que Catherine Siachoque renueva su compromiso con la cadena.

Además, Ana Layevska ya comenzó a trabajar en una producción de Telemundo convirtiéndose en una villana capaz de asesinar a quien se le cruce delante y no le permita lograr lo que quiera en la telenovela ‘El Fantasma de Elena’, protagonizada por Elizabeth Gutiérrez y Segundo Cernadas. Layevksa, deberá mudarse una vez más a Miami, una ciudad muy especial para ella, ya que allí fue donde conoció y se enamoró de su actual pareja, Rafael Amaya. Lo único que la habría hecho dudar a la hora de firmar, no fue apostar a una nueva televisora o convertirse en una mala, sino el tener que estar lejos de su novio, porque como ella misma ha declarado, sería capaz de dejar su carrera pero no a su novio. Sin embargo, luego de grabar una serie en España, su novio Rafa estaría decidido a tomarse un año sabático para estar cerca de su novia y devolverle la gentileza, ya que en todo este año, Ana vivió junto a él en España.

Telemundo, productora líder de contenido innovador y de alta calidad para los hispanos de Estados Unidos y alrededor del mundo, anunció el pasado 25 de mayo de 2010 la contratación de los actores Ana Layevska, Fabián Ríos y los protagonistas de la exitosa ‘Dónde está Elisa’: Sonya Smith, Gabriel Porras y Jorge Luis Pila, como talento exclusivo de la cadena, fortaleciendo su portafolio de talento de primera.

“Con estas nuevas contrataciones, más las estrellas que ya forman parte de nuestra planta de actores exclusivos, Telemundo Estudios queda fortalecido de manera estratégica para el gran volumen de producción planeada para los próximos meses”, señaló Joshua Mintz, Vicepresidente de Desarrollo Estratégico.

“Les damos la más calurosa bienvenida a nuestra familia a estos grandes actores y nos comprometemos con nuestra audiencia a continuar en la permanente búsqueda del mejor talento para nuestras producciones”, concluyó.

La bella actriz ucrano-mexicana, Ana Layevska se ha destacado en el cine, teatro y la televisión. Inició su carrera en Televisa en la telenovela ‘Alguna vez tendremos alas’, en 1997. Luego siguieron ‘Preciosa’, ‘Primer amor, a mil por hora’, ‘El juego de la vida’, ‘Clap’, ‘Las dos casa de Ana’, ‘La Madrastra’, ‘Verano de amor’ y ‘Mujeres Asesinas’. Además, ha participado en películas como ‘El tiempo de las mariposas’ y ‘The Fighter’. Ahora, la podremos ver en el papel de villana en la nueva producción de Telemundo Studios: ‘El Fantasma de Elena’.

El reconocido actor Gabriel Porras, y marido de Sonya Smith, posee una trayectoria artística que incluye más de 40 obras teatrales, lo que le dio la base para desarrollarse como actor. ‘El Alma Herida’ de Telemundo fue su primer protagónico en la televisión. ‘Olvidarte Jamás’, ‘Prisionera’ y ‘El Rostro de Analía’ son algunos de sus trabajos más importantes. Porras también se ha desempeñado exitosamente en el cine habiendo participado en ‘Entre Villa y una mujer desnuda’, ‘Bajo la misma Luna’ y ‘Reflejos’. Actualmente, el público disfruta de su talento como Mariano Altamira en ‘Dónde está Elisa’.

La versátil y destacada actriz Sonya Smith se dio a conocer a través de telenovelas memorables dentro de la televisión hispana. Su primer protagónico fue ‘Cara Sucia’, que se transmitió exitosamente en más de 80 países. Otras de sus reconocidas participaciones han sido en ‘Cristal’, ‘Alondra’, ‘Destino de mujer’ y ‘Olvidarte jamás’. Su primer trabajo con Telemundo fue en ‘Pecados Ajenos’ y actualmente interpreta a Dana Riggs en la exitosa novela ‘Dónde está Elisa’.

Jorge Luis Pila obtuvo su primer papel protagónico con la producción ‘Al Norte del Corazón’, lo cual le lanzó inmediatamente al estrellato. Entre sus proyectos más destacados se encuentran ‘Valeria’, ‘Catalina y Sebastián’, ‘Ellas, Inocentes o Culpables’, ‘Yacaranday’, ‘Secreto de Amor’, ‘Súbete a mi Moto’ y ‘Ángel Rebelde’. Con Telemundo ha participado en ‘Más sabe el Diablo’ y en estos momentos, Pila se desempeña con mucho auge como el Comisario Cristóbal Rivas en ‘Dónde está Elisa’.

Por su parte, la bella y muy querida actriz Catherine Siachoque renueva su compromiso con Telemundo. Siachoque es sin duda una de las favoritas del público, no sólo habiéndose ganado el título de “la villana más sexy” de la televisión, sino además demostrando una gran versatilidad en su trabajo. Entre sus novelas más conocidas, tanto en Estados Unidos como internacionalmente, se encuentra ‘Sin senos no hay paraíso”, donde realizó su exitoso protagónico como Doña Hilda. También ha formado parte del elenco estelar de ‘Pecados Ajenos’, ‘Tierra de Pasiones’, ‘La Venganza’, ‘Te voy a enseñar a querer’ y ‘Amantes del Desierto’, de Telemundo. ‘La Guerra de las Rosas’, ‘La Sombra del Deseo’, ‘Sobrevivir’ y ‘Las Juanas’ fueron otras telenovelas que realizó en su natal Colombia.

El joven actor Fabián Ríos debutó en la televisión con la historia ‘Siete veces amada’ y dada su gran interpretación fue nominado como Mejor Actor Revelación Juvenil de los Premios TV y Novelas en Colombia. Luego vinieron papeles en ‘El auténtico Rodrigo Leal’, ‘Padres e hijos’, ‘Floricienta’, ‘Zona Rosa’ y ‘Doña Bella’; pero sin duda, fue su interpretación como Albeiro en la exitosa serie ‘Sin senos no hay paraíso’, que marcó un hito importante en su carrera.

Santiago Alarcón vuelve a dar vida a “El Macho Alfa”


Después de la producción de ‘Las Detectivas y el Víctor’, del Canal RCN, algunos de los actores que participaron en la telenovela pasaran a formar parte de otra comedia. El protagonista esta vez será Santiago Alarcón, que volverá a dar vida a El Macho Alfa, que seguirá dando mucho de que hablar en ‘El Man es Germán’, una divertida comedia que ya inició grabaciones.

El Macho Alfa no se conformó con dar “guerra” durante un año y medio en la novela ‘Las Detectivas y el Víctor’, ahora este peculiar personaje tiene su propio espacio en la nueva comedia de RCN.

La telenovela ‘El Man es Germán’ es dirigida por Ricardo Coral, escrita por Juan Manuel Cáceres junto con Héctor Alejandro Moncada y la producción ejecutiva está a cargo de Consuelo González. Esta comedia cuenta con un gran elenco encabezado por Santiago Alarcón, Heidy Bermúdez, Santiago Reyes, Marcela Gallego, Omar Murillo, Santiago Rodríguez y Aída Bossa, entre otros, que con sus divertidas ocurrencias harán desternillarse de la risa a los televidentes.

‘El Man es Germán’ cuenta la historia de un popular y colorido barrio, cuyo personaje principal es Germán (Santiago Alarcón), punketo, cercano a los 30 años, vago de esquina, que todavía se cree que tiene 15 años y se jura el más, más, Macho Alfa. Junto a él, está la cuchi-barby Doña Graciela (Marcela Gallego), su chisme y ‘su tienda’. El inteligente y pilo Jonathan (Jesús Forero), hijo de Germán, que a sus 11 años, es el polo a tierra de su padre y dueño de un implacable sentido común. Para completar el parche, están Frito (Santiago Reyes) y los otros punketos. Y para rematar la ex mujer de Germán, Jasbleidy (Heidy Bermúdez), quien desde que se casó con Bola 8 (Omar Murillo), ahora tiene plata y se ha convertido en la más clásica y montadora ex esposa.

Germán es un hombre que quedó suspendido en su adolescencia y que a los 30 años aún sigue vagando en el parque de su barrio y comportándose como un niño con su grupo de amigos punk, es irresponsable, mujeriego, vividor y cree que es El Macho Alfa de su barrio. Ese singular y gracioso personaje fue y seguirá siendo interpretado por Santiago Alarcón, un actor que se encargó de convertirlo en uno de los preferidos por los televidentes. Y próximamente El Macho Alfa estará en la pequeña pantalla en una producción diseñada exclusivamente para él.

-Santiago, ¿cómo llegaste al mundo de la actuación?
Llegué porque alguna vez en el colegio estaban buscando gente para hacer una obra de teatro y me animé a ser parte del elenco. En esa obra interpreté a un payaso y me encantó todo el rollo de la actuación y, desde ese momento, empecé a perseguir ese sueño.

-¿Cuál ha sido el papel que más te ha marcado en tu carrera actoral?
Todos de alguna manera me han marcado, no tengo ninguno favorito, cada uno a su manera ha sido muy especial y me ha enseñado cosas diferentes.

-¿Qué es lo que menos te gusta de ser actor?
Que ocupa mucho tiempo, y casi no me quedan espacios para compartir con mi familia.

-Cuando te propusieron interpretar a El Macho Alfa en ‘Las Detectivas y El Víctor’, ¿qué fue lo que más te llamó la atención del personaje?
Lo primero que me llamó la atención de Germán fue que él era el personaje que se iba a encargar del humor de la historia, lo que me pareció que sería una responsabilidad muy importante, ya que en mis manos estaría darle un giro interesante a la trama de la novela.

-Tanta ha sido la aceptación de tu personaje entre los televidentes, que próximamente se lanzará una producción dedicada única y exclusivamente a El Macho Alfa, ¿qué te parece esa respuesta por parte del público?
Me parece que esa es una forma de agradecerle a la gente el cariño y la fidelidad que han tenido con El Macho Alfa, que se convirtió en un personaje muy querido por los televidentes de Colombia.

-¿Cómo te has preparado para esta nueva producción, que se llamará ‘El Man es Germán’?
Más que prepararme para el personaje, me preparé para tener la madurez y la responsabilidad suficiente que conlleva tener un personaje protagónico que tendrá muchos elementos de comedia.

-¿Qué vamos a ver de nuevo de El Macho Alfa?
Os aseguro que le vamos a ver más en situaciones difíciles muy diferentes a las que se le han presentado hasta ahora, obviamente todo con ingredientes de comedia. En esta nueva producción vamos a conocer cómo es en realidad Germán.

-¿En qué te pareces a El Macho Alfa?
En la cresta.

-¿Y cómo te sientes trabajando nuevamente al lado de Heidy Bermúdez y Santiago Reyes?
Hemos hecho un trabajo muy bueno con Santiago Reyes (Frito) y Heidy Bermúdez (Jasbleidy), las grabaciones han sido demasiado divertidas, algunas veces no podemos parar de reírnos porque estos personajes tienen algunas particularidades. Con Santiago Reyes tuvimos una anécdota muy chistosa en una grabación que teníamos que hacer con Heidy, fue tanta la risa que nos dio que no podíamos grabar la escena. Me siento feliz de realizar este personaje, me lo estoy gozando al máximo y que bueno que a los televidentes les guste.

-¿Qué haría Santiago si estuviera expuesto a las situaciones de El Macho Alfa?
Hace rato habría salido corriendo, yo soy muy tímido y no tengo la misma espontaneidad de El Macho Alfa, así que si me hubiera enfrentado a esas mismas situaciones definitivamente hubiera huido.

-Además de la actuación, ¿en qué otras facetas te gustaría desenvolverte?
En la música porque canto desde heavy metal hasta Darío Gómez, y jugando fútbol, ese es uno de mis sueños aunque ya esté un poquito viejo.

-¿En qué nuevos proyectos vamos a verte?
En la comedia y el teatro, esas dos cosas son otras de mis pasiones, y afortunadamente ahorita me encuentro desarrollando proyectos con las dos.

Danna García se mete en la piel de una Barbie


La actriz colombiana Danna García será la voz de la Barbie en la película ‘Toy Story 3’ y durante tres horas, encerrada en estudio y con libreto en mano, Danna lloró, se rió y suspiró por Ken.

“Nunca tuve Barbies. Mi ritmo de trabajo desde pequeña ha sido tan agitado que no tenía tiempo para jugar. Pero sí tuve, en cambio, todos los accesorios: la casa de la Barbie, el carro, la cocina, pero no jugaba mucho, la verdad. Mi hermana (Claudia) sí tuvo la muñeca”, comenta Danna.

Es Danna García, la actriz colombiana que, paradójicamente, le prestará su voz a la muñeca que nunca tuvo, en la versión en español de la tercera entrega de la película animada ‘Toy Story’.

“Todo esto ha sido un sueño inimaginable. Cuando me dijeron que era la Barbie me pareció divino. Pero nunca pasó por mi mente participar en una película de esta magnitud de Disney. Fue un halago y una sorpresa que eligieran mi voz. Puedo decir que es lo más satisfactorio que he hecho en mi vida”, dice ilusionada Danna.

Su trabajo sólo duró tres horas pero, en ese tiempo, García le dio vida a una muñeca que lloraba, gemía, se quejaba, gritaba, reía y hasta suspiraba. “No fue un trabajo largo, pero sí tuve en mis manos un libreto muy gordo porque el trabajo consistió en grabar además de los diálogos, todos los gemidos de la Barbie, así que se requería de cuidado e improvisación. Fue maravilloso”.

La película se podrá ver en las salas de cine colombianas a partir del 18 de junio y llegará también en 3D. “Fue un reto. Barbie ha sido uno de los personajes que menos tiempo he tenido para preparar, pero al contrario de lo que todos piensan ella no es una mujer frívola. Ya van a ver. Tiene mucho que ver con el desenlace de la historia”, cuenta emocionada.

García protagonizó la telenovela de Telemundo Internacional, ‘Bella Calamidades’, y hace parte del grupo de cuatro latinos que participan con su voz en la película. Entre ellos, Cristián de La Fuente, en el papel del unicornio Buttercup.

Pero este proyecto no es lo único que ha hecho recientemente la actriz. García estuvo en Chipre como invitada de honor a la entrega de los premios Madame Figaro 2009, organizados por la revista que cada año reconoce a las mujeres más destacadas. La actriz subió al escenario para presentar el premio a Mejor Artista del Año y se robó los aplausos del público al hablar en griego. “No hablo griego, pero me aprendí lo que tenía que decir en ese idioma. Un espectáculo”, cuenta.

Danna García no quiere hablar de su vida privada, pero parece ser un hecho que la actriz tiene el corazón ocupado y se trata de otro actor, al que conoció grabando ‘Bella Calamidades’. Se trata del mexicano de 30 años Jonathan Islas.

Ahora, Danna está en Colombia, pero el descanso no durará mucho. La próxima semana viajará a México para concretar su participación en un par de películas. “Digamos que siempre he hecho telenovelas, crecí con ellas y es un género que, además de querer, me parece maravilloso, pero quiero hacer otras cosas. Quiero dejar de ser un poco la heroína y hacer libretos que me conmuevan y que me reten”, dice.

Y luego estará en la alfombra roja de Toy Story 3, como una de las actrices invitadas de esta saga y se codeará con actores como Tom Hanks. “Ya después veremos qué pasa. Siempre que planeo algo, ocurre otra cosa, así que después de vivir tan aceleradamente, ahora me tomo con más pausa la vida”, finaliza la hermosa actriz.

Mario Cimarro despedido de telenovela


Mario Cimarro se queda sin ‘Mar de amor’. Después de meses de altercados con Mario Cimarro, el actor fue despedido de la telenovela ‘Mar de amor’ (una producción de Televisa), así lo confirmó en exclusiva Nathalie Lartilleux, productora del melodrama.

“A Mario Cimarro le tuve que correr ayer”, dijo la productora el pasado 31 de mayo. El cubano fue expulsado de la telenovela justo cuando se grababan las escenas finales: “No vino a grabar el sábado, no vino a grabar el domingo, siendo que actores como Ignacio López Tarso, gente de primera, vino a grabar y él dejó abandonado el proyecto, tenía 40 escenas que grabar hoy y tomé la decisión porque las últimas veces venía a grabar sin ganas, como niño chiquito y yo creo que ya se tomó la decisión como tenía que ser”, mencionó Nathalie Lartilleux.

Nathalie Lartilleux confirmó que desde hace ya algunos meses se respiraba un ambiente de tensión dentro de la producción de ‘Mar de amor’, debido a los arrebatos que Cimarro tenía con el equipo de producción y actores.

“Siempre tuvimos toda la paciencia, y venía grabar así y tratábamos entre los mismos actores de sobrellevarlo, pero el final lo grabó de muy mala gana, fue de “tengo que estar aquí porque tengo que estar aquí”, pero si con muchas faltas de respeto al final con todos”, explicó la productora.

“Le dije que ya no era necesario que se presentara. Tomé esa decisión porque ya en lo último que estaba grabando era insoportable. Había faltas de respeto a directores y a actores”, contó Lartilleux.

Respecto al final de ‘Mar de amor’ entre Estrella Marina y Víctor Manuel será transmitido el 2 de julio a las 19 horas en el Canal de las Estrellas. Y Nathalie Lartilleux comentó que “ya tengo el final, a lo mejor no como yo quería, pero preferí tomar esta decisión, y pasarle el resto de las escenas a Juan Ferrera, a Ignacio López Tarso y a Zuria. A la boda y a todo lo que grabó estas últimas semanas no le echó ganas, como si no fuera su final”, agrega.

En las últimas semanas de Mario Cimarro grabando, Nathalie informó que “ya no actuaba, decía sus parlamentos sin ganas. En ese momento no pensé que sería necesario reemplazarlo porque tenía a Arturo Carmona y a Marcelo Córdoba, quienes también llevaban un peso importante en la historia”, comenta la productora.

El actor de ‘Mar de amor’ fue despedido de la telenovela, luego de protagonizar varias controversias con las actrices del melodrama. El actor sigue sumando puntos negativos a su reputación, y es que no se dice nada bueno sobre él desde hace algún tiempo. Primero fue noticia por sus problemas con Ninel Conde, luego de que ella le acusara de agredirla física y verbalmente. Seguido a eso, se dijo que en una escena, él no quería besar a Zuria Vega y eso retraso durante horas la grabación, y ahora algunos medios mexicanos han publicado que el señor hizo algunas grabaciones para el final de la novela y, al pensar que ya había terminado, cogió un avión y se fue de México. Y cuando la producción le buscó para arreglar algunos detalles, se encontraron con que ya no estaba.

Se comentó que Mario Cimarro, después de su despido de Telemundo, tuvo ofertas de trabajo con Venevisión, pero finalmente firmó con Televisa, aunque si sigue así lo pensarán mucho las productoras antes de darle trabajo en una próxima novela.

Mario Cimarro habló sobre las acusaciones de la productora Nathalie Lartilleux, que dice ser la víctima y asegura ser objeto de una campaña de difamación. “Es una forma más de demostrar quiénes son estas personas que me contrataron, personas sin escrúpulos, sin principios ni ética profesional, porque todo lo que están diciendo es mentira, absolutamente mentira. Así como usaron imágenes de la telenovela en repetidas ocasiones para inventar y decir que yo jaloneé, pegué o hice lo que no era, era parte de la historia, montaron una campaña de difamación de muy mal gusto, demostrando quiénes son en realidad, qué tienen por dentro”, declaró el actor.

El actor cubano del melodrama ‘Mar de amor’ dijo que tiene la conciencia tranquila y que nadie le ha despedido de ningún lugar; sin embargo, la producción dio a conocer que no estuvo en las últimas grabaciones del viernes a lunes. “Terminé absolutamente todo, hasta el último capítulo, sí me sacaron de muchísimas escenas como lo hicieron desde el principio, pero todo lo que se ha dicho es mentira, no te puedo decir nada más. Me voy con el sabor de haber cumplido y de haber hecho un personaje (Víctor Manuel) muy humano”, respondió.

El protagonista de la telenovela dejó claro que, pese a lo sucedido, sí tiene ganas de volver a trabajar en México. “Pero por supuesto, México es mi país, México no le pertenece a Nathalie Lartilleux ni a su bola de ratas”, declaró.

Katherine Vélez será “La Madre”


El pasado 10 de mayo iniciaron las grabaciones de la adaptación de ‘La Madre’, dirigida por el talentoso Pepe Sánchez. ‘La Madre’ es una producción del Canal RCN, que ha sido encargada a Fox Telecolombia y que en esta versión se apartará totalmente de la realizada hace 12 años.

“Volver a dirigir esta maravillosa historia es encontrarme con una obra que me encantó, es volver a dirigir una obra cuyos libretos escapan al molde común de una novela. Es un reto muy grande porque el elenco de la novela original aún está en la memoria de todos los que vieron esta historia, pero espero que la gente acepte esta nueva versión de ‘La Madre’, estamos tratando de actualizarla porque el tiempo ha pasado, hay mucha más tecnología, por ejemplo, ahora hay celulares, cosas como esas. Además, vamos a subrayar el sacrificio de una mujer valerosa que enfrenta la vida para sacar adelante a los suyos”, menciona Sánchez.

Con los libretos de Mónica Agudelo, la adaptación de Tania Cárdenas y Miguel Ángel Lozano y protagonizada por Katherine Vélez y Patrick Delmas, ‘La Madre’ en una versión más moderna, contará la historia de una mujer que sacrifico su propia vida para sacar adelante la de sus cinco hijos y su esposo. Sin embargo, cuando cree que ya no falta nada si no esperar la vejez y la llegada de los nietos a su familia, su esposo la abandona por una mujer mucho más joven y bonita que ella. Además, sus hijos se pierden en el camino y resultan involucrados con gente que sólo les traerá problemas.

Además, de Vélez y Delmas, el elenco que hace parte de esta súper producción está integrado por: Natalia Jeréz, Sebastián Caicedo, Alejandra Ávila, César Mora, Vicky Hernández, Toto Vega, Aura Helena Prada, Marta Isabel Bolaños, Juan Fernando Sánchez, Alina Lozano, Cristóbal Errazuriz, Sandra Beltrán y Alejandro López, entre otros.

En busca de una producción impecable, ‘La Madre’ se graba en formato HD (Alta Definición) en el barrio “La María”, ubicado al sur de la capital colombiana.

Recordemos que ‘La Madre’ fue una exitosa telenovela grabada entre 1998 y 1999, protagonizada por la talentosa actriz colombiana Margarita Rosa de Francisco, que dio vida a una mujer que tuvo que dedicarse a cuidar sus hijos en uno de los momentos más difíciles de su vida, el cual es la separación con su esposo. Cabe destacar que esta fue la primera telenovela del Canal RCN, como canal privado. Además de contar con la actriz Margarita Rosa de Francisco, ‘La Madre’, en su primera versión contó con las actuaciones de Alberto Pujol, Teresa Gutiérrez, Carlos Benjumea, Vicky Hernández, Nórida Rodríguez, Nicolás Montero, Gregorio Pernía, Andrea López, Pedro Rendón y Verónica Orozco, entre otros.

Katherine Vélez será la actriz encargada de revivir al personaje de María Luisa de Suárez, una mujer abnegada que tras su atormentada separación se dedica a sus hijos en cuerpo y alma, trabajando incansablemente y olvidándose de la mujer que aun palpita en ella, pero el destino, cuando menos lo espera, permitirá que el amor toque de nuevo a su puerta para devolverle la felicidad robada.

Cada vez que Katherine Vélez se enfrenta a un nuevo personaje, se desprende literalmente de su personalidad dulce y alegre, para transformarse en una mujer camaleónica, capaz de convertirse en la más ingenua, como la vimos en su personaje de Clarisa de Guerra, en ‘Aquí no hay quien viva’, hasta la más ruda, como La Generala en ‘Hasta que la plata nos separe’ o su último personaje de Isabel Cristina en la controvertida serie ‘El Capo’, que le mereció excelentes comentarios de la crítica especializada y en buena parte del público televidente que la reconoce como un peso pesado de la actuación colombiana.

El actor colombo-francés Patrick Delmas será el galán de esta nueva versión de ‘La Madre’, encarnando a Don Andrés Bernal, un ejecutivo hotelero que vuelve a creer en el amor al conocer a su empelada María Luisa.

Michel Brown conducirá ‘El Desafío’


Michel Brown desafiándose como conductor acaparará los domingos la pantalla en el prime time de Univisión a partir de este mes de junio. Recordemos que a Michel Brown le hemos visto en telenovelas como ‘Pasión de Gavilanes’, ‘Te voy a enseñar a querer’, ‘Amores’, ‘Madre Luna’ y ‘El Fantasma del Gran Hotel’, entre otras. Y también probó suerte en España y participó en una de las temporadas de la serie española ‘Física o Química’.

El actor argentino Michel Brown viajó a la Isla Bocas del Toro, en Panamá, para presentar la primera temporada del nuevo reality show de aventura de Univisión ‘El Desafío 2010’, que será transmitido todos los domingos de junio y hasta el mes de septiembre en el prime time de esta cadena estadounidense de habla hispana.

El artista permanecerá en este lugar para realizar junto con los participantes una serie de pruebas y actividades extremas que tendrán que superar para que sólo uno de ellos sea el ganador.

“Estoy muy feliz y agradecido con todas las personas de Univisión por haberme elegido para realizar este proyecto. La isla es maravillosa, sus paisajes naturales son espectaculares, y creo que la vamos a pasar muy bien todos. Estoy comenzando a trabajar con esta nueva cadena televisiva y el trato conmigo ha sido muy especial, son personas muy profesionales y eso me tiene muy contento”, contó el actor.

Los productores de este reality han realizado este show en siete ocasiones y vistos al aire un USA, Rumania y Colombia, se han especializado en captar a nivel visual, de sonido y ambientación, la convivencia de los participantes y las diferentes competencias, transmitiendo al televidente la sensación de estar ante un gran juego, en el que sus protagonistas deberán superar grandes retos personales, exigentes pruebas físicas, y en cual, sólo los más aptos lograrán llegar hasta el final.

El concepto del ‘Desafío’ es la diferencia de estatus. Esto se consigue por medio del contraste que hay en la conformación de los tres equipos que compiten entre sí, y los tres tipos de playas en donde ellos viven esta aventura.

En este ‘Desafío’ participarán 18 residentes, divididos en tres grupos provenientes de Norteamérica, el Caribe, Centro y Sudamérica, que cuentan con personalidades totalmente opuestas. Tendrán la oportunidad de representar a su lugar de origen y ciudades de procedencia, en una lucha por demostrar quién es el mejor.

Durante todos capítulos, el televidente será testigo de la gran competencia en donde los protagonistas tendrán que sobrevivir en condiciones adversas, en un experiencia llena de emociones, amistad, traición, alegrías y decepciones, lo que hará de este juego una novela de la vida real.

“Después de haber tenido la experiencia como conductor en España, en programas como ‘Estoy por ti’, y las Galas de fin de Año de Antena 3, por fin tengo oportunidad de realizar algo que quería hacer desde hace mucho tiempo, que era conducir en solitario un programa para Latinoamérica, y finalmente lo conseguí. Ahora quiero que el público latino me vea en otra fase de mi carrera, y que sean ellos los que tengan la última palabra sobre mi desempeño como conductor. Ojala que no se pierdan el programa todos los domingos a partir de junio por Univisión, porque de verdad va a ser intensamente extremo”, finaliza ilusionado el actor con el nuevo proyecto.

Sandra Hernández se desmayó al entrar a su primera cirugía


Sandra Hernández una mujer oriunda de Bucaramanga (Colombia), que está absolutamente convencida de que lo suyo es la actuación, vuelve a las producciones colombianas esta vez en uno de los proyectos más ambiciosos del Canal RCN, ‘A corazón abierto’, interpretando a una residente de medicina llamada Isabel Henao. La colombiana asegura que jamás dentro de sus proyecciones estuvo el ser médico, por lo que le ha significado un gran esfuerzo asumir ese rol y le ha despertado un infinito respeto por esa profesión.

La actriz comentó cómo preparó al personaje de Isabel Henao, a quien interpreta en ‘A corazón abierto’. “En la primera cirugía a la que me tocó entrar, me desmayé a la mitad”, contó Sandra Hernández.

-¿Cómo nace tu pasión por la actuación?
Yo empecé en ‘Padres e Hijos’, allí estuve trabajando un año y medio y gracias al director de esa serie, Noel Salazar, le cogí mucho cariño a la actuación. Después de eso, empezaron a aparecer otras oportunidades y asumí el reto. Ahora aquí estoy, me encanta ser actriz, me parece una terapia increíble, me parece súper divertido estar en los zapatos de otra persona.

-El personaje que te catapultó en la televisión colombiana fue el de Ingrid, una prostituta en ‘Todos quieren con Marilyn’, ¿cómo marcó tu vida esa caracterización?
Ese personaje me reiteró que iba por un buen camino, que había escogido una buena profesión y que estaba en lo que en realidad me gustaba. Tener la oportunidad de interpretar a una prostituta que me demostró que puedo ser versátil y que puedo enfrentarme a cualquier clase de papeles.

-¿Cómo construiste el personaje de Isabel?
En realidad no tuve mucho tiempo para hacer un trabajo de campo, yo fui de las últimas que presentó casting porque estaba comprometida con otro proyecto. Presenté la audición casi a 15 días de iniciar las grabaciones, pero de la mano con el director empezamos a buscar características del personaje original, aunque él no me permitió ver la serie porque no quería que se convirtiera en una imitación. Así que me embarqué en el viaje, y poquito a poco lo he ido construyendo.

-¿Cuál fue tu primera impresión al verte en pantalla interpretando a este personaje?
Cuando tuve la oportunidad de ver el primer capítulo me pareció gracioso porque me vi muy niña, pero del décimo capítulo en adelante hay un cambio de 180 grados, debido precisamente a que he construido el personaje en la medida en que lo he interpretado.

-¿Cómo te fue cuando estuviste en vivo y en directo en las intervenciones quirúrgicas?
Diez días antes de iniciar la grabación, a todos los actores nos llevaron a tres cirugías, para saber como eran los comportamientos, y la primera cirugía a la que me llevaron fue a una rinoplastia. En esa intervención hay un momento en el que tienen que romper el hueso con un martillo para reacomodar la nariz y, cuando le pegaron el martillazo, me desmayé, me dio mucha impresión.

-¿Le temes a la sangre?
Sí, lo confieso. De hecho, durante el entrenamiento, como ya dije, en la primera cirugía a la que me tocó entrar, me desmayé a la mitad. Pero bueno, ya estoy un poco más familiarizada.

-¿Qué ha sido lo más difícil de este personaje?
Precisamente el enfrentarme a las cirugías, porque definitivamente entre mi lista de carreras profesionales no estaba jamás el ser médica. Me impresionaba muchísimo la sangre, las incisiones y las heridas, eso me costó un poco de trabajo al principio. Incluso como al cuarto o quinto día de grabación, me tocó hacer una cesárea y eso me afectó un poquito.

-Además de las inducciones que les hicieron sobre todo el tema de la medicina, ¿investigó algo por su cuenta?
Hay una persona muy cercana a una amiga que estaba terminando de estudiar medicina. Él me contó, sobre todo, las experiencias de los residentes. Fue algo que sirvió para terminar de nutrir la investigación que se hizo, porque solo habíamos tenido contacto con médicos con bastante experiencia.

-Trabajas con un gran elenco, ¿cómo ha sido interactuar con ellos?
Ha sido una experiencia maravillosa, me siento muy agradecida con eso. Creo que en ese aspecto siempre he sido muy afortunada, siempre he tenido la oportunidad de estar con grandes elencos, ellos tienen mucho que ofrecerme y aportarme laboralmente. Todos son increíbles, y de ellos he aprendido cómo debe ser el compromiso con esta profesión. A veces cuando eres joven uno no se toma las cosas muy en serio, con ellos uno aprende que tiene que responder y estar a la altura de las situaciones.

-¿Hay alguno que consideres tu mentor dentro de la serie?
Jorge Cao, no tengo muchas escenas con él, en realidad nosotros no hemos tenido que interactuar tanto a pesar de que es el director de la clínica, pero detrás de cámaras me ha aportado muchísimo, todo el tiempo está corrigiéndome y aportándome.

-¿Qué piensas de las locaciones, de la clínica que se construyó exclusivamente para grabar la producción?
A este hospital lo que único que le hace falta es que lo pongan a funcionar. Está muy bien hecho, el trabajo de Lucas Jaramillo fue excelente. Si estuviéramos en un hospital real sería muy difícil grabar, porque la energía de las clínicas es densa y los horarios de grabación extensos.

-A ti personalmente, ¿te agrada ir al médico?
No me gusta ir e incluso hace como tres años que no voy a médico convencional. Yo voy al homeópata.

-Después de asumir el rol de una médica, ¿qué opinión te merece esa profesión?
Respeto, siento que esa profesión es una responsabilidad muy grande, tienen horarios horribles. Ser médico es muy difícil, asumir que tienes bajo tu cargo hasta cuatro vidas al tiempo hace que cambies de perspectiva y que mires las cosas de otra manera. Siento un respeto infinito por esa profesión. No es nada fácil ser médico, son personas con esa vocación, pues los sacrificios son muchos. Además del estrés que manejan en el trabajo, que no es comparable con otras profesiones, deben también afrontar los asuntos de su vida privada.

-¿Piensas hacer teatro?
Nunca lo he hecho, pero me encantaría. Me parece que debe ser una experiencia muy chévere, estar en vivo y cautivar a un público diferente al de la televisión.

-¿Qué nuevos proyectos tienes?
No quiero adelantar mucho, pero ya me han llamado para un par de proyectos de este mismo canal.

Virna Flores e Ismael La Rosa ya son padres


Los actores peruanos Virna Flores e Ismael La Rosa se convirtieron en padres de un hermoso bebé al que llamarán Varek. La popular pareja ya tiene entre sus brazos a su primogénito, que nació en perfectas condiciones el viernes 4 de junio de 2010, a las 6:46 pm en el Hospital Mount Sinai de la ciudad de Miami Beach.

La reconocida pareja de actores acaban de vivir una de las experiencias más grandes e importantes de sus vidas, al convertirse en padres de un hermoso bebé, el cual será bautizado bajo el nombre de Varek La Rosa Flores. El tan esperado bebé por la pareja, familiares y amigos, nació pesando 8.19 libras y midiendo 20 inches, a través de una cesárea, la cual se le practicó a la actriz luego de permanecer en dicho hospital por más de 14 horas en trabajo de parto. El nacimiento de Varek se dio en perfectas condiciones, y tanto la madre como el bebé se encuentran en perfecto estado de salud.

El actor que interpreta a Nicolás del Valle en la exitosa telenovela de la cadena Telemundo ‘¿Dónde Está Elisa?’ estuvo en todo momento junto a su esposa y a su suegra; ambos no se despegaron de la feliz mamá, quien aún permanece en el hospital junto a su hijo y su esposo.

Luego de una intensa búsqueda por varios meses, Virna Flores e Ismael La Rosa elegieron el nombre de Varek para su hijo porque significa "fortaleza" y en hebreo, significa "bendecido". Para elegir el nombre de su bebé tuvieron tres condiciones, la primera que les gustara y que no fuese común, la segunda que tuviera un significado, y la tercera que fuera con V.

. . : ENTREVISTAS : . .

Ruddy Rodríguez


Ruddy Rodríguez, después de su protagónico en ‘Cómplices’ y ‘Amas de casa desesperadas’, la venezolana regresa a la pantalla colombiana con la novela ‘Salvador de Mujeres’, con el personaje de Josefina, una mujer poderosa que le propone a un famoso y sexy boxeador, que se convierta en un amante a sueldo, y por supuesto, ella será la primera en evaluar las capacidades que tiene en la cama el deportista.

A la actriz la hemos podido ver en grandes producciones como ‘Niña Bonita’, ‘Aguamarina’, ‘Amantes de Luna Llena’, ‘El Inútil’ y ‘La Ex’, entre muchas otras pues en este año celebra 25 años de carrera. Es la novia del torero Juan Rafael Restrepo, el mejor rejoneador de Colombia. El apuesto galán estaba en una corrida en la plaza de Ibagué (Colombia), con su novia mirándole de espectadora, cuando inesperadamente el hombre del traje de luces le lanzó a la actriz el sombrero. Adentro, iba algo muy especial: un anillo de compromiso matrimonial que daba validez a sus sentimientos y su propósito de establecer una familia. Además, ella misma contó que se casará para finales de este año 2010.

-¿Cómo es tu personaje de ‘Salvador de Mujeres’?
Mi personaje se llama Josefina, es la persona que manipula a cada uno de los personajes para hacer de todo. Es el hilo conductor y el eje central de la novela. Tiene un gimnasio, pero también es dueña de una página web de las más calientes del país. Ella trabaja con acompañantes masculinos, a quienes prueba ella de primera y luego se los da a las clientes. Es decir, ella les hace control de calidad. En siete meses grabamos la novela hasta el mes de mayo de 2010 (que finalizamos las grabaciones de la novela en Colombia). Venezuela fue el primer país donde se estrenó, luego Colombia y finalmente se verá en Estados Unidos, por Univisión.

-¿Salvador (Carlos Haydon) es la debilidad de Josefina, tu personaje?
Su debilidad definitivamente es Salvador, yo creo que él la hace sentir muy viva, muy mujer, es lo que ella ve en él, todas esas características que un hombre debería tener, para que una persona pueda ser feliz. Ella se ha enamorado, y además sinceramente, lo que empezó así como un entrenamiento, pues termina desatando otros sentimientos.

-¿Cómo te sientes al protagonizar escenas de cama, con poca ropa, al lado de Carlos Haydon?
Esos aspectos no tienen que ver con mi trabajo. Me pagan por actuar, por llorar, por reaccionar ante una serie de emociones que yo razono, pues no siento. Le pertenecen a un personaje, no a mí.

-¿Te tocó hacer casting para interpretar a Josefina Álvarez Castillo?
No. Resulta que llamaron a mi mánager y le dijeron que me querían a mí para el proyecto. Él les dijo que yo estaba haciendo teatro, pero insistieron tanto que al final cedí.

-¿Josefina es una protagonista atípica?
Lo que sucede es que yo quería que fuera así, no quería hacer el cliché de la mala, esa mujer que quiere volver papilla a todo el mundo, no. Yo creo que la gente se vuelve mala por las circunstancias de la vida, por eso creo que Ruddy trabaja tanto en ayudar a que la gente comprenda que uno tiene que tener valores; para tratar de ser mejor ser humano y bajarle a las maldades. Porque en cierto momento, cualquier ser humano puede actuar por impulso, por una cosa arrebatada como el personaje de Josefina lo hace, y por eso se excede un poco, pero yo no quise hacer la típica villana que destruye a todo el mundo, y se van a dar cuenta a través de la trama. Ella nada más se impone y no es que quiere destruir, sino que no se quiere dejar manipular si ella no tiene el control de la situación, ella está perdiendo terreno. Tiene como el hilo conductor.

-¿En qué te pareces a tu personaje?
No se parece mucho a mí. En la vida real soy muy dura, casi no lloro, en cambio en las novelas se me destapa la grifería. Yo creo que básicamente lo que Ruddy más le presta a Josefina es la sonrisa.

-Y Ruddy, ¿cómo eres tú de buena y de mala?
Yo creo que soy una mujer normal. Por lo menos así me veo yo. Soy cien por ciento humana. Cometo mis errores, pero no haría nada de lo que hace Josefina. A algunos les podría caer bien, a otros no. Ya sabes, no somos monedita de oro, pero yo hago el intento de ser buena gente.

-Si te propusieran protagonizar una telenovela en tu natal Venezuela, ¿aceptarías?
Yo quisiera protagonizar en mi país nuevamente, creo que hay muchas historias para contar y sobre todo yo no sé porque cada época de la vida, de uno se ha vuelto interesante, todas las etapas de mi vida las he aprovechado, me regocijo de las cosas que puedo seguir aprendiendo. Me encantaría protagonizar en mi país, no sé por qué no lo hacen posible, ahí les dejo el datico (risas). Me gustaría regresar y quedarme entre mi gente, todo el mundo dice “se fue”. Yo voy cada veinte días para ver a mis padres, amigos, médicos. Yo quiero trabajar en las novelas venezolanas, pero a mí no me llaman. No sé qué les hice que ni se me acercan (risas). Desde hace mucho tiempo estoy abierta a las posibilidades. Parece que me tuvieran miedo. ¡Ni que yo comiera!

-¿No será que eres muy costosa?
Soy tan accesible como cualquier otra. Mi tarifa no es tan elevada como muchos piensan. A mí me encanta trabajar en mi país, hacer televisión, cine y teatro allí. Así que les pido que me contraten. Llamen a Iñaki, mi mánager y ahí estaré. No tengo rollos.

-¿Qué anécdotas tienes de este reencuentro con compatriotas que grabaron la telenovela junto a ti?
Somos cinco venezolanos y una venezolana. Vicente Tepedino que es mi pana de teatro, del Taller Nacional de Teatro y de Grupo Rajatabla, está Yul Burkle, Franklin Virgüez, Alberto Quintero, Carlos Guillermo Haydón; la pasamos muy rico como dirían en Colombia somos un parche o panas, aquí, los panas para arriba y para abajo, íbamos al cine, a comer y nos íbamos todos en cambote, se nos sale el venezolano por los cuatro costados, de hecho ustedes ven que estamos hablando con acento venezolano, aunque esté acostumbrada a trabajar en Colombia. Esta novela es un producto de calidad estelar y, aunque se hace en Colombia, lleva sello venezolano.

-¿Cómo ha sido tu experiencia en la producción ‘Salvador de Mujeres’?
Ha sido una experiencia muy interesante y enriquecedora. Mi papel me permite manejar una escala tonal muy diversa, que me parece diferente. Todo el equipo de producción y el elenco me ha hecho sentir muy cómoda con mi trabajo y muy feliz con los resultados que hasta el momento se están mostrando.

-En cuanto a la historia, libretos, calidad y argumentos, ¿cómo te ha parecido?
Los libretos son muy buenos. Marcela es una autora muy conocida por todas sus historias pues siempre están bien hechas y muy bien estructuradas. Una vez más Marcela Citterio demuestra un excelente trabajo.

-¿Cuáles son los elementos innovadores de la historia?
‘Salvador de Mujeres’ es una producción innovadora, podría decir que es una historia atípica que refleja un sentimiento común en las mujeres: encontrar un salvador que las haga sentir únicas.

-¿Y cómo te definirías a ti misma?
Yo soy como muy tranquila, soy muy pacifista, amo la comunicación, por eso es que Ruddy decidió hace ocho años trabajar con El Camino a la Felicidad, una fundación sin fines de lucro que trata de restablecer y fortalecer los valores dentro de la sociedad. La felicidad no está en ser tranquilo, la felicidad está en ponerle chispa y energía a la vida y moverte a una velocidad impresionante. La felicidad es una de las cosas más fáciles que hay, pero es un trabajo de carpintería, que necesita tiempo y dedicación. Mucho amor, conocimiento, comprensión, humildad y tolerancia.

-Acabas de cumplir 25 años de carrera. Has sido miss, modelo, actriz, cantante y presentadora, ¿cómo ha sido este gran camino recorrido?
No creo que haya sido mucho. Más bien diría que son mis primeros 25 años de carrera, y me siento más feliz, tranquila y realizada que nunca. Me falta demasiada carrera, muchas cosas por conquistar. Estoy como en la mitad del camino. Aún tengo mucho que dar. Soy muy inquieta.

-¿Qué recuerdo guardas de la película venezolana ‘Venezzia’?
El mejor de todos. Fue un proyecto que disfruté de principio a fin. Una película que estuvo 17 semanas en cartelera. Lo vi como una lección a mí misma. Me demostré que era capaz de hacer lo que me propusiera. Justamente, ahorita estoy buscando otro guión para arrancar con todos los hierros.

-¿Qué secreto guardas para mantenerte siempre radiante?
Definitivamente el cuidado diario, arreglarme y usar un buen bloqueador solar influye, aunque para mí, realmente la belleza viene del alma. Al alimentar tu espíritu con pensamientos positivos y bondad, el ser humano bonito que llevas por dentro sale y florece. Cuando no estoy grabando trato de irme a la finca en donde me dedico a la jardinería, o hago mis cursos básicos de Cienciología. Cada día me acuesto temprano para levantarme con mi novio Juan Rafael. También hago ejercicios tres veces a la semana con mi entrenador personal, porque así como mi cuerpo ha sido muy bondadoso conmigo.

-¿Y cuándo llegará la boda con tu rejoneador Juan Rafael Restrepo?
Muy pronto, muy pronto. Ojala se pueda dar a finales de este año en Colombia. Juan y yo estamos felices, esperando lo mejor. Ya me tocará correr.

-¿Tu novio ve la novela, en la que tienes escenas sugerentes?
Él sabe que el rol que estoy haciendo es el de una mujer que tiene una agencia de scorts y que ella se los prueba antes de dejárselos a las clientas. Yo le cuento cada cosa que grabo para que luego no haya sorpresas.

-¿Cómo te sientes en este momento de tu vida?
Estoy muy contenta por todas las cosas que están pasando en mi vida en este momento. Amo a mi familia y a mi novio. También aprecio la salud que tenemos. Si tengo esto, lo demás viene luego.

-¿Qué nuevos proyectos te esperan?
Me merezco una temporada de teatro en Colombia y comenzaré muy pronto una nueva obra teatral, para que los colombianos también me vean como actriz de teatro, ya que sólo me han visto en telenovelas, que es un registro muy diferente al teatro.

Carlos Haydon


Carlos Guillermo Haydon confiesa haber recibido muchos golpes al interpretar a un boxeador en ‘Salvador de Mujeres’. Personifica a Salvador, un boxeador que acaba como gigoló. No han sido sólo de suerte los golpes que le han asestado a Carlos Haydon, desde que se mudó a Colombia para protagonizar la telenovela. Esta es la segunda protagonización que se gana Carlos, que ya encabezó el elenco de ‘Si me miran tus ojos’, drama juvenil que se verá en 2010.

Al actor y modelo venezolano le conocemos por telenovelas como ‘Reina de corazones’, ‘Mariú’, ‘Trapos íntimos’, ‘Y los declaro marido y mujer’ (también llamada ‘Amor Infiel’) y ‘Qué buena se puso Lola’, por mencionar sólo algunas.

-Háblanos de Salvador, tu personaje en la trama de ‘Salvador de Mujeres’...
Se trata de un personaje muy distinto a los que me ha tocado interpretar. Es un hombre muy fuerte, de grandes valores. A quien la vida impulsa a jugar con todos los elementos de su personalidad para detectar y hacer ver a las mujeres con las que está, su potencialidad para alcanzar la felicidad. Salvador es una extraña mezcla de rudeza, intuición e inteligencia sensible, es un rol complejo. Este boxeador ganó el título mundial, pero le montan una trampa para obligarle a trabajar para la mafia. Y como se resiste, le quitan el título y lo alejan del ring por 10 años. Es un chantaje.

-¿Se trata de un hecho que sucedió en la vida real?
Es una ficción, pero no descarto que le pueda haber sucedido a alguien. El día de la pelea, Don Carlos, personaje que hace Franklin Vírgüez, le obliga a pelear para él. Y como se niega, inventa que usa droga. Y le salva una mujer (risas). Don Carlos lo amenaza con quitarle la casa y matarle la familia. Pero él conoce a Josefina (Ruddy Rodríguez) y comienza a trabajar en su gimnasio. Ella le ofrece convertirse en gigoló, cuando se entera que va a perder la casa. Al principio se niega, pero luego acepta. Van a tener una relación fogosa y secreta pues a quien Salvador quiere es a Socorro (Alejandra Sandoval), una modelo famosa, de quien él siempre ha estado enamorado por las revistas y es la hija del personaje de Ruddy.

-¿Cómo han sido las escenas de peleas como boxeador?
En cada práctica de boxeo he recibido y he dado también. Con guantes el impacto de los puñetazos es más leve, pero aun así estuve a punto de lesionarme un hombro.

-¿Alguna vez habías hecho boxeo, antes de protagonizar la telenovela?
Toda la vida he practicado artes marciales en Caracas (Venezuela), pero boxeo nunca.

-¿Cómo conseguiste hacerte con el papel protagónico?
Para obtener el papel presenté un casting de 13 horas. Primero hice escenas físicas entrenando, saltando cuerdas, golpeando sacos y peras de boxeo. Y luego escenas de amor y cama. Todos los proyectos que he logrado en mi carrera han sido importantes, pero este escalón es aún más porque es una telenovela maravillosa, encantadora y mágica, que explora y muestra el universo femenino desde una perspectiva distinta a la explotada en otros dramáticos.

-¿Y cómo fue tu relación con Ruddy Rodríguez, con la que compartes escenas de cama en la telenovela?
Es grato trabajar con ella. Es tremenda profesional y superespecial conmigo. Ruddy es el icono de la belleza. Tenemos escenas muy hot. Además, en la novela van a entrar y a salir mujeres a cada dos minutos.

-¿Qué nos ofrece de diferente esta historia?
‘Salvador de Mujeres’ es una ficción diferente, pues sigue siendo una telenovela romántica, pero sumergida en otro universo, con una mirada original al mundo de los cuadriláteros, del boxeo; y un acercamiento a la sórdida realidad de la prostitución masculina en Latinoamérica.

-¿Cómo ha sido tu experiencia en ‘Salvador de Mujeres’?
Ha sido una experiencia muy grata, la he pasado muy bien, Salvador es un personaje que tiene muchos matices, muchas emociones juntas, lo que hace que la experiencia siempre sea diferente. He tenido la suerte de trabajar con gente increíble, con unas actrices increíbles como Ruddy Rodríguez y Alejandra Sandoval, además tenemos un equipo de dirección excelente. Es una historia divina, a medida que empiezas a leer un capítulo, dan ganas de seguir leyendo para saber qué va a pasar, es una historia divertida, donde cada personaje tiene vida propia, cada uno tiene sus emociones, sus partes malas, buenas y difíciles.

-¿Cuáles son los elementos innovadores de la historia?
Es una historia diferente e interesante, en un solo capítulo pasa de todo: un capítulo parece que fueran 60 y esto es muy bueno porque el televidente no se va a aburrir. En esta novela tienes acción, humor, amor y maldad, hay de todo. Es una historia muy difícil de ver hoy en día, creo que con todo lo que te cuento me quedo corto con lo que en realidad es ‘Salvador de Mujeres’, No hay actores mexicanos, sólo colombianos y venezolanos. Aunque es una telenovela poco tradicional, tiene todos los ingredientes de una novela.

Alejandra Sandoval


Alejandra Sandoval empezó como modelo y, antes de dedicarse a la actuación, la colombiana protagonizó varias campañas de publicidad. Y esto le vino muy bien a la hora de personificar a Socorro en la telenovela ‘Salvador de Mujeres’, donde da vida a Socorro, una modelo consentida.

Esta belleza colombiana trabajó en grandes telenovelas como ‘Luna, La Heredera’, ‘Juegos Prohibidos’, ‘Pura sangre’, ‘Doña Bárbara’ y ‘Las Muñecas de La Mafia’. La actriz, que estudio psicología, tiene una hija de 13 años.

-¿Qué papel desempeñas en ‘Salvador de Mujeres’?
Socorro Álvarez Castillo es la hija de Julio César y Josefina (Roberto Vander y Ruddy Rodríguez). Ella es la princesa, que tiene un castillo de cristal, tiene una vida perfecta: sus papás son perfectos, su familia es perfecta. Es una ex reina de belleza y modelo. Socorro va a casarse con su príncipe azul y, cuando empieza la novela, ese castillo comienza a derrumbarse porque su matrimonio es una comedia completa. Y siempre estará al lado de su Salvador.

-¿Cómo ha sido tu experiencia en esta telenovela?
‘Salvador de Mujeres’ se ha convertido en una prueba para mi misma, ha sido un reto, pues nunca me había tocado grabar todos los días y, aunque ha sido muy pesado, ha sido realmente grato trabajar con este equipo, eso facilita mucho la carga de trabajo. Es una experiencia diferente, me he divertido mucho, sobretodo haciendo las escenas con Orlando Miguel (Felipe), pues son escenas muy graciosas.

-¿Qué historia viven los protagonistas de la historia?
Socorro se enamorará de Salvador, que ha sido su amor platónico desde que la ve a ella en televisión, pero por situaciones de la historia, será un amor imposible.

-En cuanto a la historia, libretos, calidad y argumentos, ¿cómo te ha parecido?
Es una historia súper buena, el tema y los libretos me parecen muy interesantes. El tono de comedia que se le ha ido dando a la historia ha permitido complementarla, además compensa todo drama por el que tienen que pasar los personajes.

-¿Cuál ha sido el reto de tu personaje, Socorro?
Personifico a una ex reina y modelo y el reto mayor ha sido ser reina de belleza desde que me levanto hasta que me acuesto. En la vida real yo soy de tenis y no me maquillo, entonces estar tan puestecita y derechita ha sido un trabajo corporal interesante.

-¿Y cómo te enfrentas a tu primer protagónico?
Sí es la primera vez sola porque ya fui protagonista en ‘Las Muñecas de la Mafia’, pero estaba acompañada por cinco compañeras y la responsabilidad estaba repartida. Y ahora que estoy sola asumiendo el rol protagónica estoy muy confiada con el trabajo que se ha hecho, con el equipo de directores escritores, técnicos y el elenco de actores, que la estamos pasando muy rico haciendo la novela.

-¿En qué te pareces a Socorro?
Socorro, a pesar de ser una niña muy consentida, siempre piensa en su familia y yo siempre estoy pensando en las personas que quiero.

-¿Cuáles son los elementos innovadores de la historia?
Uno de los elementos innovadores es el conflicto que va a parecer entre madre e hija, será un drama y una situación muy fuerte. Por otro lado, el hecho de que Salvador sea un amante pago es una temática que no es común en las telenovelas, pero la forma como se muestra esto es muy bonita, pues Salvador más que un amante será el Salvador de diferentes mujeres que no se sienten bien con ellas mismas. Y también está el tema del boxeo, donde se muestran muchas peleas profesionales y peleas clandestinas.

-¿Te gusta modelar?
Sí. Es como actuar, te permite cosas que no son normales en la vida diaria, jugar, hacer caras, ser seductora, coqueta.

-¿Y qué significa para ti actuar?
Construir un personaje es como jugar, es algo que hago con pasión. Aunque interpretando a personajes buenos uno se gana el cariño del público en la calle y, como actriz, disfruto mucho sacando ese diablito que tengo adentro.

-¿Qué te gusta hacer en tus días libres?
Pagar recibos, pagar el colegio de mi hija, hacer mercado, hacer vueltas personales y compartir con mi hija, traerla, llevarla. También estoy con mis amigos y compartir con la gente que quiero, no importa haciendo qué, lo importante es estar con la gente que quieres.

-¿Sigues con tu faceta de ayuda a los desfavorecidos?
Sí. Pienso que hay que aprovechar este trabajo y el reconocimiento del público para concienciar a la gente.

-¿Qué te da miedo?
Siendo trágica, me da miedo lo que se está viviendo con los adolescentes, con las drogas, con el trago porque mi hija está justo en esa edad y da un poco de temor, pero hay que enfrentarlo, hay que hablar con ellos, yo creo que por ese lado vamos controlados, pero hay que estar cuatro ojos y por el lado normal me da mucho miedo que el domingo no me pueda comer un helado y no me pueda intoxicar de azúcar porque el lunes amanezco con dolor de cabeza, que un domingo no pueda comer dulce es muy trágico para mi (risas).

-¿Qué te alegra el día?
Un helado o un besito de alguien que quiera.

-¿Cómo te llaman en tu casa?
Mi hija me dice ma, mamita y mi mamá, también me dice negra o vieja.

-¿Qué te pone de mal genio?
Que me atiendan mal, a veces la diferencia entre la calidez de la gente de Cali a Bogotá es bien distinta. Poco a poco me he ido acostumbrando, igual hay gente de todos los lados de y hay gente colombiana que es muy agradable, pero hay gente que es un poco fría y eso me da mal genio. Y si voy manejando y me cierran o me pitan, eso me da mucho mal genio.

-¿Cuál es tu rasgo más colombiano?
Mi hablado caleño no lo dejo por nada del mundo.

-¿Quién es el amor de tu vida?
Mi hija Valeria.

-¿A qué no renuncias?
Yo no renuncio a nada, yo no me rindo, yo creo que le hago y le hago, siempre estoy en la búsqueda.

-¿Qué te seduce?
Me seduce una mirada bien dada.

-¿Con cuál canción aprendió a bailar?
No me acuerdo, pero mi amiga de toda la vida que es como mi hermana me enseñaba a bailar porque ella tenía una hermana mayor que le enseñaba y ella después me enseñaba a mi y recuerdo que cuando tenía como ocho años en el conjunto donde yo vivía en Cali hacíamos coreografías.

-¿Para qué te hace falta más tiempo?
Le hace falta tantas horas al día porque los horarios son muy pesados entonces no alcanza uno, pero me faltaría tiempo para viajar y estudiar más.

-¿Quién es la persona que más la llama?
Mi hija, aunque ya se ha calmado un poco (risas).

-¿Qué es lo primero que haces cuando te levantas?
En estas últimas semanas apenas me levanto, saludo al angelito que tengo al lado y me tomo un vaso de agua.

-¿Cuál es tu especialidad en la cocina?
Valeria dice que ella sólo se come los espaguetis que yo hago a la boloñesa. Yo creo que es una muy buena opción (risas), entonces tienen que tener algo.

-¿A quién admiras?
A mi mamá, ella fue madre soltera y ahora cuando yo me veo en situaciones así de un lado para otro con el trabajo, económicamente y de tiempo, no entiendo cómo mi mamá hacía para darme gusto en todo, es una cosa admirable lo que ella logró.

-¿Qué no te gusta hacer en la casa?
En mi casa no plancho, es más no tengo plancha, mi ropa sale tal cual, se dobla y así me la pongo.

-¿Y por qué te molestas en tu casa?
Molesto a Valeria porque cada una tiene su baño y no entiendo por qué se mete a mi baño a cogerme mis cosas y a dejarme mi baño revuelto.

-¿Cuál es tu prenda de vestir favorita?
Me gustan mucho los jeans grandes, por lo general unas tallas más que la mía.

-Un amor platónico…
Ricky Martín.

-¿Cuál es tu estado de ánimo actual?
Alegre.

-¿Qué te gusta que le regalen?
A mi me gusta que me regalen no me importa qué, así sea un bom bom, una piedra, no importa, me encantan los regalos.

-¿Qué defecto y cualidad tienes?
Una cualidad: Perseverante y responsable. Un defecto: El mal genio.

. . : TELENOVELAS : . .

Salvador de mujeres


El miércoles 12 de mayo a las 5 de la tarde se estrenó en el Canal Caracol, ‘Salvador de mujeres’. El Canal Caracol da inicio a ‘Salvador de mujeres’, una novela apasionada, romántica y divertida producida por Televideo y Venevisión, que relata la vida de un boxeador de origen humilde que dejará el cuadrilátero para convertirse en un amante a sueldo. En un elenco con alta cuota colombiana, regresan Ruddy Rodríguez y Alejandra Sandoval a la pantalla, esta vez acompañadas del actor venezolano Carlos Haydon.

Salvador (Carlos Guillermo) es un boxeador que pierde su licencia para pelear por una injusticia y consecuencia es forzado a convertirse en un ‘gigoló’ para mujeres. Es una historia original de Marcela la autora argentina Citterio, llena de alma, pasión, y romanticismo. Todas las mujeres de esta novela, protagonistas y espectadoras por igual, no podrán evitar ser “salvadas” por Salvador, el salvador de mujeres.

Protagonizada por Carlos Haydon, Alejandra Sandoval y Ruddy Rodríguez, esta obra cuenta con un elenco de primera, en el que se encuentran Yul Burkle, Maleja Restrepo, Diana Ángel, Karina Cruz, Gabriel Ochoa, Roberto Vander, Katherine Escobar, Franklin Virguez, Pilar Álvarez, Orlando Miguel, Ana Bolena Mesa, Morela Zuleta, Alberto Quintero, Vicente Tepedino, Mauricio Figueroa, Shirley Marulanda, Lorena Tobar Mcalister y Helga Díaz, entre otros.

“La historia de ‘Salvador de mujeres’ es en sí es una producción innovadora, podría decir que es una historia atípica que refleja un sentimiento común en las mujeres: encontrar a un salvador que las haga sentir únicas. Además la parte de boxeo les va a gustar mucho, contamos con un protagonista súper bello, que va a arrancar más de un suspiro en todas las mujeres”, aseguró Ruddy Rodríguez, quien le da vida a Josefina en la historia. Por su parte, Alejandra Sandoval, quien personifica a su hija en la novela, comentó que “uno de los elementos innovadores de la historia es el conflicto que va a surgir entre las dos. Será un drama y una situación muy fuerte”.

Televideo fue el realizador para Venevisión de esta novela que fue grabada en Colombia, especialmente en locaciones de Bogotá y sus alrededores, explorando al máximo la utilización de exteriores para darle más realismo a la historia.


SINOPSIS:

Luego de triunfar en el ring, Salvador “El Tigre” Valdez pierde su título y la posibilidad de volver a pelear, fruto de las movidas oscuras de Don Carlos, un empresario del box que le tiende una trampa en venganza por haberse negado a firmar un contrato de representación con él.

A punto de perder su casa y sin más opciones para sacar a su mamá y hermanas adelante, Salvador decide aceptar la propuesta de Josefina Álvarez Castillo, la rica propietaria de un gimnasio que le ofrece el trabajo de entrenador personal. En el gimnasio conocerá a su hija, Socorro “Coco” Álvarez Castillo, la famosa modelo con quien él siempre ha soñado. Con el tiempo y sin saberlo, las dos mujeres comenzarán a competir por su amor.

Josefina le propondrá un trabajo extra, bastante inusual y arriesgado, para que pueda saldar las deudas que cada día lo acosan más: convertirse en el amante a sueldo de ella y sus solitarias clientas. Con lo que Josefina no cuenta, es con el sentimiento que Salvador empezará a despertar en ella. Por su parte, Socorro pasará de ignorarlo a encontrar en él un espacio de consuelo que le permitirá olvidar por momentos su fallido matrimonio. Entre Salvador y Socorro, nacerá poco a poco un amor profundo que estará siempre en riesgo debido a la vida secreta del ex-boxeador y la rivalidad latente entre madre e hija.

Salvador se convertirá en un amante a sueldo, pero no será un amante más. Será el hombre más deseado por aquellas mujeres que han sido engañadas, despreciadas y olvidadas. Mujeres que en él encontrarán el cariño, la seguridad y las caricias que les han sido negadas. El mismo “Tigre” Valdez que antes supo dejar el alma y la vida en el cuadrilátero de boxeo, lo hará ahora en el cuadrilátero del amor.


PERSONAJES:

Carlos Haydon es
Salvador “El Tigre” Valdez
De 30 a 35 años. Galán varonil. Capaz de componer dos personajes a la perfección: salvaje y señor. Debería ser el sueño de todas las mujeres llevárselo a la cama. Deseo es lo que sí o sí tiene que despertar. Pero cuando lo conocen todas se dan cuenta que además de pasión es el hombre con el que quieren hablar y sentirse contenidas y escuchadas y profundamente amadas. Hombre simple, de clase humilde y trabajadora, pero con aspiraciones: ser campeón internacional de boxeo. El padre de Salvador era un hombre honesto y de valores elevadísimos. Tras la muerte de su padre, Salvador asume la responsabilidad de ser el “hombre de la casa” y, de algún modo, la de continuar con la transmisión de esos valores, especialmente a su hermana menor, Barbie, tarea que comparte con María, su madre y con Lula, su hermana. Ellas son las mujeres de su vida, su familia. Salvador llegó a ser campeón de boxeo, pero, al comienzo de esta historia, es inculpado injustamente por doping y su carrera queda trunca: lo suspenden por cinco años. Quien provocó esto fue Don Carlos, un hombre siniestro que lucra con el negocio millonario de las peleas profesionales y clandestinas. Don Carlos infinidad de veces intentó tentarlo a que deje a su representante de toda la vida por él, pero Salvador fue contundente. Y por eso le tocó perderlo todo. Al comienzo de esta historia, María, la madre de Salvador, sufre una estafa por lo que no puede cumplir con los pagos de la hipoteca. El Banco está a punto de embargarle la casa donde viven. Salvador pretende obtener el título de campeón de boxeo para sacar a la familia de esta crisis, pero debido a la trampa de Don Carlos, si bien Salvador gana la pelea, le retiran el título y el premio. Los análisis fraguados dieron doping positivo. Viendo imposibilitados sus ingresos fruto de los combates de boxeo, él comienza a trabajar en el gimnasio de la poderosa Josefina Álvarez Castillo. Ella es la madre de la modelo Socorro Álvarez Castillo, una muchacha bonita que es la obsesión de Salvador antes de conocerla. Trabajando en el gimnasio se da cuenta que no le va a alcanzar para saldar su deuda. Y es ahí que Salvador decide aceptar la oferta de Josefina. Ella ofrece cancelar la deuda con el banco a cambio de que trabaje como “personal trainer” en su prestigioso gym (trabajo de fachada) para en realidad ejercer como acompañante profesional. De la noche a la mañana, Salvador se enfrentará con conflictos de todo tipo: especialmente morales. Salvador ejercerá esta “controvertida profesión” sólo el tiempo que le lleve saldar su deuda por la hipoteca de la casa, con Josefina. Salvador permanentemente se verá abatido por los conflictos que este “nuevo trabajo” le genera. Se confrontará con el engaño y la infidelidad, tarea que le resultará muy difícil. Salvador tratará de convencerse de que, lo que hace, es sólo un servicio. Lo que torna a Salvador tan atractivo e irresistible para las mujeres, es justamente que él no está de acuerdo con su rol. Esto lo transforma en un ser extraño que combina una virilidad abrumadora, con sensibilidad, exquisitas y nutridas artes amatorias que aprende día a día, comprensión y verdaderos sentimientos que tiene hacia sus desoladas clientas. De algún modo, Salvador tiene la capacidad de conectarlas con lo que ellas poseen más que con lo que les falta. Con su potencialidad y con la capacidad de elegir o dejar de elegir lo que les pasa, más que con la postura de ser víctimas de las circunstancias. Las mujeres que pasan por sus manos son, de alguna, manera “salvadas” por Salvador. Este nuevo “trabajo” conecta a Salvador aún más con su verdadera y preciada visión de la vida y de las mujeres. Salvador seguirá persiguiendo el sueño de enamorarse profundamente de una sola mujer y con ella formar una familia, aunque su vida no coincide con su deseo más profundo. Deberá sortear inmensos obstáculos para conquistar el corazón de Socorro, la mujer de sus sueños. Ser el amante de otras mujeres y sobretodo el amante de la madre de su amada, será el más difícil, y esto lo perturba porque sabe que la relación con la madre de la mujer que ama hace que la concreción de ese amor sea tan imposible como prohibido. Nuestro héroe atravesará durísimas pruebas que lo transformarán y lo llevarán a valorar aún más las enseñanzas transmitidas por su padre y a entender que buenos y malos hay en todas las clases sociales. Salvador también aprenderá acerca de la vida de los ricos, concluyendo que, a fin de cuentas, todos los seres humanos queremos lo mismo: ser felices y que el dinero puede llegar a ser un impedimento cuando para lograrlo, el acento está puesto sólo allí. Salvador mostrará una sensibilidad especial por detectar en sus clientas lo que es invisible a los ojos. Descubrirá la enorme belleza que hay en cada mujer. Una belleza que no es física, es la belleza de ser únicas y así las hará sentir, únicas. Salvador luchará también por acabar con la carrera delictiva de Don Carlos y así desarticular el negocio de las peleas clandestinas, por lo que veremos cómo se compromete y lucha por una causa hasta el final, dando la vida si es necesario.

Alejandra Sandoval es
Socorro Álvarez Castillo
De 20 años. Una vida acomodada y carente de conflictos al comienzo de esta historia nos da como resultado una joven, caprichosa, sexy, altanera y soberbia. Una consentida con clase, estilo y glamour, pero con mucho ángel porque a pesar de estas características tendrá que ser muy querida por todos. Pendiente de la apariencia y la imagen frente a los demás, pero capaz de quebrarse y mostrar un costado vulnerable. Nace en cuna de oro y sus únicos problemas son la baja resistencia a la frustración al no obtener lo que quiere, cosa que no sucede muy a menudo. Única hija de un matrimonio conformado por Josefina y Julio César Álvarez Castillo, que en apariencia no presentan problemas. Al comenzar esta historia se casa con un candidato al que poco conoce, del que se siente enamorada, pero luego vemos que lo hace también encandilada por el evento social y lo que el casamiento representa: el hecho de jugar a ser una joven casada e independiente. Por ésta acción atolondrada a la que su entorno se opone pero no tanto como para ayudarla a abrir los ojos, traerá graves consecuencias en su vida. Al principio de la historia el cuento de hadas de Socorro se desvanece. Creyendo haberse casado con su príncipe azul, en su noche de bodas, Socorro descubre que Felipe, su novio, es homosexual y que todo lo que vivió con él hasta ese momento fue un engaño originado en la codicia. Felipe es nieto de Agustina, una mujer millonaria y avara que, como condición para cederle su herencia, le pide a Felipe que se case. Como recompensa del engaño, Felipe le ofrece a Socorro parte de su herencia. Socorro cae en la trampa de Felipe y además al poco tiempo descubre el terrible secreto detrás de su urgencia por obtener el dinero: Felipe es un jugador compulsivo. La única persona que conocerá la verdad respecto de la sexualidad de Felipe y de la herencia será Josefina, quien además interviene pidiendo para su hija el triple de lo que Felipe le ofrecía. Lo que más le preocupa a Socorro en realidad, es el bochorno público de este matrimonio fallido, más aún teniendo en cuenta que Felipe no siente atracción alguna por la bella y atractiva Socorro, cosa que Socorro vive como un profundo rechazo hacia su persona. Aún así accede a seguir el consejo de su madre de sacar algún rédito de la penosa situación. Josefina en principio no se entera de la adicción de Felipe al juego. Socorro decide ir tras los pasos de las misteriosas salidas de Felipe, en principio resistiéndose a creer en su homosexualidad, y es allí, en un antro de apuestas clandestinas, donde Socorro se pone en peligro y es rescatada por Salvador, quien no duda en arriesgar su vida para salvarla. Socorro empieza a albergar sentimientos hacia este hombre que considera rústico y de pobres modales. Siente un intenso atractivo por Salvador que se exacerba aún más por su matrimonio infructuoso. El primer gran desengaño de Socorro la conecta con una sensibilidad inesperada, dejando ver cómo ella aprende de las dificultades. Socorro aprenderá a rescatar y a aprovechar las enseñanzas que los problemas esconden. Descubrirá que su familia no era lo perfecta que ella creía. Se enterará que su padre, quien era su ídolo y su referente, engaña a su madre con Isabel, la mejor amiga de Socorro desde la infancia. También algún día descubrirá la doble vida de la madre, el secreto que esconde, esa hermana que tiene perdida. Pero, todo esto la llevará a aprender, a comprender, a perdonar y a dejar de lado las apariencias a descubrir el amor verdadero. Socorro pasará de ser una joven mimada y frívola, a ser una persona capaz de comprometerse y luchar por lo que ama. Buscará ayuda psicológica, primero diciendo que es para sobrellevar su relación con Felipe y luego se dará cuenta de que hay muchos lugares de sombra en su vida. Socorro dejará el miedo y la comodidad y sorteará obstáculos impensados. Mostrará su costado solidario al intentar ayudar primero a Felipe con su adicción al juego, y luego a su padre Julio César, intentando obtener el dinero que éste necesita para levantar una nueva empresa. Luchará con los prejuicios hacia las diferencias sociales y se entregará al amor verdadero, a los brazos de Salvador, hasta que se entere a qué se dedica él y que la mujer que lo inició en el negocio, fue Josefina, su madre.

Ruddy Rodríguez es
Josefina Álvarez Castillo
De 45 a 47 años. Elegante, fina, distinguida, sensual y seductora. Capaz de dominar y de ser dominada en los brazos de Salvador. Una mujer que le gustará tanto a un joven como a un adulto. Y que pueda, así y todo, dejar ver su imagen maternal. Josefina era una enfermera con convicciones y muy solidaria. Fuerte y dispuesta a todo por amor. La vida quiso que trabajando en el hospital, Josefina asistiera a Raúl Pérez Merelles, tras un accidente en la obra en la que trabajaba. Este arquitecto sensible y muy talentoso se enamora de Josefina y son muy felices. Al poco tiempo, Josefina queda embarazada. Raúl y Josefina deciden casarse después de que Josefina dé a luz. Pero la familia del arquitecto es poderosa y no acepta la relación y las diferencias sociales, especialmente, Sara, su madre. Fraguando un accidente que hasta sale publicado en los diarios de la época, Raúl recibe la noticia de la supuesta muerte de Josefina y de su pequeña hija Clara. Hasta asiste a un falso funeral donde ve ambos féretros. Muerto de dolor e incapaz de seguir adelante, decide empezar de nuevo en otro país. La familia decide seguirlo a Francia donde se instalan hasta el presente. Antes de partir, Raúl visita el cementerio y ve las falsas tumbas de Josefina y Clara. Al poco tiempo, Sara Pérez Merelles muere llevándose el secreto a la tumba. Sobreviven los delincuentes que atacaron a Josefina y quienes entregaron a la pequeña Clara (hoy Charo) al empresario que ayuda en la simulación del hecho y dar por cierta la versión del accidente con un comisario y así apagar cualquier sospecha. Josefina sobrevive. Es rescatada por Julio César, un camionero que la encuentra en el fondo de un barranco a miles de kilómetros de donde vivía. Tras las secuelas del accidente, Josefina y Julio se unen para siempre. Josefina tiene miedo de volver y no posee un centavo para iniciar la búsqueda de su hija. La única manera que encuentra para salir es la prostitución, ya que no puede comprobar que es enfermera. Ella tiene pesadillas con la cara de uno de los asesinos al que reconocerá más tarde. Es en ese trabajo de prostituta que le llega una oportunidad a través de un cliente que la aprecia, presentarse al scouting de Miss Mundo y lo logra. Allí, Josefina empieza a armarse para salir adelante en la vida, siempre de la mano de Julio César, a quien le estará eternamente agradecida. Funda un gimnasio último modelo y paralelamente desarrolla la profesión que la ayudó a salir del barro; ésta vez reclutando hombres en vez de mujeres. Josefina considera a las mujeres, guerreras de la vida. Josefina inspira a las mujeres a romper cadenas y viejos mandatos. Dirige un gimnasio de última generación: Body Class Gyms. Paralelamente recluta jóvenes con ciertas características para ejercer el escorting. Principalmente considera el aspecto físico: altamente atractivos y varoniles, que lo que los mueva sea la necesidad y no la promiscuidad, que sean sensibles, inteligentes y con ideales. Absolutamente confiables. Nadie sabe del ejercicio de su profesión paralela salvo los mismos escorts en un pacto de confidencialidad absoluta. Generalmente Josefina ayuda económicamente a estos hombres y luego ellos “pagan” con sus servicios. Socorro es para Josefina la luz de sus ojos, principalmente por la pérdida de su hija Clara (Charo), en manos de las crueles manos de la madre de su futuro marido. Desde que tiene medios económicos la sigue buscando. Cada tanto la llaman para decirle si hay novedades. Descubre la infidelidad de su marido con Isabel, la mejor amiga de su hija a quien trató como parte de la familia. En estas circunstancias se ve su temple. Su capacidad para discernir con mayor frialdad lo que sucede. Aunque al ver que es posible que Socorro salga lastimada, la defiende como una leona defendiendo a su cría. Le preocupa más el posible dolor de su hija que la infidelidad del marido. Josefina también cae bajo los influjos de Salvador, de hecho se sorprende de sentir lo que siente. Le considera un ser especial, angelado y diferente. No puede admitir que su hija pueda tener algo con él, pero llegado el momento, hacia el final de nuestra historia, no dudará en dejar que ella viva esta historia de amor. Su vínculo con Julio César sufrirá una tremenda crisis, pero lo que les une va más allá de una relación marido-mujer. Josefina y Julio César son “compañeros de viaje” y lo serán hasta que la muerte los separe. Josefina descubrirá muchos secretos, entre ellos, que Charo es su hija y que Ramiro es hijo de Julio César. Aprenderá a comprender y a perdonar. Volverá a ver a Raúl, su primer amor, padre de Charo. Esto será verdaderamente un antes y un después en su vida, que la ayudará a cerrar heridas. Josefina dejará de ser una mujer de emociones controladas. Su permiso para las pasiones carnales también se lo dará a nivel emocional. Llorará por todo lo que no lloró en todo este tiempo. Abrirá y limpiará viejas heridas. Se permitirá ser vulnerable. Aprenderá a conciliar la luz y la sombra que hay en su vida.

Diana Ángel es
Charo
De 24 años. Hija no reconocida de Josefina. Pertenece a ese pasado secreto que esconde. Hermosa y avasallante. Con miedo a sufrir por amor e incapaz de amar. Con miedo al abandono. El nombre con el que debería haber vivido es Clara. Charo fue entregada de bebé a Jorge y a Analía, un empresario y su esposa quienes no podían tener hijos, y que por lo tanto criaron a Charo como si fuese su propia hija. Ellos además ocultaron el terrible secreto que la privó a Charo de tener una familia. Antes de morir y movido por la culpa, Jorge dejó un video donde le confiesa a Charo que en realidad ella es hija de Josefina Álvarez Castillo, aunque no revela nada más. Lo que la mueve a Charo es el dolor del abandono, el rencor. Y esos dos motivos son bien fuertes a la hora de planear devolverle al enemigo algo de lo mucho que ella sufrió. Ella desconoce que no fue por propia voluntad de Josefina de abandonarla, sino que se la quitaron, pero la única que sabe el secreto de esa historia es Josefina y lo llevará guardado con mucho dolor en su corazón. Charo es la dueña de una revista de modas que llevará su nombre. De esta manera estará relacionada con Socorro, por su profesión de modelo. Y con Josefina, con quien empezará a tener una relación a través de una entrevista para su revista titulada: “De enfermera a Miss Mundo”. Empezará a concurrir al gimnasio de Josefina y lo utilizará como excusa para observarlas y averiguar más cosas sobre ellas. Ser testigo del amor que Josefina siente por su hija Socorro, que en realidad es su hermana, la hace sentir aún más la falta de esa madre que no tuvo. Y contrata a Fernando, un actor muy ingenioso y de ricos recursos que la ayudará a llevar adelante sus planes de venganza. Charo irá descubriendo la persona increíble que es Josefina. Se despertarán en ella sentimientos de admiración. En oposición a la sed de venganza a la que se aferra por miedo a ser lastimada nuevamente, llevará adelante el plan de destruir el vínculo madre e hija que une a Socorro y a Josefina. Los secretos que descubre son tan destructivos que se verá forzada a pensar si separar a su madre y a su media hermana es lo realmente la liberará del sufrimiento del abandono. Su obsesión se mezclará con la vida de estas dos mujeres que son su única familia. El vínculo que establece con Fernando, el actor que contrata para llevar adelante sus planes, la sorprenderá. Le revelará cosas de ella misma que no conocía y que jamás se había permitido explorar. Al comenzar la historia, Charo es una mujer incapaz de amar. Su corazón sólo tiene espacio para el rencor y la venganza, pero a medida que nos adentramos en la trama, este personaje entrará en conflicto ya que se acerca demasiado a lo que supuestamente va a liberarla y, sin embargo, no se siente aliviada ni feliz. Por el contrario, el tormento se agudiza. De la mano de Fernando, un hombre pintoresco e impredecible que también tiene dificultad para mostrar sus necesidades afectivas, es que veremos la transformación de Charo. Retornar la venganza es muy difícil, pero no imposible.

Roberto Vander es
Julio César Álvarez Castillo

De 50 a 55 años. Es el presidente de una compañía de transporte. Marido de Josefina. Padre de Socorro. Tiene una importante incidencia mediática en su carácter de hombre de negocios. Julio César tendrá tintes de villano más por su infidelidad que por su accionar en la empresa. Elegante y con clase, mujeriego y seductor. Las mujeres siguen cayendo rendidas ante él por su poder. Isabel, la mejor amiga de su hija Socorro, es una de ellas y se convierte en su amante. Pasó los años de su juventud trabajando de camionero para una empresa sin escrúpulos, donde hacer dinero era el único objetivo. Para eso cualquier camino era bueno: Eludir servicios técnicos, extender los horarios de trabajo de los chóferes, ahorrar comprando auto partes robadas. En uno de sus viajes encuentra a Josefina y la socorre, ya que ella empieza a prostituirse para salir adelante, a pesar del pedido de Julio de que no lo haga. Al salir nombrada como Miss Mundo y dejar atrás su triste pasado, la vida de Josefina cambia y quiere ayudar a Julio a salir adelante. Cuando Julio César recibe la oferta de Josefina de fundar su propia empresa, aunque pequeña, Julio no lo duda ni un instante. En vez de camiones, opta por fundar Horizontes, empresa de transporte de pasajeros de mediana y larga distancia. Empieza con un ómnibus, luego dos y así hasta la actualidad. Julio y Josefina se casan cuando los dos se han establecido y tienen a Socorro. Antes de casarse con Josefina, Julio tiene un affaire con su cuñada Mercedes, esposa de su hermano, y ella queda embarazada y jamás confiesa que el hijo que nace no es de su marido. Al tiempo se lo confiesa a Julio César, pero ambos deciden guardar el secreto de quien es el verdadero padre de Ramiro. Como Julio César posee una de las empresas más importantes del país, su agradecimiento hacia Josefina es inconmensurable, su vínculo es afectivo y muy fuerte. Pero, aunque el amor entre ellos existe, la pasión casi ha desaparecido y es por eso que Julio empieza a tener aventuras. Se siente muy culpable, a la vez que necesita sentirse deseado por una mujer y finalmente comete un gran error: posar sus ojos sobre la mejor amiga de su hija. Afrontará una demanda contra su empresa luego de un terrible accidente en el que varios pasajeros pierden la vida. Se descubre su relación con Isabel y esto le destruye, todavía más y se suma en una oscura depresión. Tras el riesgo de perderlo todo y acusado de fraguar los chequeos técnicos de sus vehículos, Julio César está al borde del suicidio. Con el apoyo de su hija, logra aferrarse a un hilo de esperanza y recapitula. Josefina le retira su apoyo por su affaire con Isabel, la mejor amiga de Socorro, pero con el tiempo irá reestableciendo el vínculo. Nuevamente Julio César se levantará de las cenizas y luchará para limpiar su honor. Después de un largo proceso, asumirá su paternidad frente a Ramiro. Y a partir de ahí, sufrirá el dolor de alejarse de Isabel. Julio César aprenderá a envejecer en paz. Dejará de perseguir jóvenes sensuales que le hacen sentir vigoroso y actual. Buscará la luz y la verdad a riesgo de perderlo todo. Se unirá a Josefina y la amará por quien es y no porque fue su benefactora.

Katherine Escobar es
Isabel Hernández
De 22 años. Muy bonita, pero sin llegar a tener la belleza de Socorro. Muy distinguida y con clase. Es la amante de Julio César, el padre de su mejor amiga. Pero, se va a enamorar como nunca en su vida de Manuel, el amigo de Salvador. Isabel nunca fue el centro de atención en su familia. Única hija, nunca le faltó nada material. Siempre rodeada de lujos y viajes. Pero, a nivel emocional, su vida fue muy pobre. Isabel es una carente afectiva que confunde el amor con la búsqueda de un padre que la proteja. En la familia de su mejor amiga Socorro, encuentra todo. A Josefina, una madre fuerte y presente que adora a su hija y por carácter transitivo también a ella. A Julio César, un padre amoroso y demostrativo, que consiente a su hija y la describe como la luz de sus ojos. Es casi inevitable el desenlace que hace que, al transformarse en mujer, Isabel crea que Julio César es el hombre de sus sueños. Un complejo de Edipo no resuelto puede llevarla arruinar la vida de varias personas, la suya y la de su tan adorada “familia adoptiva”. Isabel trabaja de azafata en una renombrada compañía aérea. Realiza principalmente vuelos internacionales. Mantiene una relación amorosa secreta con el padre de su mejor amiga de toda la vida. La relación entre Isabel y Julio enfrenta altibajos y ella, propensa a caer en depresiones, recurre al alcohol para aliviar las penas. Es en estado de ebriedad y cerca de ser asaltada que es rescatada por Manuel. La aparición de Manuel es el primer indicio de lo que un hombre puede generar en ella. Manuel no es su padre ni pretende serlo, Manuel la rescata por sus valores y su compromiso con la vida. Manuel le enseñará a Isabel lo que es estar verdaderamente enamorada. El vínculo con Manuel la ayudará a valerse de sí misma y dimensionar lo atrapada que está en su historia de la infancia. La relación con Julio César la perturba, por traicionar de esa manera a la familia que la trató como una hija. A la vez no sabe cómo prescindir de Julio César. No puede pensar en otra posibilidad más que acapararlo para sentirse amada y registrada por un ser que en su inconsciente es el padre que Isabel nunca tuvo. Isabel intentará viajar cada vez más para alejarse de Julio César. Se involucrará con la historia de Socorro y se acercará a Manuel. Isabel se animará a crecer. Dejará de buscar en cada relación un padre para buscar un hombre. Buscará ser mujer y no una hija. Buscará cometer todos los errores que la lleven a descubrir quien es en verdad.

Yul Burkle es
Manuel

De 30 años. Mejor amigo de Salvador, al que admira profundamente. Excelente amigo, buena gente. Es solidario, tiene un corazón de oro y valora la familia. Manuel es como un perro San Bernardo, siempre listo para ayudar y para acudir a los llamados de auxilio. De hecho confunde servicio con amor. Tiene mucho sentido del humor. Logra reírse de si mismo. Es muy ocurrente. Manuel proviene de una familia humilde, pero no tan unida como la de Salvador. Su padre fue campeón de boxeo y es por eso que hereda esta actividad. Pero, su padre no tuvo cabeza y perdió lo que había ganado, bebía y salía con mujeres. Esto destruyó a su madre. Tiene un hermano que se alejó de la familia. Él hace todo lo posible por no ser como su padre. Trabaja en el club de boxeo y pelea a nivel nacional. Manuel amaba al padre de Salvador y cuando éste muere se une aún más a su amigo convirtiéndose en su “hermano” de la vida. Entrena a niños y a jóvenes promesas de boxeo en el club de box, junto a Pedro Fuentes, el querido amigo y entrenador oficial de Salvador y a quien ambos quieren como a un padre. Se involucra mucho con la vida y peripecias de Salvador y su familia. Se vuelve guardián de Bárbara, que la alienta para que siga con sus estudios. La encuentra terriblemente atractiva, pero entra en conflicto por su edad y porque no quiere afectar la relación con su mejor amigo. Su visión de los ricos es clara: cree que por tener demasiado se aburren y buscan distracciones para llenar el vacío que el dinero no puede llenar. Cree que poseen una moral débil y hacen cualquier cosa con tal de pasarla bien y cree que han perdido el sentido del honor y la familia. Cubre a Salvador en todos sus enredos, sus secretos y sus mentiras, para así proteger a María. Manuel adora a María como a una madre e intenta evitarle disgustos toda vez que puede. Es testigo de la transformación de Bárbara de niña a mujer y empieza sentir cosas por ella que lo confunden. La protege como un hermano mayor. Es muy amigo también de Lula, hermana de Bárbara y Salvador. En su camino se cruza Isabel. Una joven azafata rica y con una confusión muy grande en mente, alma y corazón. No podrá evitar acercarse a Bárbara, pero aunque tiene un desliz, pronto va a descubrir que es apenas una mocosa con aires de mujer. Entonces decide ayudarla, cuidarla y acompañarla a crecer, más que verla como la madre de sus hijos. De su primer acercamiento con Isabel sale lastimado y con una pésima imagen de los ricos. Actúa como es él en cualquier entorno. No se siente inferior, pero lee en los ojos y las miradas del mundo de Isabel, cómo le miran. Se hace un cambio de look, estimulado por Isabel y emulando a su amigo Salvador. Sabe que lo que importa es el contenido de una persona, más que su envase. A pesar de su primer desencanto, no podrá evitar enamorarse de Isabel. Su actitud de rescatista es lo que lo acerca en primera instancia y luego su vocación solidaria se transformará en amor. Manuel vive a la sombra de su amigo Salvador y, de alguna manera, intenta emularlo. Manuel se independizará de esto y si bien su condición de amigo fiel se mantendrá inalterable, será capaz de arriesgarse y buscar aprender de sus propias vivencias más que de las ajenas. Este personaje entrañable mostrará que es un hombre de una sola pieza. Sabrá poner límites y eso lo ayudará a amarse más a sí mismo para poder luego no confundir amor con servicio.

Orlando Miguel es
Felipe
De 30 a 35 años. Es importante que tenga clase y que sea demasiado lindo para ser hombre. Parece dulce y gentil, pero en realidad es un ser torturado por su secreta condición de homosexual y por su terrible adicción al juego. Hará que Socorro viva en un infierno. Al igual que su mujer, vive en la ilusión de que es aprobado en virtud de la imagen que transmite: pánico a ser rechazado y al fracaso. Su familia nunca se ocupó demasiado de él, pues era una pareja muy simbiótica que viajaba todo el tiempo. Sus padres compartían además del vínculo, la profesión. Ambos eran neurocirujanos, investigadores, se admiraban mutuamente y también competían con sus logros. Felipe quedaba relegado en casa de su abuela materna. Viajando juntos a un congreso en Canadá, ambos mueren en un trágico accidente aéreo cuando Felipe tenía 10 años. Y Felipe queda entonces al cuidado de su abuela, una mujer poderosa y limitada emocional. Su vida, vacía del amor incondicional de sus padres, no puede equilibrarse con el cariño de esta abuela rígida. Felipe crece carente del amor y la energía materna. Durante su infancia y adolescencia, empieza a presentar algunos problemas de relación y las actividades que prefiere empiezan a ser sospechosamente femeninas. Detesta el fútbol y ama la decoración del hogar y de los platos que prepara con una elegancia pocas veces vista. Al terminar la secundario, estudia diseño de interiores y se convierte en el elegido de la high society. Posee un estudio de diseño de interiores, al que últimamente tiene muy descuidado. Es que su vacío interior reclama y debe ser llenado con algo. Al no reconocer su homosexualidad, siente una gran presión interna y vuelca, compulsión por reprimirse, al juego. Empieza con sumas chicas hasta que empieza gradualmente a crecer su avidez por jugar. Tiene algunos episodios amorosos en el submundo. Jamás admite frente a su entorno lo que verdaderamente es. No se atreve a perder lo único que tiene. Pánico a ser rechazado y ser aún más excluido. Tiene ataques de ira en los que destruye cosas. Cuando pierde el control, puede ser violento. Esencialmente no es muy valiente. Es más bien desequilibrado. Está casado con Socorro, pero su casamiento es una gran mentira. Su abuela sospecha que su único nieto es homosexual, pero lo niega a ultranza y cree poder modificar su condición tentándolo con herencias millonarias, que lo único que hacen es inclinarlo cada vez más al juego clandestino y su destrucción. Primero le exige casamiento para cederle la herencia de 10 millones de dólares, es así que Felipe engaña a Socorro con tal de obtener el dinero y negocia con ella y su madre para que guarde silencio. Mantiene su adicción al juego en secreto, pero pronto es descubierto por Socorro. Sufren amenazas de muerte. Deudas con el pócker, el casino, el box clandestino. Amenazan con desfigurarle la cara a Socorro con ácido. Todo ha llegado demasiado lejos. La mentira de Felipe corre riesgo de quedar descubierta. El apremio económico del padre de Socorro, vuelve todo a la “normalidad”. Pero la abuela Agustina presiona, que quiere que tengan un hijo para ceder el dinero. Tratamientos infructuosos, entrevistas a otros posibles candidatos, alquiler de vientres, la mascarada de un falso embarazo, la adopción del hijo de alguien muy cercano. Todo puede suceder en la desesperada carrera contra el tiempo de Socorro y Felipe. Felipe empieza siendo un personaje abyecto. Su vileza aparece desde el principio por el engaño del casamiento. Sin importarle más que sus problemas, involucra y destruye la burbuja de Socorro. Ambos serán responsables de su mutuo cambio. Felipe atravesará junto a Socorro un verdadero infierno, pero el alivio que siente al confesar lo que es inmenso. Allí empieza para él un camino nuevo. Una luz de esperanza. Admitir su homosexualidad, le volverá desopilante más que siniestro. Después de una tremenda golpiza, se ríe de sí mismo al notar que las rasgaduras en su exclusiva camisa Armani le preocupan casi más que perder la vida. Socorro le ayudará a buscar ayuda para superar su adicción al juego y le ayudará a enfrentar a su temible abuela Agustina, tal vez de un modo no muy convencional, pero lo hará finalmente.

Karina Cruz es
Lula Valdez
De 20 años. Enfermera, idealista, conservadora y enamoradiza. La mueve un profundo estoicismo que a veces la vuelven apagada y demasiado correcta. Se va a enfrentar a sus propios límites cuando vaya a trabajar de niñera a la casa de Ramiro, el primo de Socorro. Él es viudo. El principal impedimento de esa relación será una promesa que Ramiro le hace a su difunta esposa Ana, de no volver a amar a otra mujer. Y la otra razón tendrá el nombre de Bárbara, que no es otra que su bella hermana. Es bella, pero no se ocupa demasiado de su aspecto. Es más bien clásica, neutra y femenina. La hermana del medio. Ama a su hermano mayor Salvador y protege a su hermana menor Bárbara. Estudió enfermería porque además del servicio, soñaba con enamorarse de un médico, figura que admira y respeta. Todo lo que hace debe ser respetable y correcto. En su infancia y adolescencia fue abanderada de la escuela. Siempre dispuesta a ayudar. En una relación anterior con un practicante de medicina, sufrió mucho. Le ayudaba en sus exámenes y se quedaba con él hasta altas horas de la noche para que no se durmiera. Después, el practicante la dejó por una compañera de estudios. Siempre tuvo problemas para reconocer sus propias necesidades y aún hoy esto le pasa. Quiere enamorarse, pero tiene miedo a sufrir nuevamente. Al morir una paciente en la sala de partos, se hace cargo de la recién nacida, y esto genera un cambio en ella. Despierta un espíritu aguerrido y protector. Esto la lleva a tomar decisiones que van a cambiar la orientación de su vida. Pasa de ser enfermera a ser niñera de tiempo completo. Empieza a sentir cosas por el padre de la niña que cobijó en su corazón. Tiene tanto miedo a enamorarse y no ser correspondida que lo oculta como puede. Tiene miedo de equivocarse otra vez y confundir servicio con amor. Su terrible dificultad de reconocer sus propias necesidades la perturban. Es muy diestra con los niños y descubre una capacidad que desconocía. Sabe contar historias. Sorteará dificultades y tomará decisiones. Viajará con los niños de Ramiro y lo enfrentará más de una vez. Será una figura importante en la vida de Ramiro. Decidirá retirarse más de una vez cuando quieren doblegar su forma de formar y educar a estos niños sin madre. Su mayor conflicto lo va a vivir cuando se dé cuenta que está perdidamente enamorada de Ramiro y él se case con su hermana Bárbara. Tiene una imaginación que nunca había utilizado de esta manera anteriormente. Contar historias le revelará un mundo nuevo. Puede distanciarse y profundizar en su interior cosa que antes le era imposible hacer. Indirectamente y a través de sus personajes, logra auto examinarse y aprender cosas de sí misma. Empieza entonces a volcar sus historias en cuadernos. De la manera más extraña descubre cosas nuevas. Escribe sobre su entorno, sobre las personas que la rodean. Así logrará cobrar valor y que Ramiro la vea como lo que es, una valiosa y bella mujer.

Maleja Restrepo es
Bárbara Valdez
De 17 años. Es hermosa y lo sabe. Está en el último año de la secundario, pero su fuerte definitivamente no es el estudio. Sueña con llegar a ser Miss Universo. Admira a Socorro, a quien ve en todas las revistas y quien está terminando su reinado de Miss Mundo. Va a estar dispuesta a todo para lograr su objetivo. Bárbara era aún pequeña cuando murió su padre, quien la consideraba su pequeño pichoncito. Su dolor fue terrible. Por esa razón todos en su familia la mimaron y la protegieron. Le compraron juguetes y golosinas, en una palabra, la consintieron. Bárbara inconscientemente desarrolló entonces una especie de actitud algo tirana. Si no conseguía lo que quería, decía que su padre era el único que la comprendía. Barbie hizo de su dolor un arma manipuladora, cuando sus hermanos y su madre empezaron a descubrir su juego, empezaron los problemas. Barbie tiene una enorme dificultad para aceptar límites. Para ella la vida es una gran “pizza”, llena de ingredientes que la hacen apetecible y deliciosa. Para ella la vida es estimulante y constantemente busca experiencias nuevas. El choque con el sufrimiento le crea malestar y le crea el deseo de huir y proyectarse hacia el futuro. Ella tiene enorme dificultades, además para escuchar problemas ajenos. Detesta a los desanimados y deprimidos porque eso la obligaría a llegar al fondo de las cuestiones y se produciría el encuentro con el dolor y la oscuridad, cosa que la aterra. Empieza una incipiente carrera de modelo en la agencia de Mercedes y Ramiro. Su objetivo: llegar a lo más alto y ser Miss Universo. No tiene problemas para querer enamorar a quien sea para conseguir su objetivo y va a sufrir por esto. Después de todo, pertenece a la familia de Salvador y, aunque es muy diferente a todos, Barbie es una Valdez. Buscará por todos los medios salirse con la suya y se meterá en uno y mil problemas. Como un cachorro atolondrado andará por el mundo del modelaje. Huirá de su casa y de su familia, ya que siente que quieren apartarla de su sueño. Se relacionará con un hombre sin escrúpulos, a quien Salvador y Manuel tendrán que romperle la cara. Barbie abrirá los ojos y entenderá que querer ser Miss Mundo no es un error. Error es creer que hay que rebajarse y hacer cualquier cosa para lograrlo. En ese camino va a conocer a Ramiro y lo va a enamorar. Claro que su amor, su verdadero amor, es y será siempre Manuel, sólo que ella no se dará cuenta hasta el día en el que le vea en los brazos de Isabel. Barbie desea inconscientemente que alguien por fin desenmascare la felicidad que aparenta y se tome en serio su dolor. Su mecanismo de defensa es la racionalización, que se dispara instintivamente como método para mitigar el dolor. Tras muchas pruebas, Barbie logrará dedicarle más tiempo a la reflexión y al silencio para escuchar sus verdaderas necesidades. Aprenderá a incorporar el miedo y otras emociones consideradas por ella negativas. Barbie crecerá, pero interiormente y finalmente conocerá el amor.

Gabriel Ochoa es
Ramiro

De 27 años. Guapo, perfeccionista y metódico. Su búsqueda de la perfección, le angustia. Exigente consigo mismo y con su entorno. Es impaciente y se irrita fácilmente. Se casó muy joven y ya es padre de tres hijos y viudo. Primo de Socorro, hijo de Mercedes, la tía de Socorro. En realidad él no sabe que es hijo de Julio César y piensa que él es su tío. Se va a obsesionar con la belleza de Bárbara, pero el gran amor de su vida será Lula. Lo separará de Lula la relación obsesiva con su esposa muerta. Hijo de Mercedes y de Rodolfo Álvarez Castillo. En realidad Ramiro es producto de un affaire entre Mercedes y Julio César, el padre de Socorro. Por lo tanto, su padre es en realidad su tío. Rodolfo, su padre, era un hombre muy correcto que logró con muchísimo esfuerzo convertirse en contador. Rodolfo conoce a Mercedes a través de Josefina, ya que es hermano de su novio. Mercedes es una bellísima modelo y Rodolfo se enamora de ella. Pero, Mercedes al conocer a Julio César queda cautivada por el ex camionero que, aunque ya empresario, porque detrás de la elegancia aprendida, Julio César conserva ese tinte, esa desfachatez de hombre rudo y de la calle. Mercedes es también movida por los celos de haber perdido el título de Miss Universo frente a Josefina. Fruto de esa relación nace Ramiro. Rodolfo muere sin saber que Ramiro no es su hijo. Y Ramiro tampoco lo sabe, pero siente una extraña admiración por su tío y siempre se sintió atraído por él. Ramiro atraviesa la terrible etapa del duelo tras la muerte de su esposa. Conversa con su foto. Está irritable, inestable. Por momentos, parece que logra volver a la normalidad. Es muy exigente con sus hijos. Busca la aprobación constante de Ana, fabrica la ilusión de que ella no aprobaría su relación con Lula. Empieza a ver a Ana en todas partes. Su trabajo en la agencia le agota. Ramiro atravesará todas las etapas del duelo: la negación le permite amortiguar el dolor ante la noticia inesperada e impresionante; permite recobrarse. Es una defensa provisoria y pronto será sustituida por una aceptación parcial. La negación es sustituida por la rabia, la envidia y el resentimiento; surgen todos los por qué. Su ira se desplaza en todas direcciones, aún injustamente. Se quejará por todo; todo le vendrá mal y es criticable. Luego responderá con dolor y lágrimas, culpa o vergüenza. Ante la dificultad de afrontar la difícil realidad, más el enojo con la gente y con Dios, surge la fase en la que intentará llegar a un acuerdo para intentar superar la traumática vivencia. Cuando no pueda seguir negando se debilitará, adelgazará y aparecerán otros síntomas y se verá invadido por una profunda tristeza. Este estado, temporal, es preparatorio para la aceptación de la realidad, quien ha pasado por las etapas anteriores en las que pudo expresar sus sentimientos, su envidia por los que no sufren este dolor, la ira, la bronca por la pérdida y la depresión, contemplará el próximo devenir con más tranquilidad. No será una etapa feliz. Será el principio de un nuevo comienzo, a sentir una cierta paz. Podrá hablar de su dolor con quienes le rodean. La vida se va imponiendo. La esperanza es la que le sostiene y da fortaleza al pensar que se puede estar mejor y se puede promover el deseo de que todo este dolor tenga algún sentido; le permitirá poder sentir que la vida aún espera algo importante y trascendente de cada uno. Buscar y encontrar una misión que cumplir será un gran estímulo que alimentará la esperanza.

Alberto Quintero es
Fernando

De 30 años, será amigo de Salvador en este nuevo camino. Actor, comprador, ingenioso y ocurrente. Un gran improvisador. Es adorable. Arriesga, para ganar. Atrevido y muy atractivo. Vive la vida despreocupado y feliz, hasta que sin querer se enamora de la poderosa Charo y empieza a sufrir por amor. Hijo de un presentador muy famoso y de una ama de casa. Casi queda atrapado bajo la sombra de su padre, pero logra eludir ese destino a través del dolor. Fernando descubre a su padre con un periodista en una situación comprometida. Su madre al poco tiempo, es internada en neurosiquiátrico. Entonces Fernando huye y empieza hacer su propio camino. Estudia baile y actuación y se gana la vida así, hasta que responde un aviso en el diario que el detective que trabaja para Charo, publica. Trabaja para Charo como actor, investigador. Es multifacético. Ayuda con sus amplios recursos en llevar adelante el plan de separar a Josefina y a Socorro. Desconoce la motivación de Charo, pero presiona para saber. Es arriesgado por no es un delincuente y no quiere empezar a serlo. Charo se ve forzada entonces a confesarle parte de la verdad. Fernando se empieza sentir atraído por esta mujer bella y misteriosa. Siente que lo único que necesita para sanar su corazón y su alma es hacer el amor más seguido e intenta conquistarla. Consigue empleo como profesor de “Bailes Calientes” en el gym de Josefina. Cada vez se irá involucrando más con Charo. Coqueteará con Josefina y con Socorro, pero su verdadero interés está en esta mujer que no sabe dejarse amar. Lo que le sorprenderá es descubrir que él mismo tampoco lo sabe. Se preocupará más por la calidad de sus experiencias más que por su cantidad. Su carrera de aturdimiento acabará en compromiso. Irá a visitar a su madre internada en el neurosiquiátrico y asumirá ese dolor. Su madre mostrará una enorme mejora con la presencia de su hijo. Ayudará a Charo a transformarse y a su vez eso le ayudará a él en su propia transformación.

Ana Bolena Mesa es
Mercedes

De 50 años. Cuñada de Josefina. Madre de Ramiro. Amante de Julio César en el pasado, con quien tuvo a su hijo, pero ese es un secreto. Mujer de clase alta, ex modelo. Se va a obsesionar con Salvador. Le va a conocer en el gimnasio y cuando se entere su “profesión” será capaz de pagar fortuna por él. El único mérito de Mercedes ha sido ser muy bella y aprender a lucrar con ello. Buscó trepar en la escala social y es evidente que su apariencia la ayudó en el objetivo. Intentó ser Miss Universo, pero no lo logró, ya que perdió ante Josefina. Es por celos que se fijó en el novio de Josefina y con él tuvo un affaire. Nace Ramiro fruto de ese encuentro, pero luego Mercedes lo supera y sigue su vida con Rodolfo haciéndole creer que es su hijo. Secretamente se opera y se extrae el útero porque no quiere tener más hijos y así no arruinar su figura. No nació para ser madre aunque ama y se desvive por Ramiro. Dirige una agencia de modelos junto a su hijo Ramiro, administrador de empresas. Se obsesionará con Salvador. Mercedes se enciende y despliega una sensualidad espectacular. Aparecen nuevamente los celos de juventud en donde siempre triunfó Josefina. Es posible que busque hacerse una cirugía estética y que corra riesgo de vida. Enfrentamientos con su cuñada. Obsesión desmedida por experimentar cosas nuevas. Será Salvador quien le dé un poco de calma a su tormentosa vida. Él será el puente hacia un futuro diferente.

Pilar Álvarez es
María

De 55 años. Madre de Salvador. Una mujer de barrio, simple, sencilla. Le costará el cambio con el que la va a sorprender la vida de la mano de su hijo Salvador. Mujer bastión de la familia. Viene de una familia humilde y trabajadora. De conceptos y valores elevadísimos. Amaba a su marido, con quien construyó una bella familia. Trabajaba en la misma fábrica de cajas donde trabajaba su marido, quien muere en horario laboral por lo cual cobra una indemnización, aunque pequeña, que la ayuda a salir adelante. De grande estudió peluquería, que fue su sueño desde pequeña y con el seguro de trabajo de su esposo, logró comprar los elementos para trabajar de peluquera. Para ella, el estudio es la única posibilidad de salir adelante. Por eso, estimula tanto a Barbie, aunque ésta no acuse recibo. Con Lula ya está tranquila, pues se graduó de enfermera con honores. Salvador ni siquiera terminó el secundario. Él tiene habilidad física. Con su marido lo aceptaron, no sin oponerse al principio. Pero, al ver que Salvador quería irse de la casa, el padre cede y le regala unos guantes de box, que Salvador aún conserva en el que le deja una nota que dice: “Hijo, para que seas un campeón de la vida. Te ama, Papá”. María es una luchadora sin igual. Es valiente a su manera y eso no trae pocos problemas. Juró no casarse nunca más. María nota los cambios que se generan en su apacible familia a partir de la jugada mafiosa de Don Carlos. Sospecha que Salvador haya torcido sus creencias en pos de la tranquilidad económica, cosa que ella no va a permitir. María es estafada por alguien que le ofreció ejercer de gestor en los pagos del banco y todo lo referente a trámites. Pero, este hombre no hace los pagos, estafa a otros y cae preso. El banco no espera. El banco reclama y está punto de embargarle, no sólo la casa, embargarle lo que para ella es su hogar, el que construyó con su amado esposo, hoy muerto. Y ésta se descompensa y sufre un infarto. Salvador saldrá a resolver el gran problema y lo logra. María no sabe cómo y tiene miedo que su hijo haga algo ilegal, que nunca lo permitiría. Es así que empieza a investigar. Sin querer, María obliga a Salvador a ponerse en contacto nuevamente con Don Carlos. Acudirá a Manuel por ayuda, pero él la protege y le oculta información. Es así que acude a Pedro y se sorprende al descubrir a un ser muy sabio y muy especial. Es así que ellos dos se convertirán en unos detectives muy pintorescos y entre ellos nacerá una bellísima y tierna historia de amor que tendrá como rival el hombre más impensado: el mismísimo Don Carlos. María dejará el pasado atrás y podrá volver a enamorarse y tener una vida propia además de vivir a través de sus hijos. La pregunta es con quién, con Pedro, el hombre que puede darle la calma y la tranquilidad, o con el mafioso Don Carlos, que ante ella va a ceder y va a convertirse en una buena persona.

Franklin Virkez es
Don Carlos

Un malvado de alrededor de 55 ó 60 años. De cara difícil y actitud de mafioso. Actitud y gestualidad corporal acorde al estereotipo de El Padrino. Fuma habanos y come semillas de girasol. Proviene de reformatorios. De joven estuvo preso y es en la cárcel donde aprendió a boxear y a ser más astuto. Intentó ser boxeador, hacer una carrera, pero nunca tuvo la rapidez para lograrlo y ni la destreza física para llegar. Conoce todos los artilugios del delito. Se casó con una cantante de poca monta, pero muy bella. Le ha sido infiel hasta el cansancio. Ha escalado en lo social y se ha vuelto alguien notorio que contrata sicarios para no ensuciarse las manos. Aprendió a rozar con gente de la high society. Estudió, se pulió. Pero, el círculo no lo acepta. Lo rechazan pero a la vez lo incluyen por miedo. Él dice que son todos unos flojos, cobardes. Pero, en el fondo, detesta no pertenecer. Tiene una hija que es la luz de su existencia, por ella es capaz de dar la vida. No soporta que le digan que no, por eso se obsesiona con Salvador. En el fondo le envidia porque tiene lo que él nunca tuvo y sabe que si no interfiriera en su carrera pugilística, llegaría a ser campeón mundial. Esto no lo soporta. Detectará que su mujer está cambiada. Hará muchas maldades y correrá peligro de ser desenmascarado por su Salvador. Don Carlos descubre que Victoria, su esposa, “la muy tonta”, según él, tiene un amante, y no sabe quien se puede interesar en esa bella cabeza hueca. Salvador es la respuesta. Esto lo enloquecerá. Sólo que su final es impensado porque hay una luz de esperanza para su vida, allá en el final del camino y esa luz se llama María (la madre de Salvador).

Morella Zuleta es
Victoria

Bella y vistosa. De unos 45 años. Muy buen cuerpo. Practica baile y canto. Fue cantante, pero abandonó su carrera. Una buena mujer con una voz preciosa que se dejó deslumbrar por la comodidad económica que le ofrecía Don Carlos. Ha sido muy, pero muy infeliz a su lado. Una mujer solitaria y con una hija mujer a la que Don Carlos crió como una princesa y que a ella la ignora porque vive por y para el padre. Ella luego no pudo tener más hijos. Quiso adoptar, pero Don Carlos se reía de su pedido. “Chicos rechazados por otros en esta casa no entran”. Busca llenar su vacío y su falta de amor con actividades culturales porque su hija no le da espacio en su vida. Es una muy buena amiga. Conoce a Mercedes en un curso de Arte. Al conocer a Salvador; Victoria empezará a descubrir cosas en ella que jamás había experimentado. Aprenderá que ella no es una víctima y que si lo es puede dejar de serlo. Que sólo depende ella. Esto lo aprenderá de Salvador, que realmente se ha propuesto salvar a Victoria para que la victoria sea su propia vida. Su transformación será absolutamente conmovedora porque podrá reencontrarse con su hija y con ella misma.

Vicente Tepedino es
Gonzalo

De 35 a 40 años. Atractivo, impecable, respetable y serio. Usa unos anteojos muy tentadores que le dan un look elegante y refinado. Aplomado, observador, muy hábil con las palabras. Meticuloso y ordenado. Detesta el conflicto. Por eso funciona como un excelente mediador y es tan buen nexo entre Josefina y el staff de acompañantes masculinos. Se esfuerza por mantenerse tranquilo e inalterable externamente. Pero es una bomba de tiempo. Después de mucho soportar, puede hacer cosas impensadas. Durante la adolescencia, Gonzalo se destacaba como maratonista en competencias intercolegiales. Después a nivel nacional. Aspiraba a participar de las Olimpíadas. Terminando su adolescencia, su familia se mudó a Suiza por el empleo del padre. Gonzalo sufrió bastante el desarraigo. Su carrera como maratonista se vio afectada y además tenía una novia que amaba, mayor que él, relación que sus padres no aprobaban. En Suiza, deprimido y solo, abandona las carreras y decide estudiar diseño gráfico y webs. Se recibió muy joven y ejerció muy poco tiempo. Siguió la carrera para complacer a su padre. Su familia aún vive en Suiza. Gonzalo regresó después de una discusión en la que anunció que quería volver a correr. Al volver, conoce a Josefina casualmente, al encargarle publicidad para su gym. Gonzalo queda obnubilado por ella. Tiene un parecido muy fuerte con su ex novia. Josefina le ofrece trabajar en su gym como preparador físico, además de diseñar las piezas gráficas y de comunicación del gym. Él acepta. Luego de establecer una relación de absoluta confianza con Gonzalo, Josefina le ofrece ser el coordinador del negocio de los acompañantes masculinos. Gonzalo acepta y diseña el site. Está secretamente enamorado de Josefina. Trabaja como asistente de Josefina. Coordina el negocio de acompañantes masculinos. Su rol es principalmente contactar nuevos candidatos, coordinar. Sale a correr para descargar sus energías en medio de la noche. Su amor por Josefina va creciendo. Vive en un loft. Tiene un cuarto secreto forrado de fotos de Josefina que va completando. En este cuarto está toda la carrera de Josefina. Salvador le empieza a dar celos. A los otros acompañantes no les ve como amenaza. Se empezará a obsesionar por Josefina, tanto que se le despierta un tic nervioso. Sus acciones son cada vez más peligrosas. Un día intenta besar a Josefina, que lo toma con ternura pero le dice que por él, ella no siente nada, que le quiere muchísimo y que es un excelente empleado, pero nada más. Un día, hacia el final, Gonzalo se descontrola, la rapta y la dice que ella le ama, que son el uno para el otro, y Gonzalo pierde el control por completo. Gonzalo empieza siendo un personaje controlado y medido hasta que finalmente pierde por completo el control. Se despierta en él un desorden psicológico muy peligroso que puede afectar a terceros y a sí mismo.

Helga Díaz es
Beatriz

De 36 a 40 años. Es psicóloga. Conoce a Salvador a través de Socorro, su paciente. No se compromete, pero al final le puede más la atracción por Salvador que su ética profesional y se convierte en su amante furtiva.

Shirley Marulanda es
Elena

De 24 años. Empleada de Socorro y Felipe. Es parecida a Pocahontas. Vive enamorada de Salvador y sueña permanente con él hasta que en algún momento también su sueño se hace realidad y logra estar en brazos de su ilusión. Es inocente y pícara.

Coraima Torres es
Ana

De 30 años. Esposa de Ramiro. Muere en el parto de su tercer hijo. La mujer que nunca un hombre podrá olvidar. Sencillamente perfecta en lo poco que la vemos y en los recuerdos de su esposo y sus hijos, que la tienen presente en las fotografías que inundan la casa. Mientras vivió, fue una mujer muy bella, amorosa, dulce y perfeccionista.

Mauricio Figueroa es
Don Pedro

De 50 años. Entrenador de Salvador. Enamorado de María, y muy cercano a Salvador y su familia. Es como el papá del barrio. Con alma de impulsador, leal, bueno y con espíritu tranquilo.

Lorena Mcalister es
Doña Agustina

De 65 años. Abuela de Felipe. Millonaria. Con mucha clase y sofisticada. Sospecha que su nieto es gay y, por eso, quiere forzarlo a casarse como condición de heredarle su fortuna y aprovecha la oportunidad porque está enferma y sólo un nieto puede salvarle científicamente la vida. Proyecta un poder absoluto y, a su manera, se burla del mundo. Es dominante.